Auschwitz II (Birkenau)

Precisión, orden y planificación prusiana se dan la mano en este campo de concentración o, mejor dicho de exterminio pues ésta fue su función principal. Se equivoca quien espere encontrar un sitio lúgubre o tétrico. Nada más lejos de la realidad pues el campo se asienta sobre una gran planicie, cerca del río Sola y los rayos de sol iluminan los restos del horror y la muerte.

Auschwitz II (Birkenau): Vista general
Vista general
Barracones
Barracones
Letrinas
Letrinas

Vagones como el que se aprecia en la imagen transportaban a los judíos hasta el campo. Muchos de ellos ni siquiera sospecharon que aquellas escaleras les llevaban a la muerte.

Vagón
Vagón
Auschwitz II (Birkenau): Entrada cámara de gas
Entrada cámara de gas
Auschwitz II (Birkenau): camino a la muerte
Camino a la muerte
Auschwitz II (Birkenau): El edificio, hoy en ruinas, alojaba tanto la cámara de gas como los hornos crematorios.
El edificio, hoy en ruinas, alojaba tanto la cámara de gas como los hornos crematorios.
Auschwitz II (Birkenau): Barracones
Barracones

2 comentarios


  1. Es absolutamente triste tan sólo imaginar lo que vivieron los judíos que perecieron, se estremece la piel al pensar que hubo entre las víctimas hombres, mujeres, niños. Definitivamente es algo que marcó para siempre la historia no sólo de una nación, sino de la humanidad entera.

    Responder

    1. Creo que es imposible acercarse a la sufrido por aquellas personas. Años después, otro genocidio tuvo lugar en la extinta URSS. Aún peor si cabe que el cometido por los nazis porque ni siquiera se conoce con exactitud cuantos millones de personas fueron asesinadas.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *