Difundir la cultura

A propuesta de la Ministra de Cultura, el Consejo de Ministros aprobó el Plan Integral en defensa de la propiedad intelectual con el que dicho ministerio «pretende defender el derecho de los creadores frente a los efectos devastadores de la piratería desde el punto de vista cultural, económico y social». Al margen de las críticas o elogios que pueda merecer este plan, resulta evidente que a la ministra le interesa más el aspecto mercantil de la cultura que el aprovechamiento de las nuevas tecnologías para difundir aquélla. Y a las pruebas me remito: todas las iniciativas van siempre en la misma dirección, a saber, en la que le dicta la Sociedad General de Autores. Con su apoyo incondicional a ésta y a otras asociaciones semejantes sólo conseguirá cercenar, aún más si cabe, las ya escasas posibilidades de la cultura para abrirse paso entre la maraña de intereses comerciales que dominan hoy el panorama cultural. Basta navegar por las universidades, museos y fundaciones españolas y comparar éstas con las europeas en general y especialmente con las anglosajonas, para darse cuenta de la realidad: que estamos a años luz de alcanzar la «convergencia». Por eso, desde aquí se reclama otro Plan Integral: Manifiesto por la liberación de la Cultura. Esto es lo importante y no intentar poner puertas al campo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *