Geoestrategia

COLABORACIONES: Moussa Garduño García, Facultad de Ciencias Políticas y Sociales. Universidad Nacional Autónoma de México. Agradezco a D. Moussa su desinteresada colaboración y espero que podamos disfrutar todos los meses de sus excelentes análisis.

Arabia Saudí. ¿Pivote geoestratégico en el Medio Oriente?

Mucho se dice y poco se analiza seriamente sobre lo que acontece en la región de Medio Oriente. La imagen del terrorismo ha llegado a usarse vergonzosamente como sinónimo de la fe musulmana, asociándola incluso, con el uso de la violencia y la exhortación al fanatismo.
Arabia Saudí, en esta región, tiene características muy particulares que se deben entender para evaluar por qué Estados Unidos ha tenido tantos problemas en sus relaciones con los países árabes, principalmente a partir de los atentados del 11 de septiembre, y por qué el país que pregona por la expansión de los valores de la libertad, la justicia, la democracia y el libre mercado en el mundo, tiene como principal aliado en esta región a una monarquía absoluta y antitética a estos valores occidentales por naturaleza.

Este trabajo busca explicar, en cuatro apartados, el poco conocido conflicto entre el régimen Saud de Arabia Saudí y su misma población, teniendo a Estados Unidos como un actor con una enorme incidencia en el mismo. Un desequilibrio de la estabilidad de la monarquía se ha estado fraguando desde principios de los años noventa y podría tener consecuencias graves no solo para la misma Arabia, sino para su región y también para el sistema internacional en general. Explicar las causas, el desarrollo y los posibles escenarios que se puedan describir de su evolución, es el principal objetivo de este análisis con la hipótesis de descubrir si en verdad Estados Unidos necesita de una monarquía absoluta en la región y cuáles serían las consecuencias de no contar con esta alianza tan contradictoria a simple vista. El petróleo y una revisión por la naturaleza del régimen Saud ofrecerán una respuesta.

Para el lector, será necesario retomar algunos antecedentes básicos para la comprensión de la naturaleza del régimen Saud expuestos en el primer capítulo. Ruego poner la misma atención en todos los demás para una mejor comprensión del conflicto y un acercamiento al modo de vida en un país tan diferente a Occidente como es Arabia Saudí.

En el segundo capítulo se aborda la relación entre Estados Unidos y el régimen Saud, con el afán de encontrar un mutuo afecto entre ellos, aunque se hará más énfasis en el interés que tiene Estados Unidos en la región y en especial en el petróleo del reino. Con esto se trata de determinar el nivel de injerencia de Estados Unidos en el conflicto saudí a pesar de que podría tratarse a simple vista de un problema interno. Las respuestas que se encuentran en este apartado son fascinantes, sobre todo a partir del análisis del poco conocido “Pacto Quincy”.

En el tercer capítulo se aborda la estrategia de Estados Unidos en Arabia para mantener al régimen saudí. Mediante esta lectura, se complementa la respuesta a la pregunta inicial expresada en el título del trabajo y se explica la razón de ser de esta relación tan extraña entre ambos gobiernos a pesar del malestar de la población árabe.

Así se llega al cuarto y último capítulo donde se retoma la información anterior para plantear posibles escenarios a escala interna, regional e internacional con resultados sorprendentes y bien fundamentados. Al final se ofrecen algunas conclusiones al mismo tiempo de incluir una reflexión sobre la cultura, además de todo el empeño en agrupar las situaciones económicas, políticas y sociales posibles, en aras de alejarnos de la subjetividad y encontrar una buena explicación a la realidad a partir del análisis del pasado y el ejercicio de la prospectiva.

Leer artículo completo: Arabia Saudí. ¿Pivote geoestratégico en el Medio Oriente? Por Moussa Garduño García, 4 de febrero de 2006.

COLABORACIONES: Moussa Garduño, Facultad de Ciencias Políticas y Sociales. Universidad Nacional Autónoma de México

En busca del cónclave geoestratégico en vísperas del desequilibrio de la supremacía estadounidense: una crítica al gran tablero mundial.

Desde el fin del sistema bipolar que se desarrolló durante la época conocida como “guerra fría”, la división del modelo internacional cambió radicalmente desde el punto de vista del vencedor. Estados Unidos se autoproclamó como la única superpotencia capaz de establecer un “nuevo orden mundial” mediante la imposición de una hegemonía que, en teoría, debería estar conformada por el consenso de los países desarrollados y así presentar al mundo entero el triunfo del modelo democrático y capitalista ante el socialismo devastado por su propio peso.

Comenzó así un debate entre teóricos estadounidenses sobre el futuro de su nación y su papel en el sistema internacional. Se habló de un “fin de la historia”, donde se proclamaba sin duda alguna el triunfo de la democracia estadounidense sin rival de por medio; de un “choque de civilizaciones” donde se vislumbran conflictos étnicos y religiosos; e incluso de un “gobierno trilateral” al mando de Estados Unidos, Europa y Japón. En este contexto, también se escribió una obra llamada “El gran tablero mundial” por uno de los estrategas más importantes en los últimos tiempos en la sociedad estadounidense: Zbiegnew Brzezinski.

“El gran tablero mundial. La supremacía estadounidense y sus imperativos geoestratégicos” ha sido un trabajo más acertado que las mencionadas anteriormente y que es necesario analizar por sus lúcidas visiones sobre la política internacional, y más aún, por su aportación a la geoestrategia internacional.

La obra fue publicada en 1997 y desde entonces ha habido cambios importantes en el sistema internacional (algunos fueron previstos por el autor sin embargo otros no) y por lo tanto es menester indagar sobre el pensamiento geoestratégico de los Estados Unidos tomando en cuenta la importancia de esta disciplina en el campo de las Relaciones Internacionales y su utilización en el análisis político contemporáneo.

Así entonces, el artículo se divide en tres secciones. Por una parte, se ofrece una breve reseña del autor; en una segunda parte, se expone un breve resumen de su obra tratando de concentrar la propuesta geoestratégica estadounidense para jugar en “el gran tablero mundial”, siendo la masa continental de Euroasia la que reciba este nombre, y finalmente; se agrega una crítica al contenido de la obra haciendo énfasis en sus aciertos, carencias, aportaciones y valor académico ofreciendo algunas conclusiones sorprendentes sobre las dimensiones que de la obra se ha extraído y que en un futuro podrían concretarse.

Leer artículo completo (formato PDF)