Música

La Ópera de Sídney, situada en la ciudad de Sídney, estado de Nueva Gales del Sur, Australia, es uno de los edificios más famosos y distintivos del siglo XX. Declarado en 2007 Patrimonio de la Humanidad, fue diseñado por el arquitecto danés Jørn Utzon en 1957 e inaugurado el 20 de octubre de 1973.

Hoy, gracias a la tecnología, podemos recorrerla en 360ª al mismo tiempo que nos relajamos con la actuación de la  soprano australiana Nicole Car, violonchelista y directora de planificación artística de la Orquesta Sinfónica de Sydney, Benjamin Schwartz y la propia Sydney Symphony Orchestra bajo la batuta de David Robertson, Director Titular y Artístico.

Bien con el ratón, bien con las flechas que aparecen en la parte superior izquierda del video podemos rotar la imagen y sentir que nos encontramos dentro de ese magnífico edificio. No olviden tampoco ajustar la resolución en la configuración en los ajustes (icono «tuerca»).

Simon & Garfunkel Scarborough Fair

Scarborough Fair, una de las canciones de la película El graduado, no es composición original de Simon & Garfunkel sino una adaptación de una canción popular tradicional inglesa de origen medieval. Sus orígenes se remontan al parecer al siglo XII. El título hace referencia a la Feria de Scarborough, que en tiempos medievales representaba uno de los mayores puntos de referencia comercial de toda Inglaterra, con un enorme mercado que se prolongaba durante 45 días a partir del 15 de agosto. Seguir leyendo ...

Symphony No.1 in E flat, KV 16 (Mozart): fragmento manuscrito de la partitura
Fragmento manuscrito de la partitura

Tal vez esta sinfonía no pueda considerarse una gran obra, pero fue el primer peldaño de una escalera que llevaría a Mozart a convertirse en una gran compositor.

La Sinfonía n.º 1 en mi bemol mayor, KV. 16, fue escrita en 1764 por Wolfgang Amadeus Mozart con tan solo ocho años de edad. En ese momento, Mozart ya era conocido en toda Europa como wunderkind (niño prodigio), pero hasta ese momento sólo había compuesto pequeñas piezas musicales.

La sinfonía está escrita para una orquesta formada por dos oboes, dos trompas y cuerdas (primeros y segundos violines, violas, cellos y contrabajos). Está formada por tres movimientos según el esquema clásico típico rápido-lento-rápido, reflejando los orígenes del género en la obertura italiana, y típico de las sinfonías del período clásico.

El primer movimiento de la sinfonía (Allegro molto) es una pieza rápida escrita en forma sonata.

El segundo es lento (Andante), compuesto en do menor con acompañamiento casi constante de tresillos de semicorcheas.

El tercero es rápido y vivo (Presto), haciendo gran juego de contrastes entre los pasajes entre suaves y fortes, y entre las partes interpretadas solo por los violines y las interpretadas por toda la orquesta.

En la dilatada carrera de Bob Seger, el álbum Against the wind (1980) supuso todo un reconocimiento a su música. Desbancó al conocidísimo The Wall de Pink Floyd  del número uno de la lista Billboard 200 y se mantuvo seis semanas de forma consecutiva en ella. En la 23ª edición de los Grammy ganó en dos categorías: «Mejor interpretación de rock de un dúo o grupo con voz» y «Mejor portada (Best Album Package)».

De las diez canciones que componen el álbum, una de ellas nunca había sido tocada en directo hasta hace un par de años. Cuando le preguntaron a Seger por qué había tardado casi cuarenta años en cantarla en un escenario, se limitó a contestar que solo ahora había sentido en su interior que tenía la libertad para hacerlo.

El tema es No Man's land (Tierra de nadie), un canto a la libertad individual y una de sus canciones más bellas y poéticas a la vez que enigmática en su letra:

«Quería mostrar diferentes estados de la naturaleza y elementos: nieve, hielo, agua, viento, fuego ... y combinar todo esto con la danza de una elegante bailarina y el toque de un violonchelista. Por tanto, todo se rodó en distintas épocas del año. Comenzamos a filmar la parte de baile en el lago Baikal e incluso llevamos a cabo una filmación en las montañas de Sayan. Pero la mayor parte de los bailes se filmaron en las montañas de Georgia, a donde fuimos expresamente. Y por extraño que parezca, el rodaje más duro para nuestra bailarina no fue en enero en el hielo del lago Baikal, sino en mayo junto a una cascada en Georgia. Cómo soportó Galya esta ducha fría con su ligero vestido y al mismo tiempo bailar para todos nosotros sigue siendo un misterio.» —Stas Tolstnev

La grabación del cortometraje duró dos años (2017-2019) y no hay nada en él digital. Todas las tomas son reales.

Mark Johnson y Whitney Kroenke fueron los fundadores en 2002 de Playing For Change, una iniciativa que pretendía buscar en las calles la inspiración y el latido de la gente a través de la música. De ese primer viaje surgió el documental «A Cinematic Discovery of Street Music» y desde entonces no han parado de viajar por el mundo grabando y filmando a músicos, y creando Soongs Around the World. Es un movimiento concebido para inspirar y conectar el mundo a través de la música.

El siguiente paso fue crear la «Fundación Playing For Change» (video de presentación en castellano), una organización sin ánimo de lucro que se dedica a construir escuelas de música y arte para niños de todo el mundo, y a crear esperanza e inspiración para el futuro de nuestro planeta.

Nada mejor para el inicio de fin de semana que dejar volar la imaginación con Anywhere Can Happen, el surrealista cortometraje del director argentino Fernando Livschitz (Black Sheep Films). Un universo psicodélico ambientado con una versión de «What a Wonderful World» (*) interpretada por Reuben and the Dark y AG.


(*) La canción fue escrita por Bob Thiele y George David Weiss y cantada por primera vez por Louis Armstrong.

Un concierto en París junto a The Damned —finalmente cancelado—, una habitación compartida en un hotel situado entre una tienda de artículos sexuales y una librería, un cartel de la obra de teatro Cyrano de Bergerac, unas prostitutas callejeras.... corría el año 1977 y los protagonistas de la historia eran Sting, Andy Summers y Stewart Copeland (The Police).

De aquella experiencia nació la canción Roxanne que hoy hace 43 años que fue publicada (7 de abril de 1978). Toda la historia en Roxanne la canción que The Police dedicó a una prostituta.

Puedes apagar una vela de un soplido, pero no puedes apagar un fuego. Una vez que las llamas comiencen a encenderse, el viento las hará más fuertes — Peter Gabriel

Gabriel, fundador del grupo musical de rock progresivo Genesis en 1967, reeditó el pasado mes de febrero uno de sus éxitos como solista: Biko. La canción, publicada en su tercer disco en solitario (1980), fue la primera aproximación del gran músico a la música étnica y en concreto a la africana.

La letra de la canción está basada en la vida de Steve Biko, un activista que luchó contra el apartheid en Sudáfrica y que falleció en 1977 tras ser detenido y torturado por la policía de su país. Fue versionada por otros artistas como Joan Baez, Simple Minds, Manu Dibango, Ray Wilson y Paul Simon.

Ahora, 41 años más tarde, Peter Gabriel ha reeditado la canción con la colaboración de más de 25 músicos de todo el planeta incluyendo a la gaitera Cristina Pato. Se lanzó en el mismo mes en que se celebraba en EEUU Y Canadá el «Black History Month» y bajo la iniciativa Playing For Change.

Pancarta desplegada en el concurso de belleza Miss Sarajevo (1993)
Pancarta desplegada en el concurso de belleza Miss Sarajevo (1993)

En 1991, Yugoslavia comenzó a desintegrarse con la declaración de independencia de Croacia y Eslovenia. En febrero de 1992, Bosnia-Herzegovina tomó el mismo camino pero el nacionalismo serbio, dirigido por los genocidas Radovan Karadžić y Slobodan Milošević, que tenía como objetivo principal que todos los serbios —diseminados por las distintas repúblicas que componían Yugoslavia— vivieran en lo que dieron por llamar la Gran Serbia, provocó una guerra que ocasionó cien mil muertos y más de un millón de desplazados.

Además del sitio de Mostar o la masacre de Srebrenica, hubo un asedio —el de Sarajevo— que se convirtió en icono de la guerra. Duró prácticamente cuatro años (1992-1996) y el terror sacudió a la ciudad casi a diario. Al bombardeo indiscriminado —que provocó por ejemplo la masacre del mercado de Markale— se unía la acción de los francotiradores serbiobosnios que disparaban sobre objetivos civiles sin importarles si eran hombres, mujeres o niños.

A pesar de todo, la población de Sarajevo mantuvo la dignidad por encima de todas las penalidades que sufrieron aquellos largos años. Y en medio de esa guerra, un grupo de jóvenes decidió en 1993 organizar en un sótano un concurso de belleza. En realidad, fue un grito desgarrador pidiendo ayuda. Inela Nogić fue la ganadora. Tenía entonces 17 años. Al ser coronada desplegó una pancarta que decía: «No dejéis que nos maten».

El concurso fue grabado en vídeo por un aficionado y sirvió posteriormente de base para el documental Miss Sarajevo del director Bill Carter. Nogić y el resto de participantes levantando la famosa pancarta se convirtieron en el símbolo de la resistencia de la ciudad.

En 1995, la banda irlandesa U2 publicó. inspirándose en este suceso, el tema Miss Sarajevo en cuyo videoclip aparecen escenas del documental. El disco fue el único sencillo del álbum Original Soundtracks 1, un disco que U2 y Brian Eno publicaron bajo el seudónimo «Passengers»:

La letra original puede leerse en la página de U2. En youtube también podéis encontrar la canción subtitulada en español.