Un mundo analógico

Durante el curso escolar de 1917, en plena I Guerra Mundial y quien sabe si coincidiendo con la Revolución Rusa, los niños de la Emerson High School (Oklahoma City) garabateaban en las pizarras sin saber que, 100 años más tarde, una remodelación del centro dejaría al descubierto sus anotaciones. Entre ellas destaca una “rueda de multiplicar” realmente curiosa (podéis ver más fotos en el artículo del Washington Post):

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *