Una memoria naufragada

© Mission Archéologique Française (Libia) Claude Sintes y Jean-Marie Blas de Roblès descubriendo una estatua de Dionisos.
© Mission Archéologique Française (Libia)

Más de tres millones de navíos naufragados yacen en el fondo de mares, ríos y lagos. Centenares de cuevas ornamentadas, ciudades y monumentos sepultados bajo el agua quedan aún por descubrir. ¿Cómo explotar los conocimientos que nos proporcionan estos vestigios? ¿Cómo presentarlos al público? ¿Cómo proteger este patrimonio inestimable y frágil? En este número de El Correo se trata de aportar respuestas a toda esta serie de interrogantes.

Para leer este número, haga clic aquí.

1 comentario


  1. HOla:

    En Cádiz hay en marcha un monton de investigaciones del fondo marino y,… dicen que no se ha descubierto ni el 10% de lo que hay,… el fondo submarino es un museo por descubrir!

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *