Una rosa en el desierto

La esteparia comarca de Belchite aloja en su seno un pequeño pueblo donde nació, allá por 1746, una rosa cuyos pétalos aún cobijan a sus pocos habitantes. Hablamos de Fuendetodos y Francisco de Goya.

Del pintor y grabador se ha escrito tanto que poco cabe añadir. Tan solo remarcar que las vanguardias pictóricas del siglo XX le deben todo. Sin su padre artístico tal vez nunca hubieran florecido o lo hubieran hecho de forma bien distinta.

Los habitantes -los pocos que quedan- han pasado de las tradicionales actividades económicas, agricultura y ganadería, a otras más rentables como el turismo. Otras menos corrientes, las canteras de piedra caracoleña y el comercio de hielo, se han perdido por completo. Hasta 22 neverones había en la zona donde se recogía y conservaba la nieve caída durante el invierno para suministrar después hielo a Zaragoza durante la época estival.

Datos prácticos:

  1. Hay dos actividades principales: un paseo a través de un sendero señalizado donde podemos ver la fuente , neverones, restos de hornos de cal y otras construcciones del pasado; y la parte artística, es decir, la casa natal de Goya y el Museo del Grabado.
  2. Visitas guiadas: llamar con antelación.
  3. Tiempo: no escojáis un día de fuerte viento. El cierzo es insufrible si sopla con fuerza.
  4. En cualquier caso, en la página de la Fundación Fuendetodos Goya se encuentra toda la información necesaria para organizar la visita.
  5. Enlaces relacionados: Realidad e imagen: Goya 1746-1828 y Goya ¡Qué valor!
Nevera Culroya (Siglo XVIII)
Interior de la nevera
Fotografías de la época
Fotografía de la época
Casa natal de Goya Y Sala Zuloaga
Casa natal de Goya: cocina
Casa natal de Goya: cocina
Casa natal de Goya: primera planta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *