Lunes, 30 de junio de 2003

Por W. R. Polk, nombrado por el presidente Kennedy miembro del Consejo de Planificación Política del Departamento de Estado, encargado de la planificación para el norte de África y Oriente Medio entre 1961 y 1965. Actualmente es director de la Fundación W. P. Carey (LA VANGUARDIA, 30/06/03):

La campaña militar llevada a cabo por las fuerzas británicas y estadounidenses en Iraq estaba diseñada para provocar “conmoción y temor” en el Gobierno, el Ejército y el pueblo iraquíes, y lograr así que se rindieran con celeridad y un mínimo de bajas entre las fuerzas atacantes. De forma inevitable, la infraestructura de las ciudades sufrió graves daños.…  Seguir leyendo » “Iraq: la rentable reconstrucción”