Miércoles, 10 de enero de 2007

By Tariq al-Hashimi, the vice president of the Republic of Iraq (THE WASHINGTON POST, 10/01/07):

During my recent visit to Washington I found a nation fatigued by news of a faraway battle that seemed to creep closer with each fallen soldier. I found an administration wearied by infighting among an Iraqi government that seems incapable of reaching simple agreements. The chaos and sectarian destruction plaguing my people are slowly becoming just statistics in passing headlines, as we become a nation whose people spend more time each day preparing for death than for life.

Many Americans unfortunately believe that Iraq can no longer be salvaged.…  Seguir leyendo »

By Harold Meyerson (THE WASHINGTON POST, 10/01/07):

If any Americans could truly understand Iraqi Prime Minister Nouri al-Maliki, George Bush and Karl Rove should. All three firmly believe that the successful politician must above all cultivate his base — not that any of them can point to recent successes.

In refusing to do anything to curtail the anti-Sunni pogroms of Moqtada al-Sadr’s legions, Maliki, after all, is just dancin’ with the ones that brung him. He owes his office to Sadr. More broadly, he is the governmental leader of the Shiites at the very moment they and the Sunnis have embarked on a ghastly civil war.…  Seguir leyendo »

By David Ignatius (THE WASHINGTON POST, 10/01/07):

What makes sense in Iraq? The political debate is becoming sharply polarized again, as President Bush campaigns for a new «surge» strategy. But some useful military guideposts can be found in a new field manual of counterinsurgency warfare prepared by the general who is about to take command of U.S. forces in Baghdad.

Lt. Gen. David Petraeus supervised the development of the manual when he ran the Army’s training center at Fort Leavenworth, before he had any idea he would be heading back to Baghdad as the top commander. In that sense, the document reflects a senior officer’s best judgment about what will work and what won’t — independent of the details of the current «to surge or not to surge» debate.…  Seguir leyendo »

By Daniel Finkelstein (THE TIMES, 10/01/07):

What’s your favourite fact? Come on, everyone has a favourite fact. Here’s mine: more young people supported the Vietnam War than did any other section of the American population. As the war progressed, the whole country turned against it, but those under 30 remained least likely to regard it as an error.

I have deployed this point on countless occasions — arguments about the Sixties, disputes about the political views of young people, discussions on the differences between the views of activists and the general public — but I bring it up now for a different reason.…  Seguir leyendo »

By Naima Bouteldja, a French journalist, is a researcher for the Transnational Institute. A longer version of this article appears in next month’s Red Pepper (THE GUARDIAN, 10/01/07):

For millions of European voters, the experience of governments identified with the left have in the past decade become increasingly indistinguishable from the authoritarian neoliberalism of the new right. In France, the retreat from social democracy has been more gradual, buttressed by the influence of the Communist party (one of the main political forces until the 1980s), strong social movements and the institutional gains of the postwar era. But just as 1979 was Britain’s electoral crossroads, the 2007 presidential election threatens to do the same for France.…  Seguir leyendo »

By Giles Fraser, the vicar of Putney and a lecturer in philosophy at Wadham College, Oxford (THE GUARDIAN, 10/01/07):

‘Apocalypto is unburdened by nationalist or religious piety» claimed New York’s Village Voice. With this alibi, critics have allowed themselves to be won over by Mel Gibson’s disgusting Mayan slasher movie. His previous film, The Passion of the Christ, was widely condemned for its anti-semitic portrait of Jews – repeating, many believed, the idea that «the Jews» were responsible for Christ’s death. This interpretation was apparently confirmed by an incident last summer in which Gibson told a policeman: «Jews are responsible for all the wars in the world.» In the light of this there is palpable relief that Gibson has left his religious politics at home and made Mad Max in the jungle.…  Seguir leyendo »

By Jonathan Freedland (THE GUARDIAN, 10/01/07):

Say what you like about George Bush, but no one can accuse him of following the crowd. When everyone from the American electorate to the US military brass, along with a rare consensus of world opinion, cries out with one voice to say «enough» of the war in Iraq, Bush heads in the opposite direction – and decides to escalate. When his army chiefs complain of desperate overstretch in the war on terror, he takes that as his cue to open up another front. And that’s just this week.

On Sunday night the US military launched an air strike – not on Iraq or Afghanistan, but on southern Somalia.…  Seguir leyendo »

Por Salvador Moreno Peralta, arquitecto (EL PAÍS, 10/01/07):

Aun cuando tenga una enorme repercusión social, el mundo de la arquitectura y de los arquitectos tal vez sea uno de los más endogámicos, de ahí que artículos como Mefisto y los arquitectos, publicado en estas páginas el pasado diciembre por el escritor Rafael Argullol, desde la atalaya de su autoridad intelectual -o mejor, desde su simple estatuto ciudadano- sea recibido por los que consideramos esta profesión un servicio público como una intromisión de todo punto saludable.

De todas las Bellas Artes -y convengamos que aún lo sigue siendo- tal vez sea la arquitectura la que mejor sirva a la voluntad de trascendencia y perpetuación del ser humano, de ahí que un proyecto arquitectónico, de la misma manera como han nacido todas las ciudades, tenga algo de acto fundacional.…  Seguir leyendo »

Por Pablo Salvador Coderch, catedrático de Derecho Civil de la Universitat Pompeu Fabra (EL PAÍS, 10/01/07):

Hasta quienes fatigaron la infamia, medio escribió Borges, tienen derecho a subir las escaleras del cadalso sin ser escupidos por sus verdugos. Sadam Husein (1937-2006) no merecía morir colgado por el cuello, con la inoportuna dignidad de los valientes vituperados por sus matadores, por más que su historial empezara en 1959 cuando atentó contra su Jefe de Estado, el brigadier general Abdul Karim Kassem, otro asesino, quien también acabaría ejecutado en 1963, tras una premonitoria farsa de juicio. La historia de Irak, antiguo mandato británico de Mesopotamia, es la del encadenamiento de tres pueblos por una sucesión sistemática de gángsteres mayormente caracterizados por la propensión suicida a hacerse con el poder exterminando a sus predecesores y a sus familias.…  Seguir leyendo »

Por Fernando Savater, catedrático de Filosofía de la Universidad Complutense de Madrid (EL PAÍS, 10/01/07):

Hace unas semanas, José Blanco acuñó un apotegma taoísta: «Los que no saben, hablan, y los que saben, callan». Bueno, a partir del 30 de diciembre ya quedó claro en cuál de las dos categorías hay que apuntar al Presidente del Gobierno. Aunque la calificación puede extenderse -y con agravantes- a la pléyade de expertos en el asentimiento y el hosanna que se han apiñado últimamente para «asesorar» al prócer en lo tocante al fementido «proceso de paz». Rodeado de tantos empeñados en dar jabón, no es raro que el hombre haya resbalado.…  Seguir leyendo »

Por Fernando Sánchez Dragó, escritor, autor de la obra reciente Muertes paralelas. Presentará Diario de la Noche en Telemadrid a partir del próximo 22 de enero. (EL MUNDO, 10/01/07):

Y proclamación, mediante ella, de los Derechos Universales de la Literatura. Decía Nietzsche que «sólo como fenómeno estético se justifican eternamente la existencia y el mundo». Así es, aunque así no os parezca. Lo sabía de niño, lo olvidé en mi juventud, lo negué luego, lo reconozco ahora. Sólo un anciano, al que la edad torna invulnerable, puede atreverse a decir en la Europa de hoy, depresiva, represiva y mojigata, que la estética es su ética y que siempre había sido, para él, así.…  Seguir leyendo »

Por José Antonio Zarzalejos, director de ABC (ABC, 10/01/07):

YA tenemos todos los elementos -fácticos y argumentativos-para diagnosticar la situación que ha creado en España el llamado «proceso de paz», cuya denominación jamás ha hecho justicia a su contenido material. Desde su arranque -seguramente en mayo de 2004, cuando el presidente del Gobierno recibe la oferta negociadora de ETA-y, desde luego, a partir de la declaración por los terroristas de un mendaz «alto el fuego permanente», éste no ha sido un proceso de paz -nunca ha habido guerra- sino de negociación política en el que la organización criminal ha jugado con un arsenal político -el de sus reivindicaciones tradicionales, coartada sólo de su deriva mafiosa- y con otro coactivo -el de su violencia, que eclosionó brutalmente el pasado día 30 de diciembre en el aparcamiento D de la T4 del aeropuerto de Barajas.…  Seguir leyendo »

Por Brahma Chellaney, profesor de Estudios Estratégicos del Centro de Investigación Política de Nueva Delhi. Traducción: José María Puig de la Bellacasa (LA VANGUARDIA, 10/01/07):

Cabe esperar que la cada vez más insondable catástrofe que asuela Iraq, derivada de la arrogancia estadounidense, sirva de humilde lección a las generaciones futuras de líderes estadounidenses. Pero, como ponen de relieve los planes inminentes de concentración de tropas en Iraq, el presidente George W. Bush sigue mostrándose renuente a reconocer humildemente las sombrías realidades presentes. Si la misión de Bush estribaba en instaurar una democracia estable en Iraq bajo la ocupación, animando a los países vecinos a avanzar por la misma senda, lo cierto es que tal objetivo se ha visto coronado por el descrédito y sus consecuencias a largo plazo sobrepasan los límites geográficos de la región.…  Seguir leyendo »

Por Antonio Elorza, catedrático de Pensamiento Político de la U. Complutense (EL CORREO DIGITAL, 10/01/07):

El acertijo era de fácil resolución: si antes del atentado de Barajas ETA no había anunciado el fin de la tregua era porque su objetivo consistía en mostrar que el ‘alto el fuego’ seguía vigente después de la explosión de más de media tonelada de amonal. Se trataba de un simple aviso para los navegantes despistados que como el presidente Zapatero creían que cada día sin muertos -cuántas veces se ha repetido esto, como si la tregua tuviera ya tres años de edad- suponía un aval para una política apoyada sobre la ciega confianza en que pasase lo que pasase todo iba hacia lo mejor, en dirección a ‘la paz’, aunque se descubrieran zulos, robos masivos de pistolas y los etarras se exhibieran con ráfagas de disparos.…  Seguir leyendo »

Por Ramón Jáuregui, portavoz del PSOE en la Comisión Constitucional del Congreso (EL CORREO DIGITAL, 10/01/07):

La hemeroteca está llena de nuestros errores. Todos, analistas y expertos, políticos o periodistas, tertulianos o policías, nos hemos equivocado tantas veces en la larga historia de esta tragedia, que deberíamos empezar nuestros análisis con ese humilde reconocimiento. Quienes, además, hemos sido dirigentes políticos y ostentamos todavía alguna responsabilidad pública debemos hacerlo por partida doble. Desde luego ése es mi caso y así me presento ante ustedes, queridos lectores, reconociendo que, a pesar de tantos años y de tan larga experiencia en esta noria maldita, siento en estos momentos la necesidad de anunciarme bajo la cita de Sócrates: ‘Sólo sé que no sé nada’.…  Seguir leyendo »

Por Jorge M. Reverte, escritor (EL PERIÓDICO, 10/01/07):

El gran Virgilio tardó once años en escribir para su amado César los miles de versos que componen La Eneida. No era para menos, porque el encargo del emperador romano al más gran poeta de la antigüedad, financiado por Mecenas, suponía el mayor y definitivo esfuerzo por recontar el pasado de Roma y legitimar así su poder, enraizándolo en una mezcla de mitología e historia que explicaba el periplo de Eneas, empujado por los dioses, desde Troya hasta Italia para forjar el primer imperio basado en la ley.
Eran tiempos en los que los ciudadanos no se asombraban de que la participación de las divinidades hubiera podido alterar el curso de las cosas.…  Seguir leyendo »