Lunes, 3 de marzo de 2008

Por Guillermo de la Dehesa, presidente del Centre for Economic Policy Research (EL PAÍS, 03/03/08):

Estos días de campaña electoral los políticos y los medios de comunicación están lanzando un aluvión de términos y conceptos, a menudo con connotaciones negativas y a veces catastrofistas, sobre la evolución de economía española. Se mezclan palabras tales como crisis, recesión, contracción, desaceleración, estancamiento o estanflación, así como en el caso de los desplomes bursátiles, anglicismos como crack o crac, sin que realmente se conozca su etimología o su significado real. Ante este alud de vocablos se impone hacer un breve ejercicio de semántica taxonómica para intentar entender mejor qué significa cada uno de dichos términos.…  Seguir leyendo »

Por Luis de la Calle, investigador del Instituto Universitario Europeo, y Lluís Orriols, investigador de la Universidad de Oxford (EL PAÍS, 03/03/08):

Decía Winston Churchill que en política, a diferencia de en la guerra, uno puede morir muchas veces. Aún es pronto para valorar si la reciente exclusión del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, de las listas del Partido Popular supondrá el fin de sus ambiciones políticas. En cualquier caso, Gallardón no abandonará la política activa sin haber dejado huella: nos lega el «gallardonismo», estrategia política que persigue atraer votantes desde más allá de las fronteras ideológicas de cada partido a través de la provisión de bienes públicos.…  Seguir leyendo »

Por Juan Luis Cebrián (EL PAÍS, 03/03/08):

A estas alturas del partido parece casi obvio que el próximo 9 de marzo los socialistas ganarán las elecciones. Se pueden tomar apuestas por este resultado sin incurrir en muchos riesgos, habida cuenta de lo que señalan los sondeos y de los propios merecimientos de los candidatos. Por más que se esfuerce la oposición en demostrar lo contrario, el ejercicio económico de la pasada legislatura ha sido brillante y las medidas sociales impulsadas por el Gobierno han contribuido a transformar, para mejor, las condiciones de vida de millones de ciudadanos. Claro que se han cometido errores de bulto en la gestión de las instituciones y que el clientelismo y los amiguetes han ensombrecido la vecindad de La Moncloa, pero el Rodríguez Zapatero que concurre a las urnas está más preparado, es más sólido e inteligible, que el que salió de ellas hace cuatro años.…  Seguir leyendo »

Por Jorge de Esteban, catedrático de Derecho Constitucional y presidente del Consejo Editorial de EL MUNDO (EL MUNDO, 03/03/08):

Las próximas elecciones generales en España, no son, a pesar de su apariencia, unas elecciones clásicas al uso, en donde se elige fundamentalmente entre dos programas de gobierno y entre dos líderes y sus partidos respectivos, a fin de que el vencedor gobierne durante los cuatro próximos años.

Así ha ocurrido en todas las elecciones generales anteriores de 1979, 1982, 1986, 1989, 1993, 1996, 2000 y 2004, a excepción de las primeras de 1977, en donde hubo algo más. En efecto, en estas primeras elecciones, después de 40 años de dictadura, no sólo se trataba de elegir un líder y un partido para que gobernase cuatro años, sino que se sabía también que iban a ser Cortes Constituyentes con la tarea fundamental de redactar una nueva Constitución para España.…  Seguir leyendo »

Por Manuel Jiménes de Parga, de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas (ABC, 03/03/08):

No se llegó de un modo pacífico, sin opiniones discrepantes, a la calificación del Estado diseñado en la Constitución de 1978. No era -claro estaba- el Estado centralista de larga tradición española. Tampoco era un Estado federal del estilo de los existentes en Alemania o en Estados Unidos de América, y menos aún una Confederación. ¿Qué nombre deberíamos utilizar para definir la nueva organización territorial del Estado?

Al no encontrar un modelo en las topologías al uso, los teóricos del momento se inclinaron por la fórmula «Estado de las autonomías».…  Seguir leyendo »

Por José Ignacio González Faus, responsable de teología de Cristianisme i Justícia (LA VANGUARDIA, 03/03/08):

Lo más inaudito de la pasada nota episcopal sobre las elecciones no es su contenido, sino la extrañeza manifestada por nuestros obispos ante las reacciones. Tal sorpresa revela o un desconocimiento supino de la sociedad española (¿no decía Jesús que «el buen pastor conoce sus ovejas»?), o una sutileza malintencionada que «tira piedras» al PSOE y «esconde la mano» tras el PP.

El texto de la nota era bastante tópico salvo en dos puntos: educación para la ciudadanía y negociación con ETA (este segundo casi parecía compuesto con frases de Ángel Acebes).…  Seguir leyendo »

Por Lidia Falcón, abogada (EL PERIÓDICO, 03/03/08):

A los partidos políticos se les ha descontrolado la violencia machista. Ellos, que debían creer tenerla controlada, que no habían hecho ninguna mención al tema ni en sus mítines ni en sus debates –ni el PP ni el PSOE ni IU han introducido modificaciones a la ley de violencia en su programa electoral–, se han encontrado en plena campaña con que los asesinos, en dos días, les han echado en las tribunas los cadáveres de cuatro mujeres y les han dejado dos más heridas, una en estado grave. Con ellas tenemos 17 víctimas en 57 días, que son cinco más que las que se han producido en Tijuana, la ciudad mexicana que posee el primer lugar del ranking de asesinadas.…  Seguir leyendo »

Por Mateo Madridejos, periodista e historiador (EL PERIÓDICO, 03/03/08):

A la Rusia del presidente Putin no puede aplicársele la canónica descripción que Winston Churchill hizo de la URSS de Stalin como «un acertijo envuelto en un misterio dentro de un enigma». La anticipación reemplaza a la intriga. El paquidermo se mueve y la kremlinología es una habilidad especulativa en decadencia, 16 años después de la desintegración del régimen soviético. No obstante, el KGB (hoy Servicio Federal de Seguridad, FSB) sigue en el poder, controlando todos los resortes y cercenando los espacios de libertad. En la superestructura del vetusto catecismo marxista, el resultado de la elección de ayer era tan predecible como en la época de la tiranía comunista: Dmitri Medvédev iba a ser el próximo presidente.…  Seguir leyendo »

By Richard N. Perle, a fellow at the American Enterprise Institute. He had responsibility for the Strategic Defense Initiative as assistant secretary of state in the Reagan administration (THE WASHINGTON POST, 03/03/08):

With a stridency reminiscent of the Cold War, outgoing Russian President Vladimir Putin charged last month that with U.S. plans for a limited defense against ballistic missiles, «a new arms race has been unleashed in the world.» He vowed to field new weapons, which have been under development for years, «in response.» The same day, Foreign Minister Sergei Lavrov said he anticipated «hundreds of thousands of missile interceptors all over the world .…  Seguir leyendo »

By Anne Applebaum (THE WASHINGTON POST, 03/03/08):

Last Wednesday, Dmitry Medvedev took a break from his job as deputy prime minister of Russia and held a public meeting. Dressed in shirtsleeves, he talked about pension reform, promised to improve education, shook a few hands. As public meetings go, it was an ordinary one — except for the fact that it was the first and last public meeting of Medvedev’s presidential campaign. If you wanted to see the candidate before yesterday’s vote, that was your one and only chance. Hillary Clinton and Barack Obama, spending millions and wearing themselves thin, must be green with envy.…  Seguir leyendo »

By James Martin, a Jesuit priest and the author of My Life With the Saints (THE NEW YORK TIMES, 03/03/08):

Last month, while Americans celebrated the feast days of two secular saints, George Washington and Abraham Lincoln, the Vatican issued a surprising new directive calling for greater rigor in its own saint-making process. Published by the Vatican’s Congregation for the Causes of Saints, the 45-page document called for “strict adherence” to existing rules, in response to some concerns that the canonization procedures had been watered down over the last two decades.

Such criticisms are only half correct: the Vatican’s rules are actually far more rigorous than many may suspect.…  Seguir leyendo »

By Shirin Ebadi, the Nobel Peace Prize in 2003 (THE TIMES, 03/03/08):

The suffragettes have been an inspiration for countless women around the world. This month it will be exactly 80 years since their momentous struggle led to the Bill for full women’s suffrage being presented to Parliament.

Women in modern Britain may not live in a discrimination-free utopia, but the law, at least, is mostly on their side. This is what we need in Iran – laws that protect and empower women. Instead, we have laws for men that institutionalise prejudice. The law looks disfavourably on Iranian women – literally with a male face.…  Seguir leyendo »

By Azzam Tamimi, the director of the London-based Institute of Islamic Political Thought and the author of Hamas: Unwritten Chapters (THE GUARDIAN, 03/03/08):

A recent poll published in the Israeli daily Ha’aretz suggested that 64% of Israelis favoured a negotiated truce with Hamas. But in the past few days, a military onslaught that has so far claimed more than a hundred Palestinian lives, mostly women and children, has made it clear that the Israeli leadership is not interested in any peaceful exit from the current predicament.

The Ha’aretz poll may point to a lack of confidence in the government’s ability to settle its problem with Gaza through the use of force, and vindicate those within the military and intelligence community who have been advising the Israeli prime minister, Ehud Olmert to talk to Hamas.…  Seguir leyendo »

By Jonathan Steele (THE GUARDIAN, 03/03/08):

Short of his falling out of an SUV speeding the wrong way down Moscow’s traffic-congested roads, there was never any doubt yesterday that Dmitry Medvedev would be elected Russia’s next president. The outgoing president, Vladimir Putin, who remains Russia’s most popular politician, picked Medvedev as his successor, and under the current system of media manipulation no challenger had a chance of beating the Kremlin’s choice.

Selecting a man whose surname derives from the Russian word for «bear» is unfortunate. Western Russophobes have long used the animal as a national symbol to portray the country as wild and aggressive, though susceptible to being tamed if you can get an iron ring round its neck.…  Seguir leyendo »