Sábado, 10 de abril de 2010

El intento del Gobierno de Brasil de participar en las negociaciones internacionales sobre el programa nuclear de Irán bien podría llamarse «manual para candidatos a ser miembro permanente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas». Los esfuerzos diplomáticos de Brasil con Irán – un país sospechoso de desarrollar energía nuclear para fines militares-comenzaron en una reunión el año pasado entre el presidente Obama y su homólogo brasileño, Lula da Silva, en la cumbre del G-8+ 5 en L´Aquila.

De acuerdo con Robert Gibbs, el portavoz de prensa de Obama, y las autoridades brasileñas, Obama dijo que no tenía objeciones de ningún tipo a que Lula hablara con el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad.…  Seguir leyendo »

Tras el estallido de las burbujas inmobiliaria y financiera en 2007, Reino Unido se ha enfrentado a una situación de crisis similar a la de España. Sin embargo, la evolución de las magnitudes fundamentales (particular-mente el desempleo) así como el debate de política económica han sido muy diferentes en ambos países. Tanto las diferencias como las similitudes pueden contener lecciones útiles para España.

Desde principios de 1990, la economía británica experimentó un crecimiento estable con suaves ciclos: el PIB creció de manera constante en torno al 3%, los precios de la vivienda crecieron a un promedio del 10%, y el desempleo se redujo del 10% al 5%.…  Seguir leyendo »

Algunas voces significativas de nuestra vida pública, como la de mi amigo y colega José Félix Tezanos, han lanzado la hipótesis de un Gobierno de coalición como fórmula adecuada para hacer frente a nuestra presente crisis económico-social. No es nueva esta propuesta en la vida política española, aunque sí lo es el motivo que la impulsa. Hasta ahora, las hipótesis de Gobierno de coalición se habían barajado en relación con la cuestión nacional-regional o la amenaza a la estabilidad del orden democrático. Lo cierto es que la intensidad y el calado de la crisis económica justifica sobradamente su planteamiento por esta causa.…  Seguir leyendo »

Hoy se cumplen 100 días desde que, el 1 de enero, España empezó a presidir el Consejo de Ministros de la Unión Europea. No han sido «anodinos» precisamente, como calificó el Financial Times al programa de la presidencia, incluso antes de empezar. En este tiempo, en la Unión Europea hemos coordinado la ayuda a Haití y Chile, acordado con Estados Unidos medidas sobre seguridad en la aviación civil y sobre liberalización del transporte aéreo, afrontado la salida de la crisis y un modelo de crecimiento sostenible, respaldado la eurozona ante la crisis de Grecia, preparado una reforma real y completa del sistema financiero, situado la lucha contra la violencia de género en la agenda de Europa, ayudado a lanzar la iniciativa legislativa popular europea, aprobado la estrategia de seguridad interior o promovido el vehículo eléctrico.…  Seguir leyendo »

Que Rajoy recogía de la mano de  Aznar un circo lo sabía cualquier atento seguidor de la política española, pero que le crecieran tantos enanos resulta sorprendente incluso para los más lúcidos. Vaya serie. Tal parecería que los dosifican. Valga casi como un apunte, pero las cosas se están poniendo tan italianas que podría suceder la peor de las variantes: que ganara el PP cuando la mierda le llega ya hasta las orejas. Algo tan berlusconiano como que a los ciudadanos les diera ya lo mismo quién abre la piñata del poder, que incluso les otorgue más confianza cuanto más evidente es la garrapiña.…  Seguir leyendo »

El castrismo, agonizante, prepara varios espectáculos finales. Uno de ellos tuvo lugar durante el pasado Congreso de la UJC (Unión de Jóvenes Comunistas). El programa estuvo a tono con lo que ya un visionario Reinaldo Arenas describió en El color del verano, entre tragedia griega y conga lucumí, con sus tintes de zarzuela, no podía faltar la pesantez de aquellos ballets del realismo socialista, heredada de la Era de los Bolos o Soviets. En medio del mejunje que se quiso dejar sentir como patriótico-militar, apareció el balserito Elián González, convertido en robot castrofascista, uniformado, como era de esperar, de militar, quien tartamudeó unas cuantas consignas, y enseguida se apagó, se le acabaron las baterías, y se volvió a sentar triste y meditabundo.…  Seguir leyendo »

Whenever I am in Bishkek, the capital of Kyrgyzstan, I wake early and run in the central stadium. I enjoy it for two reasons: first, it’s one of the few places where I can exercise without Bishkek’s feral dogs attacking my ankles, and, second, that I actually run on the track provides endless amusement for the gaggle of Kyrgyz politicians I lap as they amble and shoot the breeze.

Some of my stadium acquaintances hold positions of power. Others do not. This week, those on the in and those on the out swapped places. I’m certain, though, that it will be the same gaggle at the track next week, negotiating ever-changing alliances while the rest of Bishkek sleeps.…  Seguir leyendo »