Miércoles, 2 de febrero de 2011

Egyptian President Hosni Mubarak's promise on Tuesday that he will not stand for reelection in September was too little, too late. The Egyptian regime is fatally wounded, with protesters demanding nothing less than a complete break with the past. Mubarak may not relinquish power tomorrow, but his days are numbered. And the government that replaces him is likely to include the Muslim Brotherhood, the world's oldest Islamist movement as well as one of its most feared.

In the coming days, the prospect of the Brotherhood's rise is likely to be one of the big stories out of Egypt. Alarm about this prospect is already being sounded in the West.…  Seguir leyendo »

The revolt that has erupted across Egypt is in many ways historic and should take the nation into a hopeful future. What’s unexpected, even by the Egyptians themselves, is that this intifada is led by youth, the so-called Facebook children, with no religious or ideological agenda other than a better future for Egypt and its people.

In this difficult time, the military has earned the expected respect of the masses by acting professionally to maintain safety and stability as the guardian of the Egyptian people. By reclaiming the future while maintaining stability, these two forces of the youth and the military offer great hope for an orderly transition to a new Egypt.…  Seguir leyendo »

Israelis want to rejoice over the outbreak of protests in Egypt’s city squares. They want to believe that this is the Arab world’s 1989 moment. Perhaps, they say, the poisonous reflex of blaming the Jewish state for the Middle East’s ills will be replaced by an honest self-assessment.

But few Israelis really believe in that hopeful outcome. Instead, the grim assumption is that it is just a matter of time before the only real opposition group in Egypt, the Islamist Muslim Brotherhood, takes power. Israelis fear that Egypt will go the way of Iran or Turkey, with Islamists gaining control through violence or gradual co-optation.…  Seguir leyendo »

Las protestas en Túnez que acabaron con el régimen de Ben Ali en apenas cuatro semanas y las de Egipto desde el 25 de enero, pueden considerarse la cuarta oleada democrática internacional en medio siglo y la segunda oleada de liberación en el mundo árabe.

Las tres internacionales anteriores trajeron la democracia al sur de Europa, a Latinoamérica, a Europa central y oriental, y a partes importantes de Asia y África. La primera y, por ahora, la única árabe acabó con el control colonial a mediados del siglo XX, pero fue secuestrada desde el primer día por nacionalistas que impusieron sistemas tan represivos, unos con apoyo de Occidente y otros con apoyo del bloque soviético, como aquellos a los que sustituyeron.…  Seguir leyendo »

Siempre me había gustado el título de esa película de Alfredo Landa y pensé súbitamente en él en el pasado Festival de Cannes. Mientras las estrellas más rutilantes del cine mundial efectuaban ese curioso paseíllo a caballo entre parada de los monstruos y desfile de moda que sucede sobre una alfombra roja, escuché a Catherine Deneuve -la última estrella europea, con permiso de Jeanne Moreau- murmurar entre dientes que se dibujaban a través de sus labios teñidos de granate intenso, mientras miraba con una cierta conmiseración a los fans que la aclamaban apostados a la entrada del Palais: "Supongo que estos serán los que también vendrán a mi funeral, así que voy a bailar para ellos".…  Seguir leyendo »

La súbita erupción de la revuelta social de Túnez y Egipto, una movilización popular encabezada por jóvenes -por cierto, de ambos sexos-, ha girado el foco de la atención internacional hacia estos dos países, percibidos como heraldos de posibles cambios modernizadores en el mundo árabe.

Lo que está ocurriendo puede interpretarse como síntoma y a la vez como consecuencia de procesos sociales protagonizados por los grupos de población joven ampliamente mayoritarios en todo el norte de África y Oriente Próximo (región MENA, siglas en inglés), que son el resultado acumulativo de una larga y profunda transición demográfica, iniciada hace tres o cuatro décadas, mediante sucesivos descensos de la mortalidad infantil y la fecundidad, con altos crecimientos de la población en los periodos intermedios, en la cual Túnez ha ocupado un lugar de avanzada.…  Seguir leyendo »

Escribir sobre Internet, descargas, ley Sinde, SGAE, etcétera, tiene sus riesgos. Basta observar la facilidad con la que los defensores de lo tradicional acuden al ataque personal, a la descalificación y casi al insulto, bajo el argumento de "¿Usted qué sabe de esto de la cultura? ¿Usted cómo se atreve a hablar de lo que no sabe?". De todo lo que se lleva dicho y escrito a lo largo de estas últimas semanas, por parte de los defensores de los derechos de autor, quizás lo más sensato haya sido lo expresado por Alex de la Iglesia, después de la reunión que mantuvo con internautas y representantes de la industria cultural.…  Seguir leyendo »

Fue en 1991. Argelia celebró la primera vuelta de unas elecciones razonablemente democráticas. No habían conocido los argelinos nada parecido desde los tiempos de la independencia, en 1962, cuando el Frente de Liberación Nacional se hizo con el poder tras la sangrienta rebelión contra Francia. Pero en las urnas se impusieron los islamistas y la segunda vuelta electoral nunca llegó a celebrarse. El ejército, y toda su cohorte de ineficacia y de corrupción, controló violentamente las secuelas de la frustrada experiencia electoral, desencadenándose una brutal contienda civil en la que militares e islamistas rivalizaron en barbarie. La guerra, de la que quedan no pocas secuelas, había dejado a principios del siglo XXI cerca de 200.000 muertos.…  Seguir leyendo »

The demands for change sweeping across the Arab world are the manifestation of unrest that has festered for years. The status quo is unsustainable. Arab regimes have a choice: They can either lead a reform process from above or watch it take place in the streets below.

So far, Arab leaders' reactions to recent events have been thoroughly disappointing. President Mubarak agreed to step down following the next election, but this is too little too late. And in Jordan it is not clear yet if the change in prime ministers will accelerate reforms or not. There is a strong inclination to look at the protesters' wants in purely economic terms - that economic conditions sparked the protests, so offer quick fixes by raising salaries and reducing prices of everyday goods.…  Seguir leyendo »

Mientras los regímenes árabes lidian con manifestaciones alimentadas por Twitter y Al Jazeera, y los diplomáticos norteamericanos intentan entender el impacto de WikiLeaks, resulta evidente que esta era de la información global requerirá una comprensión más sofisticada de cómo funciona el poder en la política mundial.

Este es el argumento de mi nuevo libro, The Future of Power (El futuro del poder). Dos tipos de cambios de poder se están produciendo en este siglo –la transición del poder y la difusión del poder-. La transición del poder de un estado dominante a otro es un patrón histórico familiar, pero la difusión del poder es un proceso más novedoso.…  Seguir leyendo »

The term “globalization” first swept the world in the 1990’s and reached its highpoint of popularity in 2000 and 2001. In 2001, for instance, Le Monde contained more than 3,500 references to mondialisation. But then the figure steadily fell – more than 80% by 2006. Since the outbreak of the financial crisis in 2007, the word’s usage in major newspapers such as the New York Times and the Financial Times has fallen still further. Globalization is on its way out.

A brief history of the concept, and a comparison with another term that also became discredited by overuse, helps to explain what happened.…  Seguir leyendo »

Mitigar el cambio climático ofrece oportunidades incomparables para mejorar la salud y el bienestar del ser humano. En efecto, las políticas de reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero pueden traer consigo una disminución significativa de las enfermedades cardiacas y respiratorias, el cáncer, la obesidad, la diabetes, la depresión y las muertes y lesiones por accidentes automovilísticos.

Estos beneficios para la salud surgen porque la política ambiental afecta necesariamente a dos de los principales determinantes de la salud humana: la nutrición y el movimiento. Aunque los profesionales de la salud reconocen cada vez más los beneficios de las políticas que abordan el cambio climático, los encargados del diseño de políticas no los valoran tan ampliamente.…  Seguir leyendo »

A estas alturas, todos deberían dar por entendido que las conversaciones entre el presidente palestino Mahmoud Abbas y el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu no pueden producir un acuerdo de paz. Sin embargo, sería erróneo insistir demasiado en las debilidades de los actuales dirigentes, ya que hacerlo supone que con líderes diferentes se podría alcanzar un acuerdo entre israelíes y palestinos a través de negociaciones bilaterales.

Por desgracia, como una reciente filtración de documentos oficiales palestinos demuestra, este no es el caso. La situación es típica de los disonantes ritmos históricos de Oriente Medio. En el pasado, las ofertas de Israel fueron rechazadas por los palestinos; ahora parece que Israel rechazó posiciones palestinas particularmente flexibles.…  Seguir leyendo »

Básicamente, el negocio bancario consiste en obtener dinero de los depositantes pagando poco y prestarlo cobrando mucho. Cuando los ingresos son superiores a los costes - y entre estos, destacan los relacionados con la morosidad y los impagos-,el banco tiene beneficios que aumentan el valor del capital. Cuando, por el contrario, se producen pérdidas, el valor de su capital se reduce. Si un banco pierde mucho dinero, puede llegar a quedarse sin capital y entonces se dice que es insolvente y tiene que cerrar.

Es muy importante, pues, que un banco tenga suficiente capital para hacer frente a las posibles pérdidas y evitar así la insolvencia.…  Seguir leyendo »

«L’Egypte est à la veille d’une révolution», affirme une vieille plaisanterie. «Et ça fait 5000 ans que ça dure.» Voilà longtemps que les Egyptiens n’avaient plus aucune illusion sur leur régime. Personne ne se gênait pour critiquer en privé le président Moubarak, que beaucoup appellent «l’âne». Sa supposée bêtise était l’objet de bien des blagues. Lorsqu’un chauffeur de taxi traitait «ceux qui nous gouvernent» de «chiens» (insulte bien plus grave en arabe qu’en français), les passagers ne s’étonnaient pas.

Pas besoin de chercher très loin les raisons de leur colère. Le chômage et le sous-emploi sont omniprésents. L’enseignement public est si médiocre que seuls ceux qui peuvent s’offrir une éducation privée ou disposent de relations bien placées peuvent rêver d’un emploi bien payé.…  Seguir leyendo »

Beaucoup de gens sont encore persuadés que l'Albanie, à l'instar des autres pays de l'Est, s'est libérée du communisme dans les années 1990. Malheureusement, ils se trompent.

Sali Berisha a été communiste jusqu'aux derniers jours du système de parti unique. Il incarne parfaitement la fable du politicien racontée par P. J. O'Rourke. Un homme voit un beau jour le peuple protester dans les rues et prétend, depuis son balcon, qu'il doit le diriger. Quand son assistant lui demande s'il sait où ces gens vont, le politicien rétorque : "Je l'ignore, mais je dois être à leur tête".

C'est lui qui, avec son entourage de prédateurs, mena le peuple albanais vers l'absurde guerre civile de 1997.…  Seguir leyendo »

Deux orientations caractérisent la couverture médiatique de la "révolution du jasmin". D'une part les médias occidentaux reprenant systématiquement le thème lancinant du péril islamiste ; d'autre part les chaînes arabes, Al-Jazeera en premier lieu, avec leur insistance, frisant le délit de faciès, à voir "les visages connus" disparaître de la scène politique tunisienne.

Précisons, pour éviter les amalgames, que les islamistes tunisiens sont contre la polygamie, pour l'avortement et n'arrivent pas à s'aligner sur la position de l'islam officiel (Al Azhar) qui claironne que s'immoler par le feu est un acte impie : opportunisme politique et tentative de récupération de la Révolution obligent.…  Seguir leyendo »

L'esprit démocratique présent est rebelle à la mémoire du passé, même récent. Assurément, il n'y a rien d'étonnant à ce que les mouvements contestataires de la Tunisie, de l'Algérie ou de l'Egypte n'activent guère le souvenir de la chute du mur de Berlin et du réavènement de la démocratie à l'Est. Les habitants de l'Europe centrale et orientale avaient beaucoup à y gagner, mais pas grand-chose à y voir en tant qu'acteurs, si ce n'est pour acclamer une victoire déjà acquise.

L'événement décisif était l'effondrement de l'Union soviétique et de sa capacité à dominer ses satellites, non un soulèvement de leurs populations.…  Seguir leyendo »