Jueves, 17 de marzo de 2011

I recently returned to my homeland in Libya for the first time in 41 years. I and other members of the royal family endured a long exile in Cairo and elsewhere, keeping our heads down during years when Moammar Ghadafi had hit squads deployed to assassinate opposition elements around the globe. Now is the time to return and reunite to overthrow the dictatorial regime in Tripoli. My fear, however, is that the democratic moment may pass if the free world dawdles in indecision.

The forces for progress in Libya need help now. Col. Ghadafi’s forces have beaten back rebel elements and retaken ground that had been won at great cost.…  Seguir leyendo »

The horrible and heartbreaking events in Japan present a strange concatenation of disasters.

First, the planet unleashed one of its primordial shocks, an earthquake, of a magnitude greater than any previously recorded in Japan. The earthquake, in turn, created the colossal tsunami, which, when it struck the country’s northeastern shores, pulverized everything in its path, forming a filthy wave made of mud, cars, buildings, houses, airplanes and other debris.

In part because the earthquake had just lowered the level of the land by two feet, the wave rolled as far as six miles inland, killing thousands of people. In a stupefying demonstration of its power, as The New York Times has reported, the earthquake moved parts of Japan 13 feet eastward, slightly shifted the earth’s axis and actually shortened each day that passes on earth, if only infinitesimally (by 1.8 milliseconds).…  Seguir leyendo »

The fight is not over. Whether or not Col. Muammar el-Qaddafi defeats the rebels in eastern Libya, any legitimacy he once had has been extinguished. He has weapons, tanks and planes, but he has lost the allegiance of even those elements of Libyan society that had once been willing to wait and hope for political reform. His base of support is now only diehard allies and foreign mercenaries. They might win on the battlefield, but they will lose in the end.

The uprisings in neighboring Tunisia and Egypt were precipitating events, but the resistance has drawn its core motivation from Libya’s brutal experience of colonialism.…  Seguir leyendo »

Japanese people are accustomed to earthquakes. I myself have experienced many since childhood. So I remained calm when the shaking started on the sixth floor of an old multipurpose building in central Tokyo. I only thought, “This is bigger than normal.” But the shaking didn’t stop and the swaying grew more severe. I rushed down a narrow staircase through a cloud of dust. When I turned around at the exit, the whole building was leaning sideways — it was shaking so hard that it almost hit the next building. A voiceless cry emanated from the crowd gathering on the street.

Through messages on Twitter, I learned that the epicenter was up north.…  Seguir leyendo »

I set out from my home in the port city of Yokohama early in the afternoon last Friday, and shortly before 3 p.m. I checked into my hotel in the Shinjuku neighborhood of Tokyo. I usually spend three or four days a week there to write, gather material and take care of other business.

The earthquake hit just as I entered my room. Thinking I might end up trapped beneath rubble, I grabbed a container of water, a carton of cookies and a bottle of brandy and dived beneath the sturdily built writing desk. Now that I think about it, I don’t suppose there would have been time to savor a last taste of brandy if the 30-story hotel had fallen down around me.…  Seguir leyendo »

To get some perspective on the earthquake that struck the country to which I moved last year, I hiked a mile and a half Wednesday morning from our house to the Great Buddha of Kamakura, the most famous attraction of this town on the southwest outskirts of Tokyo.

Serenity washes over me every time I gaze at the 44-foot, 13th-century bronze statue. I’m not spiritual, much less a Buddhist. But I went to confirm, with my own eyes, that the Buddha looks the same as usual – that he wasn’t, say, glowing because of deadly rays emitting from the crippled nuclear plants 200 miles to the north.…  Seguir leyendo »

Leemos, oímos y vemos en los medios de comunicación cómo se ha jaleado con euforia y desenfado una intervención armada en Libia, lanzando el peligroso mensaje de que no es necesario respetar el Derecho Internacional vigente y que Naciones Unidas incurre en la «coartada» de la «legalidad internacional» (entrecomillada, para marcar el tono despectivo hacia la misma). Lo importante para muchos analistas es su convicción fanática, su anhelo de adrenalina de sangre y fuego a discreción, con el objetivo de crear un estado de opinión favorable a la intervención armada plena al margen del razonamiento jurídico y de todo planteamiento geopolítico.…  Seguir leyendo »

Los problemas de la central nuclear de Fukushima -y de otros reactores- en el noroeste de Japón han asestado un duro golpe a la industria nuclear mundial, poderoso cartel de menos de una docena de importantes empresas de propiedad u orientación estatal que han estado pregonando un renacimiento de la energía nuclear.

Pero ya se conocen perfectamente los riesgos que corren los reactores costeros, como el de Fukushima, a consecuencia de desastres naturales. De hecho, resultaron evidentes hace seis años, cuando el maremoto habido en el océano Índico en diciembre de 2004 inundó el segundo complejo nuclear en importancia de India, con lo que quedó desconectada la central eléctrica de Madrás.…  Seguir leyendo »

Siempre fue mala consejera la nostalgia. Con frecuencia observa el presente degradado y el futuro lo hace patético. Pero peor resulta la egolatría, tan frecuente en el anacrónico mundo intelectual español, que en su proceso de distanciamiento de la realidad no solo ignora al otro, sino que lo agrede para imponer la visión miope del yo salvador, hasta reducirse a contemplar un submundo autista y ficticio.

Viene esto a cuento de las visiones derrotistas sobre el futuro del español que ha acogido este periódico recientemente y formuladas precisamente por exgestores del Instituto Cervantes que ahora se consideran guardianes de los bienes culturales patrios pero antes parece que menos.…  Seguir leyendo »

El orden internacional que resulte de la crisis supondrá una redimensión global del peso específico de cada país. Esta circunstancia provocará un cambio de visibilidad y protagonismo que alterará los equilibrios y liderazgos conocidos desde el fin de la guerra fría. Influirán una mezcla de factores de diversa índole. Unos cuantitativos y otros cualitativos. Entre los primeros seguirán estando la población, el PIB, el tamaño, los recursos naturales y energéticos. Entre los segundos cobrarán importancia, además del emplazamiento geográfico, los recursos institucionales y culturales y, en especial, la creatividad, la innovación y la transferencia del conocimiento.

España tiene por delante una oportunidad histórica para rentabilizar una suma de factores que juegan a su favor.…  Seguir leyendo »

Ni que nos hubieran echado mal de ojo. No solo a los españoles, sino al mundo entero. De un tiempo a esta parte no ganamos para desgracias, la última, ese tsunami que asoló la costa nororiental japonesa, haciéndonos temblar a todos. Casi a continuación del otro tsunami, el político, que barre el norte de África y no sabemos todavía cómo ni cuándo terminará. Por no hablar del tercer tsunami, el económico, que viene devastando nuestras haciendas desde hace tres años. Ya no hay nada seguro y las predicciones de los expertos valen menos que las de cualquier ciudadano, tal vez porque este vive en la calle y aquellos en sus despachos, haciendo cálculos sobre datos desfasados.…  Seguir leyendo »

Los ignorantes en materia económica que en los últimos tiempos leemos y leemos sobre la actual crisis, muchas veces llegamos a la conclusión de que la economía de un Estado (o comunidad autónoma o ayuntamiento) no difiere mucho, en lo sustancial, de nuestra economía personal y familiar. Por un lado hay ingresos y por el otro hay gastos, ambos deben ser similares y equilibrarse. Si no es así, pueden suceder dos cosas, que haya déficit o que haya superávit. En el primer caso, a la corta o a la larga, hay que endeudarse; en el segundo, hay que ahorrar.

Ahora bien, si la deuda alcanza un volumen tal que no se puede hacer frente ni a la devolución del capital ni al pago de los intereses que genera, entiendo que caben dos caminos, uno sensato y otro insensato.…  Seguir leyendo »

¿Practican el sexo las ideas? El optimista racional británico Matt Ridley dice que sí: toda nueva idea es la combinación de ideas anteriores. Los hermanos Wright, por ejemplo, mezclaron la tecnología de la bicicleta con los principios que mantienen a los cometas en el aire y el motor de gasolina para inventar el primer avión. Ray Kroc fusionó la cadena de montaje de Henry Ford con la hamburguesa para inventar McDonald´s. Larry Sanger combinó la enciclopedia con internet y con las ganas que tiene la gente de ser protagonista para inventar Wikipedia. Es lo que los economistas llaman innovación combinatoria.

Hoy mezclaremos dos ideas para ver si podemos solucionar uno de los mayores problemas de la economía española: las bajas tasas de ahorro.…  Seguir leyendo »

El declive de la legislatura estatal hacia su ocaso está generando una grave desafección social, que las encuestas reflejan en forma de rechazo a una clase política mediocre que se manifiesta incapaz de gestionar con un mínimo donaire la crisis económica y hasta de ofrecer teóricas opciones alternativas, capaces de aliviar de un modo u otro la depresión general.

Pero, por si fuera poco efectiva la mediocridad del establisment a la hora de desmovilizar a los electores, el cuatrienio en curso ha registrado una eclosión sin precedentes de casos de corrupción, en buena medida vinculados a los excesos de la burbuja inmobiliaria.…  Seguir leyendo »

La inflación en España subió hasta el 3,6% en febrero de este año. Hace un año era del 0,8%; en enero del 2011, el 3,3%. ¿Qué está pasando? Una interpretación posible es la del chiste del italiano que abre la ventana por la mañana, mira y dice: «Llueve. ¡Sucio Gobierno!». El repunte de la inflación, dirán algunos, es la muestra patente del fracaso de una política económica.

Otra interpretación posible es que estas cosas pasan. Nosotros no tenemos nada que ver con esto, y no podemos hacer nada. Échenle la culpa a los libios.

No tiene mucho sentido buscar culpables. Pero parece que estamos no ante un exceso de gasto de los españoles, que no tiene lugar, sino ante un aumento de los costes, principalmente los energéticos.…  Seguir leyendo »

The devastation – both human and physical – from the earthquake and tsunami in Japan is unfathomable. It is impossible at this point to gauge the full extent of the damage with any degree of precision. But we can nonetheless begin to assess its potential spillover effects on the rest of Asia and other major economies around the world.

The narrow view of the catastrophe’s economic impact is that Japan doesn’t really matter anymore. After all, more than 20 years of unusually sluggish trend growth in Japanese output has sharply reduced its incremental impact on the broader global economy. The disaster may produce some disproportionate supply-chain effects in autos and information-technology product lines such as flash drives, but any such disruptions would tend to be transitory.…  Seguir leyendo »

The Doha Round of Multilateral Trade Negotiations (MTN) is the first negotiation to take place under the auspices of the World Trade Organization (WTO), founded in 1995. The eight previous rounds of global trade talks were conducted under the General Agreement on Tariffs and Trade (GATT), following its creation in 1947.

The previous MTN, the Uruguay Round, took nearly eight years to complete, causing some to quip that GATT stood for the General Agreement to Talk and Talk. But the jokes about the Doha Round, which is in its tenth year, are far worse – akin to the classic Monty Python sketch in which a customer holds up a dead parrot in a cage while the shopkeeper insists that the parrot is only “resting.” When the parrot drops off its perch in the cage, the customer insists that it is now clear that the parrot is dead.…  Seguir leyendo »

Tema: Los Estados del Consejo de Cooperación del Golfo no son inmunes a los recientes movimientos de protesta en Oriente Medio y el norte de África.

Resumen: El impacto de la denominada “Revolución de los Jazmines” ha llegado a los Estados del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG). En casi todos ellos, o ya han tenido lugar manifestaciones o bien han sido convocadas. De un modo inesperado, los monarcas del Golfo se están viendo obligados a implementar reformas como respuesta a las demandas de sus ciudadanos, en un nuevo intento por relegitimarse. ¿Estará en juego la hasta ahora incontestable estabilidad de las monarquías del Golfo?…  Seguir leyendo »

Du calepin de Robert Toner: «Lundi 12 avril 1943: Toujours pas d’aide. Nuit très froide». Puis plus rien. Le silence de la mort. Huit cadavres dans le sable, quelque part au sud de Benghazi. Ainsi se termine l’épopée dramatique des membres d’équipage du Lady Be Good, un B 24 Liberator américain qui, par une erreur de navigation, avait manqué sa base de Benghazi au retour d’une mission sur Naples le 4 avril précédent et s’était enfoncé dans le désert libyen qu’il croyait être encore la Méditerranée. L’avion à bout de carburant, l’équipage saute en parachute dans le désert et tente de rejoindre Benghazi à pied.…  Seguir leyendo »

Les nouvelles en provenance du Japon revêtent dorénavant un caractère tout simplement dramatique. A quelques jours du triste 25e anniversaire du drame de Tchernobyl, le monde vient de connaître sa seconde catastrophe nucléaire civile en moins d’un quart de siècle. Au delà des douleurs et des risques, la crise nucléaire japonaise démontre à l’évidence les limites du discours juridique de la “transparence”…

En période de choc grave, les pouvoirs publics continuent à hésiter – et c’est très compréhensible – entre informer au risque de paniquer et se taire au risque de ne pas gérer… S’il est encore trop tôt pour estimer les conséquences humaines et sanitaires de la catastrophe de Fukushima, il semble acquis que la confiance des opinions publiques dans cette source d’énergie sortira ébranlée de cette crise.…  Seguir leyendo »