Jueves, 10 de noviembre de 2011

Having been led down an ever-worsening spiral by the euro zone and its own government, Greece now faces two options, both of them painful: stay the course, or default and exit the monetary union.

Each presents difficulties and uncertainties, but in the long run there is no question that default, and a return to the drachma, offer the better chance of economic growth and employment.

Staying the course — which, despite the impending change of government, is still Greece’s plan — means continuing austerity and unemployment for the foreseeable future. The young and skilled will go abroad, leaving behind an older, less productive and needier population to endure a crushing debt.…  Seguir leyendo »

The slogan for last week’s G-20 meeting in France was «New World, New Ideas.» It should have been «Same World, Bad Ideas.» High drama played out in front of the world press as members of the G-20 family squabbled with each other in various displays of political showmanship. Here’s a rundown of what really happened at this dysfunctional family reunion:

•Greece Junior has maxed out his credit cards, now sponges off Mom and Dad, but doesn’t want Mom and Dad all up in his business. Maman France and Vater Germany have maxed out their own line of credit to fund Greece Junior’s lifestyle, to the point of further considering selling themselves to the foreigners if junior can’t reel himself in.…  Seguir leyendo »

Si se cumplen los pronósticos de las encuestas, la responsabilidad del Gobierno corresponderá pronto al Partido Popular, que pretende una política económica bien distinta a la actual. Pero esa política discurrirá obligadamente por un camino lleno de trampas que, oportunamente activadas, podrían hacerla descarrilar mediante movilizaciones sociales como las ocurridas en Grecia. Cuatro de esos grupos de trampas, al menos, podrían constituir obstáculos formidables para una acción eficiente. El primero es el del paro. El segundo, el del déficit público. El tercero, la solución de la crisis bancaria. El cuarto, el cambio estructural en nuestra economía. Cuatro formidables agujeros negros en los que podría hundirse el crédito inicial concedido a todo nuevo Gobierno y a sus políticas.…  Seguir leyendo »

¿Cómo es posible que un otoño caliente en EE UU, a imagen y semejanza de la primavera árabe, eche por tierra la creencia más arraigada de Occidente, la imagen económica mundial del american way? ¿Cómo es posible que la consigna Ocupa Wall Street no solo saque a la calle a jóvenes de otras ciudades de EE UU, sino también de Londres y Vancouver, Bruselas y Roma, Fráncfort y Tokio? Y esos manifestantes no se han congregado para elevar su voz contra una mala ley, sino contra el propio «sistema». Se pone en tela de juicio aquello que antes se denominaba «economía de libre mercado» y ahora se vuelve a llamar «capitalismo».…  Seguir leyendo »

Sonríe pícaramente, habla con la prensa, mira hacia los escaparates donde las mujeres ofrecen sus favores en el conocido Barrio Rojo de Ámsterdam. Mariela Castro viaja por Holanda y dedica unas frases a la prostitución en Cuba y a las drogas que se venden por todo el malecón habanero. Su ropa impecable, la boina ladeada y esa mirada amable, hacen a muchos concluir que la hija -sin dudas- suaviza la imagen adusta de un padre octogenario, general y presidente.

Mientras Raúl Castro se ausentaba de la XXI Cumbre Iberoamericana en Paraguay, la directora del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex) recorría y admiraba la zona más alegre de la capital holandesa.…  Seguir leyendo »

El pasado mes de julio se cumplió el sexto aniversario del lanzamiento formal de la Alianza de Civilizaciones por el secretario general Kofi Annan y, hace apenas un mes, el séptimo desde que aquella propuesta fue presentada por el presidente del Gobierno de España ante la Asamblea General de las Naciones Unidas. Entre estas dos fechas, el 21 de septiembre de 2004 y el 14 de julio de 2005, esta novedosa iniciativa, fortalecida entre tanto por el copatrocinio del primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, puso en marcha un proceso caracterizado, sobre todo, por el paso firme y sostenido con el que lo ha recorrido hasta culminar su institucionalización y su universalización.…  Seguir leyendo »

Creo no equivocarme en demasía si afirmo que la imagen del actual Príncipe Heredero ha crecido positivamente en el seno de nuestra sociedad en los últimos años. Hemos podido ver su presencia en todos los actos en que debía estar y en aquellos otros en que él mismo ha estimado que resultaba fructífera dicha presencia tanto por dar realce al acto en cuestión como por su deseo de acercarse a mundos en los que podía sumar conocimientos. El Príncipe, con su buena formación académica y militar previa (aspecto que he puesto de manifiesto en anterior ocasión), ha representado a la Corona en numerosas tomas de posesión en Hispanoamérica, inaugurando o clausurando infinidad de actos y congresos nacionales, acompañando a su padre en los más importantes acontecimientos militares, presenciando y animando a nuestros deportistas, y un largo etcétera bien conocido por los ciudadanos, sin distinción de clase o ideología.…  Seguir leyendo »

A mediados de septiembre, es decir, alrededor del mítico día 11, los dirigentes de CIU estaban convencidos de que, por primera vez en la historia de la democracia, iban a ser en Catalunya el partido más votado en unas elecciones generales. Más que euforia, lo que mostraban era seguridad. Y sus razones tenían.

Efectivamente, en los comicios autonómicos y municipales del pasado curso político, CIU obtuvo muy buenos resultados, resurgió de su difícil travesía del desierto, mostró que sin Jordi Pujol seguía siendo un gran partido. Artur Mas, un líder muy distinto a Pujol, se había afianzado entre los suyos y estaba empezando a ser respetado en la sociedad.…  Seguir leyendo »

It is amazing how the “one percent” epithet, a reference to the top 1% of earners, has caught on in the United States and elsewhere in the developed world. In the United States, this 1% includes all those with a 2006 household income of at least $386,000. In the popular narrative, the 1% is thickly populated with unscrupulous corporate titans, greedy bankers, and insider-trading hedge-fund managers. Reading some progressive economists, it might seem that the answer to all of America’s current problems is to tax the 1% and redistribute to everyone else.

Of course, underlying this narrative is the view that this income is ill-gotten, made possible by Bush-era tax cuts, the broken corporate governance system, and the conflict-of-interest-ridden financial system.…  Seguir leyendo »

Debido a que los candidatos presidenciales republicanos de Estados Unidos hacen fila para declarar su fidelidad a un impuesto de tasa única – un sistema impositivo sobre la renta personal que considera una tasa única para todos – los opositores se han centrado en las razones por las cuales es una mala idea aumentar los impuestos a los pobres a fin de reducir los impuestos que pagan los ricos. Pero, si un impuesto de tasa única es tan mala idea, ¿por qué tantos países lo adoptaron?

Un estudio cuidadoso de estos países – principalmente de los países poscomunistas de Europa Oriental y un puñado de diminutos Micro Estados en todo el mundo – sugiere que existen tres razones principales.…  Seguir leyendo »