Miércoles, 1 de agosto de 2012

With the Cuban government under increasing pressure last week to explain the suspicious death of a prominent dissident, Raul Castro did what any cornered dictator would do: He tried to change the subject. He grabbed his dog whistle and sent the media hordes scampering off in a new direction by announcing he is willing to sit down for talks with the United States.

It’s not that he hasn’t said it before, but he knows what buttons to push when the time is right. A story that places the United States on the defensive is just too irresistible for the international media, and they reacted predictably, pushing aside the more important story of whether the regime murdered Oswaldo Paya, winner of the European Union’s Sakharov Prize for Freedom of Thought for his effort to organize a plebiscite on Cuba’s lack of freedoms.…  Seguir leyendo »

The main gate of the Sidi Yahya mosque of Timbuktu will only be opened, according to local belief, when the end of the world comes. In Islamic eschatological writings, the “end times” will bring a reversal of the natural order of things, and all humans will be divinely judged.

A few weeks ago, militant Islamists of the Ansar Dine, or “Defenders of the Faith,” destroyed the main gate of the Sidi Yahya mosque, ostensibly to challenge and invalidate these beliefs. They have targeted the legendary city’s mosques, manuscripts and mausoleums and have engaged in the deliberate and systematic destruction of Mali’s cultural heritage.…  Seguir leyendo »

Decía Maquiavelo que «las repúblicas bien organizadas deben mantener el erario público rico y a los ciudadanos pobres». Con ello quería insistir en la importancia de buscar el bien común postergando los intereses particulares, aparte de advertir del riesgo de que las desigualdades de riqueza y poder lleven a la república a su ruina. Hoy día, sin embargo, comprobamos dolorosamente que es imposible distinguir una cosa de la otra. En un mundo globalizado, la pobreza o riqueza del Estado está íntimamente ligada a la de sus ciudadanos, y cualquier intento de separar una de la otra está condenado irremisiblemente al fracaso, como estamos viendo estos días.…  Seguir leyendo »

El día 14 de enero de este año, acudí a Santander para impartir un curso de voluntariado en cooperación internacional y me encontré con la sorpresa de que, entre la docena de participantes, había nada menos que cuatro o cinco doctores. Me impactó profundamente que, en el coloquio final que mantuvimos, varios expresaran su decepción ante el hecho de que con 30 años estaban apurando una beca de formación postdoctoral y que, debido a la crisis, no creían que pudieran conseguir ningún empleo en su campo de especialización. Con cierta amargura, uno de los asistentes compartió con nosotros la extraña sensación que experimentaba por el hecho de que, habiendo sido el único de su “quinta” que había salido del pueblo para estudiar en la Universidad, ahora observaba cómo sus amigos habían podido casarse, constituir una familia, encontrar una casa y trabajar, mientras él se enfrentaba a un horizonte incierto.…  Seguir leyendo »

A medida que avanzan los desniveles y la franja que producen las crisis económicas, políticas y sociales del siglo XXI, se van manifestando diversos hechos políticamente inéditos. Hoy lo más difícil de la acción política no es ganar una elección, sino concurrir y actuar para poder realizar una acción de gobierno. Los pueblos muchas veces votan en función del cambio, pero lo hacen al mismo tiempo con esa sensación fatalista de estar dando un salto al vacío. No existe correspondencia alguna entre los políticos y sus electores; y estos son los verdaderos dueños del poder, aunque todavía no lo asuman.

La preeminencia de las dos líneas contradictorias que significa la multiplicación de la oportunidad de la comunicación a través de las redes sociales, choca cada vez más con los intereses de los medios tradicionales en su juego de la vida política.…  Seguir leyendo »

¿Cómo quedará Oriente Próximo una vez que la guerra civil siria provoque la caída del presidente Bachar el Asad, cuyo clan ha gobernado el país con puño de hierro durante más de 40 años? Teniendo en cuenta el reciente y dramático giro de los acontecimientos que impulsan a Siria hacia una nueva etapa, esta cuestión es inevitable.

El éxito del atentado con bomba contra el círculo íntimo de Asad, la propagación de los combates en el interior de la capital, Damasco, y hacia las fronteras con Turquía e Irak, y el creciente flujo de armas más pesadas y más precisas en manos de los insurgentes marcan el inicio de la fase final.…  Seguir leyendo »

La edad contemporánea se ha terminado. Empezó en 1789 con la Revolución Francesa y concluyó en 1989 con el hundimiento de la Revolución Soviética y del comunismo, que dejó de ser alternativa a la democracia liberal. Como los hechos históricos nunca son racionales y tampoco exactos, el final del “mundo contemporáneo” no se mide por fechas precisas; es un proceso que se acelerará con la presente crisis “sistémica” o global.

Revolución y soberanía nacional definen los tiempos contemporáneos, ahora terminales. La decadencia de esos dos conceptos se siente más en la Europa continental, la Europa del euro. Mientras los países del continente consagraron la soberanía de monarcas y Estados, los ingleses se orientaban en sentido contrario: en lugar del Estado se impuso como soberano su Parlamento.…  Seguir leyendo »

El pasado lunes 30 de julio se cumplieron tres años del último asesinato de ETA en España. Dos guardias civiles murieron en Calvià (Mallorca) por efecto de una bomba lapa. Al año siguiente, el 16 de marzo de 2010, aún ETA volvió a asesinar, esta vez en territorio francés, a un policía de este país. Esta fue la última víctima mortal aunque no el último acto violento.

El 20 de octubre del año pasado la banda terrorista anunció el “cese definitivo de la violencia”, que hasta ahora se ha respetado. Sin embargo, hace tan sólo hace unas semanas, en junio pasado, fueron detenidos seis presuntos etarras y se siguen descubriendo almacenes de armas.…  Seguir leyendo »

Agosto ha sido un mes peligroso en la historia europea, pero este año podría ser el punto de inflexión para la zona del euro… y tal vez para la economía mundial. El 26 de julio, Mario Draghi, Presidente del Banco Central Europeo, declaró que su institución haría “todo lo necesario” para preservar el euro y añadió: “Créanme: será suficiente”.

La rotunda –y, de hecho, sin precedentes– declaración de Draghi fue interpretada de forma generalizada como una señal de que el BCE no tardaría en reactivar su programa de compra de bonos, centrándose en particular en la deuda española. Los mercados de valores de todo el mundo subieron como la espuma.…  Seguir leyendo »

Egyptian President Mohamed Morsi took a crucial step toward building his government last week with the appointment of Hesham Kandil as prime minister. One month into his term, Morsi has yet to consolidate authority. As he tries to strengthen civilian rule through effective governance, Egypt’s first democratically elected president would do well to learn from America’s vast experience with presidential transitions, beginning with three important lessons.

First, he should avoid the «first 100 days» trap. Ever sinceFranklin D. Roosevelt’s fabled first 100 days in office, blockbuster successes in the first three months of an administration have become the Holy Grail of presidents.…  Seguir leyendo »

As the Syrian crisis has reached the tipping point and the fall of Bashar al-Assad’s regime seems to be a matter of time, Israel has abandoned the passive stance it has maintained since this crisis began in March 2011. Israel’s leaders and security establishment are now looking at the potential ramifications of the regime’s collapse as imminent policy challenges. Uppermost in their minds is the danger that Syria’s stockpiles of missiles and chemical and biological weapons fall into the hands of jihadis who have penetrated Syria and the Syrian opposition, or be handed over to Hezbollah in Lebanon.

Israel’s position with regard to the Syrian crisis has been misrepresented by two myths.…  Seguir leyendo »

When democratic governments choose to ignore human rights abuses committed by an autocrat they support, it is normally in the name of national security or shared economic interests. But in the case of Rwanda’s authoritarian president, Paul Kagame, the overwhelming rationale is guilt.

The world stood by in 1994 as factions of Rwanda’s then army, their allied militia and Hutu civilians shot or hacked to death an estimated 800,000 Tutsis and moderate Hutus. While the UN dithered, Kagame – commander of a Tutsi-led rebel army – accelerated his military campaign and crushed the murderous regime and militia, some of whom fled into eastern Congo.…  Seguir leyendo »

Este verano, cuando el polvo de las revoluciones de la Primavera Árabe comienza a asentarse, las mujeres -que lucharon codo a codo con los hombres contra la tiranía- se están viendo marginadas y excluidas de la toma de decisiones. A pesar de las nuevas libertades defendidas por los revolucionarios, se las sigue viendo como subordinadas a los hombres.

En Túnez, una masiva protesta llamó a todas las mujeres a usar velo; las profesoras de religión que no lo llevaban sufrieron acosos y persecuciones. La turba gritaba a las manifestantes tunecinas que volvieran a la cocina, » el lugar al que pertenecen».…  Seguir leyendo »