Martes, 1 de noviembre de 2016

Muchos se han sorprendido, cuando no escandalizado, por el hecho de que una región belga, Valonia, utilizara su facultad constitucional para no autorizar la firma de un tratado internacional en el proyectado Acuerdo económico y comercial global (CETA, por sus siglas en inglés) entre la Unión Europea y sus 28 Estados miembros, de un lado, y Canadá, de otro. Sólo tras una dura negociación contrarreloj el acuerdo se pudo firmar finalmente el domingo.

En España ha escandalizado que un tratado de toda la Unión Europea, la primera potencia comercial del planeta, pueda depender de una pequeña región de un Estado miembro.…  Seguir leyendo »

Dejó escrito Spinoza que el hombre libre en nada piensa menos que en la muerte. Algunos sociólogos parecen darle la razón al destacar que en las sociedades modernas la muerte pierde visibilidad y tal vez disminuye incluso su carácter dramático. En favor de su tesis aducen, en primer lugar, que gracias a los adelantos de la medicina nuestros padres y familiares más cercanos mueren en edades avanzadas, cuando ya nuestra dependencia de ellos no es tan acuciante; señalan, además, que, por lo general, ya no se muere en casa, sino en los hospitales y clínicas, bajo los cuidados de personas que apenas conocen al paciente y que, por tanto, no pueden sentirsu muerte como se sentía cuando esta acontecía en el domicilio familiar; en tercer lugar dan importancia al hecho de que, después del fallecimiento, se hace cargo del cadáver personal especializado —funerarias— que tampoco conoció al difunto durante su vida, algo bien diferente de los tradicionales velatorios en casa.…  Seguir leyendo »

En todas las ciencias, incluida la antropología cultural, la diferencia entre la naturaleza y la cultura se basa en el modo como se transmite la correspondiente información. La cultura se transmite por aprendizaje social, que incluye la imitación, y puede provenir de parientes, amigos, cantantes, etc. Por el contrario, la naturaleza humana se transmite solo verticalmente, de padres a hijos, a través de los genes.

Lo cultural no tiene por qué ser bueno o deseable. Tanto la ciencia como la superstición son cultura, y también lo son la democracia y la dictadura, el cosmopolitismo y el nacionalismo, la delicadeza del ballet clásico y el cutrerío de las corridas de toros.…  Seguir leyendo »

Hace unos días escuchaba a un veterano político socialista preguntarse en un plató de televisión: “¿Cómo que no puede hablarse con los independentistas ni con Podemos?, ¿qué país es este en el que no puede hablarse con fuerzas políticas democráticas?”. Naturalmente, venía a cuento del golpe de mano perpetrado en Ferraz, no tanto por cálculos electoralistas (la debacle socialista en unas hipotéticas terceras elecciones sería dantesca, a tenor de todas las encuestas), como por razón de Estado, aquella que en nuestro país de países impide afrontar políticamente el llamado desafío secesionista. Alguien dijo que en España siempre habrá dos asuntos fuera de toda discusión/votación: la existencia de Dios y la unidad de España.…  Seguir leyendo »

Hemos conseguido, finalmente, que España tenga un gobierno hecho y derecho. Hemos tenido que votar dos veces y han tenido que rodar algunas cabezas, la del líder del principal partido de la oposición entre ellas, junto a otras importantes del partido de gobierno. Han tenido que inflarse y desinflarse (hasta cierto punto) los nuevos partidos, sin que sepamos todavía si son una versión juvenil de los tradicionales o algo distinto. Se han tenido que equivocar muchos y acertar muy pocos. En resumen, hemos pasado casi un año de indecisión, de zozobra, de angustia, sin saberse nunca si tendríamos un cambio de sistema o seguíamos indefinidamente en crisis.…  Seguir leyendo »

TV3 se ha convertido, para desgracia de la mayoría de catalanes que estamos por la buena convivencia con el resto de españoles, en la punta de lanza de los separatistas. De ahí que los partidos que defienden la secesión en Valencia tengan marcado en rojo que se vuelva a poder sintonizar en toda la comunidad. Desean repetir el proceso de locura que estamos viviendo en Cataluña, y para ello nada mejor que contar con una de las herramientas que se han demostrado más eficaces para la agitación y la propaganda.

Los medios públicos, al ser sufragados con el dinero de todos, han de ser muy cuidadosos a la hora de marcar su línea editorial.…  Seguir leyendo »

Una madre que amamanta a su bebé es una madre que amamanta a su bebé. Quiero decir que el acto por sí mismo los implica a ellos dos. El suyo es un hecho particular, íntimo, que no va contra nadie, no hace ningún daño, no requiere de ningún tipo de ayuda. No hace ruido, no contamina y, en cambio, es una de las acciones femeninas que más controversias generan.

Leyendo el domingo a la compañera Emma Riverola, que apuntaba a la lactancia prolongada como posible nuevo yugo que limita las aspiraciones de las mujeres, me entraron todas la dudas, sobre todo porque es alguien que suele poner el dedo en la llaga cuando de la condición de la mujer se trata.…  Seguir leyendo »

“Está siendo una campaña volátil, la gente tiene ideas muy mudables. Por eso tenemos que mantenernos concentrados en continuar hasta el final. No quiero que hagáis como Usain Bolt, y miréis hacia atrás sonriendo, confiados en que ya habéis ganado.” Así advertía el presidente Obama a los votantes demócratas sobre los riesgos de quedarse en casa el próximo día 8. Parecía decirles: la candidatura de Trump es real, no la menospreciemos y hagámosle frente. Y lo hacía en un lugar lleno de significación para la carrera presidencial, en Orlando, Florida, uno de los Estados más disputados y con mayor peso en las elecciones.…  Seguir leyendo »

Venezuela’s opposition movement is promising to follow its huge march last week with a march this week to the Presidential Palace to demand the restitution of the recently shut down recall referendum. The government of President Nicolás Maduro has mobilized its followers to defend the revolution in the streets. It is a confrontation unlikely to have a happy ending.

I first visited Venezuela in 1992, eight months after Hugo Chávez’s failed coup d’état. It was a desolate period. Not only was an economic crisis grinding at the spirits of the people, there was a sense that Venezuela’s political elite was irremediably out of touch with the population, and doing what it could to prevent change.…  Seguir leyendo »

Luego de la masiva marcha de la semana pasada, el movimiento opositor de Venezuela convocó otra manifestación que se dirigirá esta semana al Palacio de Miraflores, sede del ejecutivo, para exigir la restitución del referendo revocatorio. Como respuesta, el gobierno de Nicolás Maduro ha llamado a sus seguidores a defender la revolución en las calles. Es poco probable que ese enfrentamiento tenga un final feliz.

Visité Venezuela por primera vez en 1992, ocho meses después del fallido golpe de Estado de Hugo Chávez. Fue un período desolado. No solo había una crisis económica que afectaba el estado de ánimo del pueblo, sino que existía la sensación de que la élite política había perdido, de forma irremediable, el contacto con la población, por lo que evitaba los cambios a toda costa.…  Seguir leyendo »

Is FBI Director James Comey “fiercely independent,” as President Barack Obama described him three years ago when nominating him for his current job, or fiercely self-serving? That’s the question that looms large in the wake of Comey’s unprecedented decision to wade into a presidential race eleven days before election day by announcing that he’d reopened an investigation into Democratic candidate Hillary Clinton concerning her private email server—an investigation that he had brought to close in a major press conference in July. The announcement, which came in a very short letter to members of Congress Friday, violated two long-established rules governing criminal investigations. …  Seguir leyendo »

To defeat Islamist extremism we need to come to a common agreement, with a clear perspective, on what is the cause of this global threat.

Groups like ISIS and al Qaeda are the latest manifestation of a dangerous strain of totalitarian thinking that rejects and subordinates all universal norms and values to a single, violent, all-encompassing dogma. The groups are driven by a transnational religious-political ideology and a belief in violent jihad to enforce a return to a perceived Islam of the seventh century.

Their threat is based on a perversion of religion that gives its followers the certainty of being «the best» believers and justifying violence against «the rest» — no surprise, then, that they mostly kill other Muslims.…  Seguir leyendo »

The university where I work is in crisis. Campuses across South Africa are on fire — in some cases literally — as students protesting impossibly high fees lock horns with reckless police officers. Students run a gantlet of rubber bullets, water cannons, stun grenades and tear gas just to make it to the library. Attendance has been sparse, with students, lecturers and other employees staying home in fear. Some universities have turned to overzealous police officers and the infamous private security industry in a bid to bring campuses under control.

Meanwhile protesters have become ever more attached to the uncompromising politics of shutdown, insisting that universities must stay closed until their demands are met.…  Seguir leyendo »

The idea that climate change is a war is inaccurate, and a potentially counterproductive frame for organizing the resistance needed to secure a habitable planet. By stressing existential threat, war tends to divide the world into allies and enemies, against whom we need to risk all. McKibben insists that climate change is “a world war aimed at us all.” But aimed by whom? It is variably polluting industries, tepid or two-faced politicians, our own political passivity, and even the laws of physics. McKibben often writes as if nature itself was a bellicose agent.

This approach ignores the environmental movement’s earlier rhetorical and organizational strengths.…  Seguir leyendo »