Jueves, 24 de agosto de 2017

An era is ending in Angola, as one of Africa’s longest-serving leaders, President José Eduardo dos Santos, steps down after 37 years in power. What happens next is significant not only to Angola, but to Africa and the world, particularly those dependent on Angola’s vast oil reserves.

Angola’s international strategic importance is built upon oil. Many international oil companies operate in Angola, including U.S. supermajors Exxon and Chevron. Due to US shale oil and gas production, there has been a sharp decline in American demand for Angola’s oil and Luanda, Angola’s capital, is increasingly reliant on Beijing and other Asian partners as markets.…  Seguir leyendo »

Armenia

Anahit Shirinyan

As the world tries to decipher what Trump presidency means for the global world order and security in Europe, the same questions are asked in Armenia. The US continues not to have a clear-cut policy towards the South Caucasus, and Trump’s tenure is unlikely to change this. Instead, Washington’s relations with Yerevan, Tbilisi and Baku are likely to remain an undertone to the larger dynamics of US relations with Russia, Turkey and Iran, as well as developments in the Middle East. In this context, some potential pitfalls might affect the overall geopolitical environment in which Armenia operates with implications for Armenian foreign policy.…  Seguir leyendo »

Una pátina de fatalismo y resignación trasluce tras las justificaciones de la imposibilidad, real por otra parte, de alcanzar la reiterada «seguridad total» que venimos escuchando estos días tanto de boca de expertos como de responsables políticos. Asumir la facilidad con la que se pueden cometer atentados terroristas como el de Barcelona no debe desviar nuestra atención de la complejidad de un fenómeno en el cual Occidente tiene mucho que decir. No sólo porque sea responsable de disparates históricos como armar y financiar a los talibán de Bin Laden en la guerra de Afganistán contra los soviéticos o invadir y desmantelar Irak en 2003 para aupar a un Gobierno sectario incapaz de controlar el territorio.…  Seguir leyendo »

Así me solicitan los del periódico, con la precisión de que quieren un enfoque original sobre los hechos recientemente ocurridos; no repita las cinco ideas comunes que comparecen una y otra vez en los ya publicados. Así que me pongo rápido a buscar el frame, como ahora se dice, que estructure mi reflexión.

Primera disyuntiva, ¿adopto el punto de vista emocional o el racionalista? Adoptar la perspectiva del insider inocente ayuda mucho a escribir en estos casos: horror, pánico, reacción valerosa, no pasarán, amor, cariño. Rico en impacto pero un tanto banalizado de antemano: no hay forma de estar a la altura de las imágenes.…  Seguir leyendo »

Sorprende que tras el atentado de Barcelona no se hubiera planteado la utilización de la Ley de Seguridad Nacional (LSN) a fin de coordinar las distintas actuaciones encaminadas a dar respuesta no solamente al atentado, sino a la situación que se derivaba de la aparición de una célula terrorista en el corazón de Cataluña con al menos una docena de integrantes.

La LSN nace para situaciones como esta. Parte de que en determinadas ocasiones la respuesta a una situación de riesgo para los derechos de los ciudadanos precisa de una coordinación reforzada entre las distintas Administraciones con competencias en la materia.…  Seguir leyendo »

Crisis económica, miseria social y polarización política. Ese es el legado final que deja todo tipo de populismo, sea de izquierdas o de derechas. Ese es el panorama sobre el que se alza, en estos momentos, el Gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela. El heredero de Hugo Chávez encabeza un régimen que, en realidad, solo es la culminación de un proceso con antiguas raíces. Cabe preguntarse, como hiciera sobre Perú Zavalita, el personaje de Mario Vargas Llosa en Conversación en La Catedral, cuándo se jodió Venezuela.

El autoritarismo, escaso liderazgo y gruesos errores políticos y de gestión que acumula en su historial el presidente Nicolás Maduro provocan que sea contemplado como el principal culpable de todos los males que arrastra Venezuela.…  Seguir leyendo »

Miguel de Unamuno afirmó «La envidia … es la íntima gangrena del alma española». Rafael Sánchez Ferlosio sostuvo, en cambio, que la envidia es solo una fantasía de los envidiados, cuya enfermedad consiste precisamente en ver envidiosos por todas partes.

Creo que tiene razón Unamuno e incluso me atrevo a añadir que el pecado nacional de nuestros días tiene una nueva configuración ya que está compuesto no solo de envidia, sino también de resentimiento.

La palabra «envidia» significa, según el diccionario de la RAE, «tristeza o pesar del bien ajeno» y «emulación, deseo de algo que no se posee». En ambos supuestos, en el sentimiento del envidioso hay una referencia a lo ajeno: ese bien de otro que causa tristeza o pesar al envidioso, o ese algo de alguien que el envidioso desea intensamente imitar o superar.…  Seguir leyendo »

¿Sería democrático que el voto de todos los españoles decidiera que alguna minoría fuera privada de su ciudadanía y se le concediera otra nueva? Pues menos aceptable aún es que unos pocos catalanes voten si se van, porque no pretenden irse a ningún sitio, sino que se quedarían físicamente donde están pero secuestrando la voluntad de sus convecinos que no quieren formar parte de esa aventura de cambiar sus derechos y sus garantías por otros inciertos. El procés no se puede resumir en si votar o no la independencia: es un proyecto de depuración ideológica perpetrado por los nacionalistas para evitar que se normalice un bilingüismo tolerante, apropiándose de la cultura catalana para sus objetivos políticos, dificultando incluso que algunos de los ciudadanos que viven en Cataluña eduquen a sus hijos en la otra lengua oficial.…  Seguir leyendo »

Yo nací en 1948, y el riesgo de una Tercera Guerra Mundial con armas nucleares fue parte muy real de mi niñez. Esa amenaza (o al menos, la amenaza de destrucción total de Alemania del este y del oeste) duró hasta el final de la Guerra Fría y el derrumbe de la Unión Soviética.

Desde entonces, el riesgo de que las superpotencias nucleares iniciaran un Armagedón se redujo sustancialmente, aunque no haya desaparecido del todo. Hoy, el mayor riesgo es que cada vez más países pequeños gobernados por regímenes inestables o dictatoriales intenten conseguir armas nucleares, como medio de garantizarse la supervivencia, promover intereses geopolíticos locales o regionales, o incluso llevar adelante planes expansionistas.…  Seguir leyendo »

A trop montrer – en boucle dorénavant sur toutes les chaînes de télévision – les attentats terroristes dans leurs aspects les plus sordides, à multiplier les témoignages de gens éplorés, forcément on stimule les appétits guerriers d’apprentis terroristes en mal de reconnaissance sociale. Les médias, le regard rivé sur l’audimat – le voyeurisme, souvent inconscient, du public faisant le reste –, créent ainsi des vocations meurtrières par simple contagion.

Pour un terroriste, voir sur les écrans un frère abattu, avec photo à l’appui, constitue un puissant stimulant au passage à l’acte meurtrier car, pour un fanatique islamiste, la mort est bien l’offrande suprême de Dieu.…  Seguir leyendo »

If you haven’t heard anything about the election campaign in Germany, that’s because there isn’t much of one, despite the fact that nationwide elections that will determine, among other things, whether Chancellor Angela Merkel stays or goes are set for Sept. 24.

Yes, we are talking about the same Germany that has taken in roughly one million refugees and migrants in the last two years. The same Germany that bailed out bankrupt European states with billions of euros. The same Germany that has taken a tough stance toward Russia after its annexation of Crimea. The same Germany that is switching off all its nuclear power plants and turning to green energy.…  Seguir leyendo »

El emotivo grito de ‘No tenemos miedo’ se apropió de las Ramblas el día después de los atentados. Es un llamado contra el fanatismo que enlaza con la tradición plural y progresista de Barcelona, la ciudad europea que en febrero pidió masivamente a las autoridades que acogieran a refugiados sirios, se solidarizó con las víctimas del 11S y clamó contra la guerra de Irak. No hay salvaciones particulares. Barcelona lo sabe. Pero para escapar a la instauración del miedo y el odio no solo podemos marchar, debemos ser autocríticos.

A diferencia de los discursos integradores de las autoridades catalanas, ya el presidente Mariano Rajoy, al recalcar una y otra vez la unidad de los españoles, apeló a la brecha entre la identidad patriótica y lo foráneo.…  Seguir leyendo »