Domingo, 5 de julio de 2020

Casado y la boa de Pedro Sánchez

Como miembro de los servicios secretos británicos hasta que el éxito de su tercera novela –El espía que surgió del frío– le permitió vivir de la literatura, la principal experiencia que extrajo John Le Carré fue que nada, absolutamente nada, era lo que parecía. Todos tenían una segunda intención, cuando no una tercera. Así, por boca de uno de sus personajes, el escritor estableció un sistema para discernir lo que se debía a la casualidad de aquello otro que era fruto de la causalidad. Una coincidencia –explicaba– puede ser casual, dos fundamentan la sospecha de que es causal y tres certifican ese barrunto.…  Seguir leyendo »

Casa de locos

Aunque la Casa Blanca trató por todos los medios de impedir la publicación de las memorias de John Bolton, consejero del presidente Trump para la Seguridad Nacional entre abril de 2018 y septiembre de 2019, el libro, titulado The Room Where It Happened (El cuarto donde aquello sucedió), acaba de salir en Estados Unidos, luego de ser autorizado por los jueces.

Se trata de un grueso ensayo en el que Bolton cuenta con lujo de detalles su experiencia de trabajar un año y medio junto a Trump y lo critica con severidad, dando ejemplos abundantes de lo que todos ya sabíamos: que el presidente de Estados Unidos carece de la preparación más elemental para ocupar el cargo que tiene y los errores y contradicciones que por esa misma razón comete cada día, pese a la popularidad que obtuvo en los primeros años de su Gobierno y que parece haber perdido, hasta el extremo de que, según las últimas encuestas, lo derrotaría en las elecciones de noviembre el demócrata Joe Biden.…  Seguir leyendo »

La perra de Sarajevo

Todavía ignoro el porqué llegué a los Balcanes en 1993, en pleno fregado yugoslavo. Nunca he ido de héroe ni de salvamundos. Sin embargo, ahí estaba tras un vuelo en un Hércules C-130 del Ejército del Aire español que aterrizaba en Divulje, cerca de Split. Cuando me informaron de mi zona de trabajo en un mapa sobre el que se había superpuesto un plástico donde se trazaban con rotulador las diferentes líneas de movimiento de tropas, la roja del frente de combate la veía muy cerca de la que iba ser mi casa. Demasiado. Estaba en una retaguardia a donde llegaban los helicópteros medicalizados y furgones frigoríficos con cadáveres de soldados provenientes de esa delgada línea roja.…  Seguir leyendo »

El poder para quien lo trabaja

La principal ventaja de tener el poder consiste en impedir que lo tengan otros. Esta verdad de Perogrullo adquiere especial relevancia cuando el poder personal se convierte en el centro de un proyecto político y se ejerce con la inescrupulosa determinación de que hacen gala Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, dos dirigentes a los que une un concepto autoritario del mando y la manera resuelta en que lo utilizan como escudo protector de sus flaquezas.

La tesis plagiada o sus continuas mentiras y contradicciones, en el caso del primero, y en el del segundo la falta de coherencia con su programa de supuesta regeneración ética serían motivos suficientes para la caída en desgracia de un dirigente en cualquier democracia europea.…  Seguir leyendo »

Feijóo contra la era de la ira

¡Qué selectiva es la memoria! Poco antes del inicio de la pandemia estuve con Alberto Núñez Feijóo y, evocando sus tiempos al frente de Correos (2000-2003), él se acordaba de la interceptación de un paquete bomba, enviado por un grupo anarquista, contra mí; y yo de la noche en que intervino como sponsor en la fiesta de la Feria del Libro que todos los años organizaba El Mundo, en su terraza de la calle Pradillo.

El núcleo duro de mi recuerdo es que Feijóo ya había sido un extraordinario gestor como presidente del Insalud y volvió a serlo en Correos.…  Seguir leyendo »

La práctica de la cancelación de los discrepantes –el linchamiento mediático de una persona cualquiera, generalmente un artista o un personaje con visibilidad pública, para conseguir su muerte profesional y social– tiene su raíz en las políticas de la identidad defendidas por la izquierda.

Pero aunque la mayoría de las víctimas suelen identificarse con la derecha o haber destacado por su desobediencia de los dogmas de fe del progresismo, es cuestión de tiempo que esta tendencia acabe generalizándose y afectando también al otro extremo del espectro ideológico.

La malinterpretación interesada de la paradoja de la tolerancia de Karl Popper –que no defendía la intolerancia del intolerante, como creen muchos, sino la intolerancia del intolerante que utiliza la violencia– ha llevado a muchos a escudarse en la masa para acallar a quienes defienden opiniones distintas a la del consenso mayoritario.…  Seguir leyendo »

On the 23rd anniversary of their handover to China on Wednesday, supporters of democracy and independence in Hong Kong could be forgiven for feeling they’ve just awoken to their worst nightmare.

Overnight, and with no consultation, Hong Kong essentially became a legal and security jurisdiction of China, denying its citizens the 27 more years of semi-autonomy Beijing had promised under the «one country, two systems» model that was to have been in effect until 2047.

A new national security law — dubbed the «anti-protest law» — was rubber stamped by the National People’s Congress in May and signed by Chinese President Xi Jinping this week.…  Seguir leyendo »

Hongkongers raise blank papers after slogans were banned. Photograph: Tyrone Siu/Reuters

Writing about the protest movement in Hong Kong, I began to notice the absences everywhere I went. A moving patchwork of white, black and grey squares decorated walls and pavements, as more and more protest slogans were erased from the public gaze. Now, with Beijing’s enactment of national security legislation in Hong Kong, that void has suddenly gaped wider, swallowing words, ideas, open discussion, and even people from public view.

The legislation bans secession, subversion, terrorism and collusion with foreign forces. The first sight of it for Hongkongers was the moment that it came into effect on Tuesday at 11pm, ahead of the annual 1 July protest march, which itself had been declared illegal.…  Seguir leyendo »

One of China’s ‘re-education’ centres in Dabancheng, Xinjiang Uighur Autonomous Region. Photograph: Thomas Peter/Reuters

When China imposed trade sanctions on Norway in 2010 for honouring the imprisoned dissident Liu Xiaobo with the Nobel peace prize, it spat out a word we weren’t used to hearing from propagandists for an atheist communist regime, but should get used to today. “It’s a blasphemy,” a party mouthpiece said.

Once, blasphemy was damning the faithful’s gods and sacred books. Now, criticism of the world’s largest dictatorship has become sacrilegious. You shouldn’t be surprised. As some of us tried to say in the 1990s and 2000s, the gap between the sacred and the profane was never as wide as religious sentimentalists and liberal multiculturalists believed.…  Seguir leyendo »