Buscador avanzado

En 'Notes on Nationalism', Orwell medita sobre quienes han desplazado su lealtad a un país distinto, distante y rival. El inventario incluye a católicos del corte de Chesterton o a los parciales de Hitler durante la Segunda Guerra Mundial. Pero nuestro hombre está pensando más que nada en las elites filocomunistas británicas, las que generaron a Philby y otros agentes dobles al servicio de Moscú. En el 45, año en que apareció 'Notes on Nationalism', Philby operaba aún en la sombra. Ignoro si Orwell, colaborador prospectivo del Foreign Office, llegó a sospechar de él.

Resumo al máximo la tesis de Orwell sobre el nacionalismo tránsfuga, o como prefiere escribir en su ensayo, «negativo».…  Seguir leyendo »

El ataque al sistema constitucional y a la concordia, anverso y reverso de la misma moneda, es generalizado. Ante tal despliegue, no es extraño el aturdimiento de una ciudadanía que está dejando de serlo. Atizar la discordia desde todos los frentes acaba provocando insensibilidad; ya presenciamos el fenómeno en Cataluña. En 1990, el poder político nacionalista diseñó el Programa 2000, un minucioso plan para infiltrarse y controlar todas las instancias sociales. Desde los consejos de administración de bancos, cajas y medios hasta los rectorados y tribunales de oposiciones. Desde las cámaras de comercio hasta las juntas de los colegios profesionales. Las patronales y los sindicatos.…  Seguir leyendo »

Hace ya mucho tiempo que busco a Barcelona en Barcelona. Puede parecer romanticismo, una especie de pulso hacia el pasado para encontrar los restos de algunas noches míticas. Y hay algo de eso: si eres escritor y vas a Barcelona buscas ciertos lugares perdurables, que pueden resistir, o un aroma de época. Jaime Gil de Biedma ya no te está esperando en la barra final del viejo Sandor para tomar el dry del mediodía, y no hay ninguna noche de Boccaccio que pueda despertarte el claroscuro del paraíso perdido. Aquella Barcelona sólo existe en el recuerdo de lo que no has vivido; pero tu imaginación es poderosa.…  Seguir leyendo »

El Mátrix catalán

Acaba de publicarse un libro que lleva el mismo título que he puesto a este post de Disidentia: El Mátrix catalán, cuya lectura y consulta recomiendo vivamente a cualquiera que quiera distinguir las voces de los ecos en el conflicto político que está siendo determinante de la vida española en estos últimos años. El libro recoge el paciente y concienzudo repaso que su autor ha hecho del desarrollo y los antecedentes del clima cultural y social que ha llevado a millones de catalanes a ver su vida muy alterada de modo bastante absurdo, y en ocasiones muy dramático.

El autor no es ni historiador ni político, que son los oficios más frecuentes entre los muchos que han metido su pluma en este enojoso asunto.  …  Seguir leyendo »

España y lo hispano han sido siempre objeto de debates encendidos y casi siempre interesados. Hoy, como en los años 60, parece que de nuevo todo gira en torno a saber si España es diferente a otras naciones o no.

Lo curioso es que gran parte de que los que ahora sacan pecho de la normalidad de nuestro país, como vía indirecta para negar que aquí haya habido ninguna leyenda negra, e incluso para decir que afirmar tal cosa sería algo nacionalista y xenófobo (Henry Kamen), sean de la misma nacionalidad que aquellos "curiosos impertinentes" que en pleno siglo XIX crearon una imagen "que condenaba a España a ser una reserva de nativos en la periferia de Europa, a caballo entre la indolencia y la militancia, que existía exclusivamente para el gozo lúdico de intrépidos viajeros de países supuestamente civilizados en busca de emociones fuertes.…  Seguir leyendo »

El último episodio de la pequeña política del País Vasco no ha interesado a nadie fuera de aquí, pero me permito exponérselo a los lectores de EL ESPAÑOL para que aprecien lo que significa vivir bajo un régimen nacionalista como el vasco. Un régimen que considera que todos los que no compartimos sus ideales no los entendemos. Que los despreciamos o, incluso, que no somos capaces de apreciar lo bueno.

Ya lo decía el fundador del nacionalismo, Sabino Arana: no está hecha la miel, es decir el eusquera, para la boca del asno, es decir el español que empezaba a llegar entonces de otras partes de España al calor de la primera industrialización.…  Seguir leyendo »

A principios de los 80 del siglo pasado, la sociedad estadounidense, pese a los esfuerzos y recursos invertidos en la prevención del delito, seguía teniendo los índices de violencia más altos de su historia. Por ello, el politólogo James Q. Wilson y el criminólogo George Kelling diseñan la teoría de las ventanas rotas (‘Broken Windows: The Police and Neighborhood Safety’, 1982). Objetivo: intervenciones efectivas y eficientes a corto plazo contra la criminalidad.

La teoría de las ventanas rotas establece una correlación estrecha entre el desorden urbano y la criminalidad, así como los comportamientos indeseados o desviados, y el deterioro de la convivencia y el orden y el control público y social.…  Seguir leyendo »

I often hear elite-level American intellectual types — pundits and academics and futurists and so on — express great optimism about Canada’s potential. The country is framed as a glimmer of hope in a bleak world, a dynamic, modern, urbane, democratic, multicultural, open-minded success story, free of the toxic nationalism and populist authoritarianism steering the rest of the planet into a ditch.

The great blind spot of such optimistic analysis has always been Quebec — a province housing 8.7 million of Canada’s 38.7 million citizens, and a place preoccupied with pursuing policies at odds with every flattering Canadian stereotype. On virtually any metric one might correlate with a promising, modern society — a hospitable business climate, an up-to-date education system, open and inviting communities, robust protection of individual liberties, a moderate and rational political class — Canada’s second-largest province marches unapologetically in the opposite direction.…  Seguir leyendo »

Russian President Vladimir Putin attends a meeting during the G-20 summit in Osaka, Japan, on June 28, 2019. BRENDAN SMIALOWSKI/AFP via Getty Images

If a head of state or foreign minister asked for my advice—don’t be alarmed; that’s not likely to happen—I might start by saying: “Respect the power of nationalism”. Why? Because as I look back over much of the past century and consider what’s happening today, the failure to appreciate this phenomenon seems to have led numerous leaders (and their countries) into costly disasters. I’ve made this point before—in 2019, 2011, and 2021—but recent events suggest a refresher course is in order.

What is nationalism? The answer has two parts. First, it starts by recognizing that the world is made up of social groups that share important cultural traits (a common language, history, ancestry, geographic origins, etc.),…  Seguir leyendo »

Las nociones de derecha e izquierda, que nacieron en Francia en 1789, acaban de desaparecer en este país durante las elecciones presidenciales. En el origen de esta larga historia, en Versalles, se sentaron a la derecha los partidarios electos de la monarquía absoluta y conservadora, y a la izquierda, los partidarios de una monarquía limitada por una Constitución, bajo la égida de la filosofía de la Ilustración. Esta división política y filosófica ha regido la historia de Francia, y después la de todo Occidente, casi ininterrumpidamente durante dos siglos. Con el tiempo, la derecha se fue imbuyendo de la filosofía liberal y la economía de mercado, mientras que la izquierda se inspiraba en el socialismo.…  Seguir leyendo »

Indian Prime Minister Narendra Modi at a campaign rally in Meerut, India, March 2019. Adnan Abidi / Reuters

On March 25, Yogi Adityanath—a saffron-clad monk from the right-wing, Hindu-fundamentalist Bharatiya Janata Party—was sworn in for a second term as chief minister of the Indian state of Uttar Pradesh. For two hours that morning, temple bells rang at ceremonies organized across the state to mark the occasion. It was in keeping with the image that Adityanath has sought to project: heir to Indian Prime Minister Narendra Modi, and a leading figure in the BJP’s attempt to turn India into a Hindu nationalist state.

Adityanath’s victory was a remarkable feat. He is the state’s first chief minister to win reelection in the past 30 years, and he did so despite his government’s disastrous mishandling of the COVID-19 pandemic.…  Seguir leyendo »

Hungarian Prime Minister Viktor Orban leaves a polling station in Budapest after voting on April 3. Orban, a right-wing nationalist, was reelected. (Akos Stiller/Bloomberg)

When Russia launched its attack on Ukraine, a wide variety of commentators believed there was at least one silver lining in this catastrophic cloud. Vladimir Putin’s assault on the liberal order, they hoped, would expose and delegitimize the illiberal, populist forces that have been surging for years. One speculated that the war in Ukraine could end the age of populism. Another, the scholar Francis Fukuyama, saw it as an opportunity for people to finally reject right-wing nationalism. Alas, six weeks into this conflict, such notions look like wishful thinking.

In Europe, two pivotal elections — in Hungary and France — tell the tale.…  Seguir leyendo »

Del ayer comunista al hoy nacionalista

El comunismo desapareció de la palestra internacional en el verano de 1991, cuando fracasó una última intentona de un grupo de jerarcas en Moscú para devolver el poder al Partido Comunista ruso, que lo había ido perdiendo casi por dejación desde que, dos años antes, la caída del muro de Berlín hubiera dejado al descubierto el fracaso del comunismo europeo. Tras la caída del muro, los países de Europa Oriental fueron abandonando el sistema comunista y adoptando la democracia como sistema político y el capitalismo como sistema económico. El comunismo ya había sufrido un duro golpe un decenio antes cuando, hacia 1980, China había decidido abandonar de hecho el sistema económico centralizado y estatizado característico de estos regímenes, y había dado paso al mercado como actor central en su economía.…  Seguir leyendo »

A rally in support of Ukraine in Niagara Falls, Canada, January 2022. Albert Gea / Reuters

Liberalism is in peril. The fundamentals of liberal societies are tolerance of difference, respect for individual rights, and the rule of law, and all are under threat as the world suffers what can be called a democratic recession or even a depression. According to Freedom House, political rights and civil liberties around the world have fallen each year for the last 16 years. Liberalism’s decline is evident in the growing strength of autocracies such as China and Russia, the erosion of liberal—or nominally liberal—institutions in countries such as Hungary and Turkey, and the backsliding of liberal democracies such as India and the United States.…  Seguir leyendo »

Es un clásico de la historia política de todas las naciones: la invasión extranjera es una fase imprescindible en su desarrollo. Una invasión es mano de santo para convertir lo que era un Estado desestructurado, o un proyecto de nación, en una nación de cuerpo entero, con sus mitos, sus héroes, sus lugares de memoria y sus conmemoraciones.

La invasión televisada de Ucrania muestra unos ribetes ciertamente apocalípticos, ausentes en otros episodios similares de la historia. Episodios que sólo hemos conocido por testimonios escritos o por ciertos cuadros y grabados, como los de nuestro Francisco de Goya sobre la Guerra de la Independencia Española de resultas de la invasión francesa.…  Seguir leyendo »

Cuando Rocío de Meer despotrica contra el ideal de ciudadanía realiza una confesión de parte. Una confesión nacionalista, para más señas. El nacionalismo español no es un mito. Era algo residual, pero 2017 cambió las cosas. El intento de golpe de Estado en Cataluña ha generado una reacción, y no precisamente una de corte cívico-republicano. El nacionalismo español ha encontrado cauce político.

Quienes incurren en el más puro formalismo son aquellos que ignoran lo que ese papel implica: la titularidad compartida sobre el territorio político, lo más común que existe. La riqueza, constitutivamente nacionalizada porque no puede ser privativa de nadie, sino propiedad compartida de todos; los accidentes geográficos; el territorio físico; y la trama de derechos e instituciones comunes.…  Seguir leyendo »

Russian President Vladimir Putin signs documents, including a decree recognizing two Russian-backed breakaway regions in eastern Ukraine as independent, at the Kremlin on Feb. 21. (Alexey Nikolsky/AFP/Getty Images)

President Vladimir Putin’s emotional speech on Monday justifying Russia’s invasion of Ukraine was eye-opening in many ways. Among other things, it cast new light on the Russian president’s complicated and evolving relationship with the Soviet past.

Even before this week’s attack, Putin’s use of troops abroad — in Georgia, Moldova and Ukraine — has been taken by some as evidence of a desire to rebuild the Soviet Union. U.K. Foreign Secretary Liz Truss and Sens. Mitt Romney (R-Utah) and Ted Cruz (R-Tex.), among others, have suggested this interpretation. So did President Biden in his Thursday comments announcing further sanctions.

And Putin’s own words have at times supported this interpretation — in 2005, for instance, he called the collapse of the USSR “a major geopolitical disaster of the [20th] century.”…  Seguir leyendo »

Hace unos días, con motivo del espectacular triunfo de Rafael Nadal en el Open de Australia de tenis, un tal Alfons Godall, vicepresidente segundo a la sazón de la Fundación Barça, se refirió al soberbio tenista mallorquín llamándole Rafael Navidad, traduciendo en consecuencia al castellano su apellido con el propósito apenas velado de presentarle como un renegado españolista.

Al contemplar el ‘ex abrupto’ vino inmediatamente a mi memoria, que no es mala y no necesita, por supuesto, de la ‘ayuda’ interesada de ley alguna, que en mi época de catedrático en la Facultad de San Sebastián, hace ya casi medio siglo, también le llamaron a José Ramón Recalde en una ocasión Arroyo, traduciendo su apellido con ese mismo propósito.…  Seguir leyendo »

Cayetana Álvarez de Toledo | David Zorrakino (EP)

«Nunca he querido desmentir, ni siquiera matizar, la imagen de altiva, antipática, pija y facha que me ha endosado la izquierda, y no solo la izquierda». La frase refleja una manera de ir por la vida. Pisando fuerte y sin complejos. Desde la publicación de Políticamente indeseable, los medios se han ocupado de sus aspectos más anecdóticos: los dardos a Pablo Casado y a Teodoro García Egea, los paralelismos entre Cayetana Álvarez de Toledo e Isabel Díaz Ayuso, el envidiable tren de vida de la autora… Ciertamente, dado el corto período del que se ocupa (marzo de 2019 – agosto 2020), el libro puede parecer coyuntural.…  Seguir leyendo »

Primera edición del libro '1984' de George Orwell

«Es probable que la guerra española haya producido una cosecha de mentiras más abundante que cualquier otro suceso desde la Gran Guerra de 1914-1918, pero dudo sinceramente, a pesar de todas esas hecatombes de monjas violadas y sacrificadas ante los ojos de los reporteros del Daily Mail, que sean los periódicos profascistas los que hayan causado el mayor daño». De esta manera tan contundente comienza Descubriendo el pastel español, uno de los primeros ensayos que publicó George Orwell a su regreso de la Guerra Civil española.

Orwell, cuyo verdadero nombre era Eric Blair, no fue uno de esos genios meteoríticos que aparecen totalmente hechos en su opera prima.…  Seguir leyendo »