Buscador avanzado

Foto del 23 de marzo de 2018, en el que los expertos del Equipo Argentino de Antropología Forense revisan cuidadosamente fragmentos quemados en un laboratorio en México. (AP Photo/Marco Ugarte)

El 18 de enero de 2021, una avioneta sobrevoló durante cinco horas Campo de Mayo, un predio de 5,000 hectáreas ubicado a 30 kilómetros de Buenos Aires, Argentina, donde funcionó el mayor centro clandestino de detención de la última dictadura militar (1976-1983), que albergó a aproximadamente 4,000 secuestrados. Innumerables testimonios judiciales señalan que muchos de ellos fueron drogados y arrojados al mar desde aviones que partían de la guarnición militar —conocidos como vuelos de la muerte—, pero aún no se han encontrado enterramientos clandestinos.

En un hecho histórico e inédito para América Latina, el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), que ya había realizado trabajos de excavación en el predio sin resultados positivos, inició una investigación diferente: desde el aire y con la ayuda de tecnología de alta precisión.…  Seguir leyendo »

La policía forense de Venezuela examina la escena de tres homicidios en Caracas, en noviembre de 2016. Crédito Meridith Kohut para The New York Times

La policía mató a Rafael, el hijo de Luciene Silva, cuando arreglaba una bicicleta en la Baixada Fluminense, en las afueras de Río de Janeiro. Luciene y Rafael vivían rodeados de escuadrones de la muerte y traficantes de drogas, pero ella pensaba que su familia estaba segura porque no le debía nada a nadie.

Miguel Molina, un excriminal del barrio caraqueño de San Agustín, empezó a matar a los 17 años para que no lo mataran. Miguel está en una silla de ruedas con tres balas en la espalda. El chico que le disparó está muerto.

El Indio, un policía de Soyapango, un municipio en el área metropolitana de San Salvador, se mudó dos veces por las amenazas de las pandillas, pero una noche de noviembre del año pasado contaba que ahora era más fácil hacer su trabajo porque disparaba contra cualquier persona de la que sospechara fuera un pandillero.…  Seguir leyendo »

En septiembre de 2018, los militares retirados David Jackson y Gabriel Sagastume ensayan la puesta en escena de "Campo minado", en Buenos Aires. CreditLucila Sigal/Reuters

“¿Alguna vez fuiste a la guerra?”.

Sobre el escenario del Teatro General San Martín, el principal teatro público de Buenos Aires, Lou Armour grita esta pregunta mientras sus compañeros de reparto David Jackson, Gabriel Sagastume y Marcelo Vallejo tocan guitarras y bajo eléctricos. Parapetado detrás de su batería, Rubén Otero aporrea los platillos y Armour sigue increpando al público: “¿Alguna vez mataste a un hombre?”.

Es un fragmento de Campo minado, la obra de teatro de la directora argentina Lola Arias sobre la guerra de las Malvinas, el conflicto militar entre Argentina y el Reino Unido. En solo 74 días, del año 1982, murieron 649 soldados argentinos, 255 combatientes británicos y tres civiles.…  Seguir leyendo »

A resident walks past a police officer during an anti-drug operation in Rio de Janeiro. (Ricardo Moraes/REUTERS)

Before 2018 is over, more than half the population of Latin America will have elected a new president. At the top of new leaders’ agendas will be the task of effectively addressing an epidemic of violence that has made Latin America home to a third of the world’s homicides despite having only 8 percent of its population.

The region’s citizens are fed up and demanding solutions. In Mexico, where the murder rate in 2017 was the country’s highest on record, voters just elected former Mexico City mayor Andrés Manuel López Obrador on the promise that he would take on crime and the corrupt elites who turn a blind eye to it.…  Seguir leyendo »

Sergio Vicente Goulard terminó desnudo sobre una camilla en el hospital, a la espera de ser reconocido. Unas horas antes, unos milicianos le dieron un tiro en la cabeza dentro de su casa. La policía todavía no sabía el móvil de su asesinato. El segundo muerto, Luiz Carlos Barbosa, fue encontrado en la calle en medio de una favela dividida entre dos grupos criminales. Lo habían ejecutado por cambiar de bando. Al tercero, Jorge Luiz Bento, lo halló su familia, sin cabeza, atado de manos, pudriéndose cerca de un riachuelo en el municipio de Nova Iguaçu. Otro fallecido, Claudeir Francisco, andaba en bicicleta cuando le dispararon.…  Seguir leyendo »

Basta de asesinatos de activistas medioambientales

En marzo de 2016, viajé a México para recibir el Premio Mayahuel de Derechos Humanos y Defensa del Medio Ambiente, otorgado durante el Festival Internacional de Cine de Guadalajara. Durante mi estadía me enteré de que Berta Cáceres, defensora ambientalista y líder del grupo de derechos indígenas del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), había sido brutalmente asesinada.

Cuando acepté el Premio Mayahuel, el 12 de marzo, se lo dediqué a Berta Cáceres y a quienes luchan por los pueblos y la preservación de la tierra, a aquellas personas que luchan contra la devastación medioambiental que causan las megaindustrias extractivas en América Latina y alrededor del mundo.…  Seguir leyendo »

Hundreds of small-scale miners are scraping out tiny quantities of increasingly precious gold in El Corpus, southern Honduras. Edgard Garrido/Reuters

Gang violence is forcing people to flee Central America and Mexico, heading north to the United States in record numbers. Right?

That’s the standard narrative: organised crime and drug trafficking have given Central America’s “Northern Triangle” (El Salvador, Guatemala and Honduras) the highest homicide rates on earth, sending scared citizens packing.

Indeed, Honduras ranks second, behind Syria, among the world’s most dangerous countries, followed by El Salvador (6th), Guatemala (11th) and Mexico (23rd). And San Pedro Sula, in Honduras, has the highest homicide rate on the planet.

This is a humanitarian crisis and regional tragedy. And as far as the United Nations and the Internal Displacement Monitoring Centre, are concerned, bad guys are to blame.…  Seguir leyendo »

América Latina y el Caribe presentan actualmente las tasas de homicidio más altas del mundo, tanto en relación a su población como en números absolutos. En algunos países, las tasas de violencia armada superan aquellas de países en guerra. Las armas de fuego juegan un papel preponderante en esta problemática. En la región, su letalidad y la proporción de homicidios ejecutados con ellas superan ampliamente el promedio mundial. Los costes humanos, sociales y económicos de la violencia armada son incalculables y afectan negativamente a países y sociedades durante décadas, deteniendo e incluso revirtiendo procesos de desarrollo. Este documento de trabajo analiza el vínculo identificable entre la posesión civil de armas de fuego y los índices de violencia en América Latina y el Caribe.…  Seguir leyendo »

En lugares de Asia donde domina el Estado Islámico, la blasfemia, el adulterio, la herejía y el “espionaje” de los “infieles” se pagan con la muerte. En lugares de Latinoamérica dominados por delincuentes, los que no pagan extorsiones, las mujeres que se resisten a ser violadas y aquellos que conversan con policías o rechazan colaborar con los criminales son asesinados. El terrorismo islámico decapita y crucifica en sus territorios, en Latinoamérica los criminales cuelgan, decapitan, queman, descuartizan y juegan fútbol con las cabezas de las víctimas. En ambos casos el terrorismo es el método para tener autoridad. En Asia, África y Europa del Este hay quince guerras por distintos motivos.…  Seguir leyendo »

En años recientes, América Latina ha sido el escenario de dos grandes expansiones: la económico-social y la delictiva. Pese a los avances en crecimiento y las mejoras en salud, educación y reducción de pobreza y desigualdad, la región se ha tornado la más insegura del mundo.

Mientras los índices de homicidio disminuyen en otras regiones, el problema ha aumentado en América Latina, registrándose más de un millón de asesinatos entre 2000-2010. En 11 de 18 países, las tasas de homicidios superan la clasificación de “nivel epidémico”, con más de 10 homicidios por cada 100.000 habitantes. En tanto, el robo se ha triplicado en los últimos 25 años, convirtiéndose en el delito que más afecta a los latinoamericanos.…  Seguir leyendo »

América Latina ha tenido un destacado desempeño económico en la última década, acompañado por una reducción significativa en los niveles de pobreza y, en algunos países, también en los niveles de desigualdad. Si comparamos la situación actual con lo que sucedía hace dos décadas, la región tiene hoy en día economías más fuertes e integradas, democracias más consolidadas, así como Estados que han asumido mayores responsabilidades en la protección social. Pero el flanco débil de la región es la violencia, el crimen y la inseguridad.

Con intensidades diferenciadas entre países, la región sufre de una epidemia de violencia, acompañada por el crecimiento y difusión de los delitos, así como por el aumento del temor entre los ciudadanos.…  Seguir leyendo »