Eduardo Melero

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de abril de 2009. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Según el Tratado del Atlántico Norte, aprobado en 1949, la OTAN es una alianza militar de carácter defensivo. Las únicas acciones militares previstas se basan en el derecho de legítima defensa, que se ejercerá si uno de los Estados miembros sufre un ataque armado en el territorio de Europa y América del Norte. Para disuadir a posibles enemigos, los miembros de la OTAN se comprometen a incrementar sus capacidades militares para resistir un ataque armado. También se establece que los Estados miembros se consultarán en caso de que se encuentren amenazadas su integridad territorial, su independencia política o su seguridad.

Sin embargo, el nuevo concepto estratégico que se acaba de aprobar en la Cumbre de Lisboa va más allá del tenor literal del Tratado, partiendo ahora de una concepción amplia de la defensa, que no se limita a la protección del territorio frente a posibles ataques armados sino que también incluye la respuesta a amenazas como la proliferación de armas nucleares, el terrorismo, los ciberataques, y la protección de las principales rutas comerciales y de aprovisionamiento de fuentes de energía.…  Seguir leyendo »