Francisco Sosa Wagner

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de diciembre de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Hay tantos elementos pecaminosos en el relato de los hechos que nos ha brindado la sentencia de la Audiencia de Sevilla sobre el caso de los ERE que es difícil aislar los más llamativos. Antes de entrar en alguno de ellos, debemos felicitarnos, en primer lugar, por el hecho de que al final los jueces se hayan pronunciado. Con la parsimonia que en ellos es sólita, aunque en este caso fundada en la complejidad del asunto y el abultado número de personas implicadas. Menos aplauso merece el extraño aplazamiento de la decisión final a un momento posterior a las elecciones generales del pasado 10 de noviembre, ya que nos han privado de razones convincentes.…  Seguir leyendo »

Está de luto nuestra democracia

Recientemente publicaba en este periódico Ignacio Torreblanca, con su pluma tersa y su brillante aptitud para la polémica, un artículo en el que sostenía la resistencia de la democracia española. Y citaba para demostrar su afirmación las graves crisis que hemos atravesado en los últimos decenios, incluidos los golpes de Estado de la extrema derecha y del separatismo catalán más las graves turbulencias desencadenadas por esa señora implacablemente enigmática que es la economía. Concluía el autor que ello se debía a la confianza de los españoles en las bondades del sistema democrático y su prevención hacia los modelos autoritarios.

Ambas afirmaciones son ciertas: hemos descubierto que la invocación al cirujano de hierro es hoy vacua, cuando no cómica, nos basta con los cirujanos –muchos y buenos– con que cuentan nuestros hospitales y que las bravatas de un general pronunciándose en un cuartel están bien como decorado para un sainete pero son inservibles para manejar los enrevesados asuntos que habitan en nuestras pesadillas.…  Seguir leyendo »

Comprender las fuerzas que están empujando el cambio en el mundo es el primer paso para afrontar las transformaciones que se avecinan pues es una ilusión creer que puedan detenerse o retrasarse. En este sentido, las nuevas rutas de la seda, su instalación y su expansión en el espacio de la geopolítica mundial van a conformar el futuro para lo bueno que nos pueda pasar y también para lo malo que nos ha de afligir.

Más o menos con estas palabras acaba el libro de Peter Frankopan, profesor inglés, Las nuevas rutas de la seda, del que existen ya ediciones en varios idiomas, la alemana de la editorial Rowohlt es la que yo he leído.…  Seguir leyendo »

Banco, jueces, democracia

Fue el 30 de julio cuando el Tribunal Constitucional alemán dio a conocer su sentencia sobre la unión bancaria europea y, para satisfacción de quienes creemos en una Europa eficaz, la liberó de vicio alguno de legalidad. Más exactamente dijo, al enfrentarse a las correspondientes normas europeas y a la ley aprobatoria alemana, que «de acuerdo con una estricta interpretación, la Unión europea no ha rebasado las competencias que le atribuyen los Tratados mediante el Mecanismo Único de Supervisión y el Fondo único de Resolución» (que administra la Junta única).

Comprendo que esta terminología abstrusa, empleada por los textos y por los jueces, ahuyente a cualquier lector estéticamente sensible que tenga la buena voluntad y la amabilidad de leer este artículo.…  Seguir leyendo »

Ciudadanos en su laberinto

I. La polémica está teniendo hechuras de incendio porque es el caso que en Cs se hallan en plena pugna dos posiciones con alarmas de refriega pues ya se ha empezado a señalar -notable imprudencia- la puerta de salida a los discrepantes. Yo viví en UPyD una situación conflictiva cuando se me ocurrió proponer a la dirección que iniciara conversaciones con Cs para ver de presentar a los españoles una oferta unitaria. Me llovieron cascotes en forma de insultos para llegar a un final que es probablemente conocido por el lector. Agua pasada, nieve de ayer como dicen los alemanes.

Ahora, entre gentes de buena crianza, deben los comportamientos ser distintos por lo que se impone acercar esas posturas.…  Seguir leyendo »

En las semanas que han precedido a las elecciones celebradas ayer se ha realzado la importancia del Parlamento europeo para la vida de los ciudadanos. Es lástima que este esfuerzo informativo tenga algo de inusual porque, a lo largo de la legislatura, sólo muy parcialmente existe en los medios de comunicación un seguimiento cabal de los trabajos parlamentarios desarrollados en el Pleno y menos aún en las Comisiones.

Pero lo cierto es que al fin, de una manera didáctica, se han aireado las conquistas debidas al esfuerzo de los parlamentarios, unos políticos de quienes habitualmente lo único que se difunde son sus sueldos.…  Seguir leyendo »

Europa o la idea del patriotismo ilustrado

Cavilando sobre el desafío que tenemos ante la elección del Parlamento europeo, me encuentro con un libro, aparecido hace poco en las librerías alemanas, firmado por el profesor -emérito- de la Universidad de Berlín Hartmut Kaelble titulado Der verkannte Bürger (el ciudadano menospreciado). Se trata de la visión optimista de un hombre que conoce la historia del Viejo Continente y que se atreve a afirmar, frente a la tesis según la cual los europeos carecen de interés ante estas elecciones, que el índice de participación no es un indicador sobre el grado de identificación o rechazo que la ciudadanía siente ante el proyecto comunitario de integración.…  Seguir leyendo »

Palestina e Israel sin cristianos

La cercanía de las elecciones generales no debe hacernos olvidar que en mayo elegimos un nuevo Parlamento europeo en un momento crítico para la estabilidad de las instituciones. Es una desgracia que, en la campaña para los comicios a las Cortes del 28 de abril, los graves asuntos y las amargas preocupaciones que se ciernen sobre el pueblo español vayan a ser escamoteadas al votante por la mayoría de los candidatos. Porque van a primar, lo estamos viendo ya, las simplificaciones, la huera malsonancia de forma que el ambiente mefítico crecerá y se extenderá como una sombra funesta.

¿Es esta experiencia ya vivida, repetida y carcomida, inevitable?…  Seguir leyendo »

Fue Luis Jiménez de Asúa, catedrático prestigioso y diputado socialista en las Cortes de la II República, quien dejó escrito: «El auténtico político no es el que pone su vela al viento de la opinión pública enconada por las pasiones y corre ante ella recibiendo fáciles aplausos sino el que se para firme, detiene con un gesto al pueblo en extravío y serenamente le encauza después de decirle con voz recia: No tienes razón».

Parece, en la actual circunstancia, como si nuestros políticos, quienes están al frente de las formaciones más relevantes, hubieran leído estas palabras sabias para hacer justamente lo contrario.…  Seguir leyendo »

Fondo de reptiles y democracia

Como sabemos que el dinero es capaz de «convertir cualquier mente en un volcán», según se canta en El Barbero de Sevilla, lo mejor es que el Derecho disponga de los más afinados instrumentos para que, cuando ese dinero es público, su uso se halle sometido a reglas estrictas que incluyan un control minucioso de su empleo. La historia de ese control es la parte más sustanciosa de la «lucha contra las inmunidades del poder», en la expresión feliz que acuñó hace años García de Enterría. Se trata de que, aceptada la existencia del poder basado en el contrato social, este se manifieste de la forma más ordenada posible, menos aflictiva para la libertad de los ciudadanos y más honesta.…  Seguir leyendo »

Reforma de la Constitución

La presencia en el panorama político español de partidos (en concreto, Podemos y Vox) que incluyen en sus programas algunas propuestas extremas obliga a preguntarnos -sin estridencias, empleando el tono justo- si las mismas son compatibles con la Constitución de 1978.

Suele decirse que la nuestra es una Constitución rígida porque exige requisitos muy complejos para ser modificada, pero es obligado precisar que las hay más rígidas todavía. La alemana, por ejemplo, cuyo texto declara la «eternidad» (Ewigkeit) de la estructura federal de la República y de los derechos fundamentales (artículo 79.3). Son estas materias inderogables, imperecederas. Se hallan cosidas a la imagen del Estado alemán de manera definitiva e inmutable.…  Seguir leyendo »

La renuncia del magistrado Marchena a asumir el cargo de presidente del Consejo del Poder Judicial y del Tribunal Supremo ha significado la explosión del grano purulento en que se ha convertido la ocupación de los altos puestos en la carrera judicial. Asumido por los protagonistas el cambalache de airear el nombre del presidente antes de estar elegidos los vocales, el sistema no ha podido resistir la zafia presentación en público de sus entresijos por un senador.

Ahora se vuelve a plantear el dilema de la selección de los vocales del Consejo. Sería bueno que nos aclaráramos de una vez deshaciendo el embrollo en el que nos metieron -con la mejor intención, sin duda- los redactores de la Constitución, cuyo 40 aniversario ahora conmemoramos.…  Seguir leyendo »

Manuel Valls, nacionalismo, Europa…

La aparición en la escena política de un candidato como Manuel Valls, aun sin magnificarla, se asemeja al hecho de abrir una ventana en un espacio de aire inficionado por los efluvios malignos de la pereza mental y la rutina. Un político joven que ha llegado a encabezar el Gobierno de Francia ambiciona dirigir la vida municipal de esa gran urbe mediterránea que es Barcelona para devolverle su condición de «estuche de la cortesía», según la galantería de don Quijote.

La incertidumbre es evidente pero a ella está expuesta quien emprende «grandes fortunas», como nos enseñó Platón. Europeísta, Valls sabe que su combate ha de dirigirse contra el nacionalismo y para ello viene aprovisionado de las mejores armas, conocedor como es de esa enfermedad tenaz e implacable que está poniendo a prueba el vigor del cuerpo europeo.…  Seguir leyendo »

De másteres, doctorados y universidades

Al final, las tropelías que, al parecer, han podido protagonizar algunos políticos han incorporado al orden del día el funcionamiento de la Universidad después de años y años en los que se han sucedido las reformas legislativas sin apenas despertar más interés que el mostrado por círculos minoritarios a los que nadie ha hecho el menor caso.

Así, por ejemplo ¿cómo es posible que se desmantelara el sistema de acceso al profesorado universitario mediante pruebas públicas sin que apenas se oyera una voz crítica o de desacuerdo? Porque el lector ha de saber que, en estos momentos, los tribunales que juzgan a quienes van a ser catedráticos o profesores titulares de por vida los están nombrando en la práctica -y a salvo las excepciones, que puede haberlas- ¡el propio candidato!…  Seguir leyendo »

Hacia Weimar

Suenan timbres de alarma inquietantes porque el Gobierno de don Pedro Sánchez está manejando con un peligroso desparpajo los instrumentos constitucionales.

Recordemos que llegó al poder gracias a una moción de censura que, si bien es un medio previsto legalmente, a quien vence en ella siempre le acompañará la sombra de su falta de legitimación en las urnas. Helmut Kohl fue un político conservador que no alardeaba de progresista. Ocupó la cancillería por una moción de censura contra Helmut Schmidt. Pues bien, inmediatamente, convocó las elecciones que le habrían de legitimar debiendo lidiar, a tal efecto, con problemas constitucionales que al final zanjó el tribunal competente.…  Seguir leyendo »

De Felipe IV a Pedro Sánchez

La biografía, quiero decir, el arte de cultivar la biografía, es una cortesía que algunos historiadores practican. Si esto es así, Alfredo Alvar Ezquerra ha vuelto a mostrar su refinada educación al ofrecernos recientemente la andadura del Rey Felipe IV con solvencia y además con un estilo suelto, muy alejado del envarado, usual y lacerante (editorial La Esfera de los Libros, 2018).

El reinado estudiado por Alvar resulta del máximo interés en la actualidad por muchas razones. No hay más que leer las páginas dedicadas a los proyectos de reforma integral del Estado que se plasman en Memoriales, Reformaciones, Reputaciones y escritos arbitristas variados para percibir el alcance de la preocupación de una clase política deseosa de corregir las prácticas instauradas por el tercero de los Felipes y por la «cleptocracia» personificada en el duque de Lerma: «A nadie se le ocultaba que se quería reformar -escribe el autor-.…  Seguir leyendo »

Gobierno entre lianas

Frente a quienes precipitadamente han calificado de ilegítima la llegada de Pedro Sánchez a la Presidencia por haberlo hecho sin pasar por las urnas, procede aclarar que la moción de censura es un instrumento previsto en nuestra Constitución y por tanto su uso en esta ocasión, como en otras anteriores, se acomoda a las exigencias legales. Padece en cambio el nuevo presidente de un claro déficit democrático por cuanto se ha negado a fijar, probablemente por presión de algunos de sus socios, una fecha para la celebración de las elecciones generales anticipadas, vía ésta con la que adquiriría, caso de ganarlas, la plena legitimidad popular si tenemos en cuenta que las circunstancias del relevo, en medio de una crisis grave de confianza de los ciudadanos en sus instituciones, solo se puede saldar plenamente permitiéndoles acudir a las urnas.…  Seguir leyendo »

Suspenso a nuestra Universidad

La polémica en la que hoy está envuelta la Universidad española se pone de manifiesto en episodios tan graves como la reciente desaparación del escenario político de una mujer de amplio currículum e innegables ambiciones así como el minucioso análisis que de su expediente como estudiante se está haciendo respecto de un joven y enérgico político conservador.

En este espacio prefiero, empero, fijar la atención en la fisiología del sistema, no en sus deformidades patológicas como son las aireadas hoy con profusa insistencia. Y las que se airearán.

Hay plumas más sosegadas y, entre ellas, es obligado citar alguna contribución como la de Clara Eugenia Núñez o las de Luis Garicano y Andrés Betancor, ambas publicadas por este periódico.…  Seguir leyendo »

El horror de Schleswig-Holstein

¡Vaya con Schleswig-Holstein! Un buen quebradero de cabeza a lo largo del siglo XIX con alarde y estrépito de peleas entre prusianos, daneses, austriacos, y los propios ducados de Schleswig-Holstein en medio de la refriega. Acabarían siendo una provincia prusiana pero para ello tendrían que pasar sucesivas guerras y vivir sobresaltos y zozobras de porte histórico. El escritor alemán Theodor Fontane tiene muchas páginas dedicadas a estos pasajes trepidantes, no olvidemos que fueron una parte sustancial de los que conducirían a la unidad alemana y a la fundación del Reich tras la guerra franco prusiana (1870).

Pues ha sido en ese territorio donde unos jueces han decidido que en España no se ha producido una rebelión en toda regla frente al Estado constitucional.…  Seguir leyendo »

Precisamente ayer el director de este diario citaba, en su artículo dominical, la anécdota del molinero prusiano que invocó la existencia de jueces en Berlín para protegerse del atropello de una expropiación. Ahora podemos decir que, además de jueces, en Alemania hay policías eficaces que ponen a los delincuentes en manos del poder judicial para que este pueda hacer su labor. Desde que Carles Puigdemont, una vez consumado el golpe de Estado contra el orden constitucional, se fugó a Bélgica para no comparecer ante la Justicia no hemos estado precisamente contentos los europeístas. Ha sido duro advertir el comportamiento lamentable de un Gobierno como el belga que no ha dudado en acoger, a base de trucos de rábula y dengues políticos, a quien ha desafiado el sistema institucional de un Estado miembro y -se supone- amigo.…  Seguir leyendo »