Jordi Vaquer

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de diciembre de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Sunday’s national snap election in Spain — held just four weeks before European Parliament elections — was won by the center-left Socialist party of Spanish Prime Minister Pedro Sánchez. But as feared, the country stopped being the largest European country without a far-right parliamentary faction.

The vote produced no easy governing majority; weeks, if not months, of negotiations will follow. In what has become the norm, the political debate was polarized, social networks were flooded with misinformation and disinformation, and identity politics dominated the discourse. And yet, an overwhelming majority of voters chose mainstream, pro-European forces.

Sunday’s parliamentary elections were the second act in a three-part play.…  Seguir leyendo »

Con las masacres cerniéndose sobre las ciudades de Siria, sobran motivos para afearles a Rusia y China su veto a la resolución, auspiciada por la Liga Árabe, reclamando la salida del presidente sirio. Pero que lo hiciese nada menos que el rey Abdulá de Arabia Saudí entra en el terreno de lo extraordinario. ¿Se habrán convertido las monarquías del Golfo en paladines de los derechos humanos en el camino a Damasco?

En el caso de Catar, la apuesta por ser lo que Paul Salem denomina un hub geopolítico pasa desde hace un año por impulsar los procesos de cambio que sacuden al mundo árabe.…  Seguir leyendo »

El jueves 14 de enero Ben Ali, el hombre que gobernó Túnez con mano de hierro durante tres décadas, tuvo que rendirse a la evidencia: ninguna de sus tretas, de sus amenazas ni de sus promesas vacuas le servirían ya para mantener el control. Temiendo un final parecido al de los Ceausescu, el tirano huyó, dejando sembrada tras suyo la semilla del caos, tal vez con la esperanza de volver triunfal a rescatar el país del desastre. Un mes después, tras unos primeros momentos difíciles, Túnez sigue la senda democrática, y Ben Ali continúa confinado en su exilio saudí. El éxito de la transición que apenas comienza dependerá de los tunecinos, fundamentalmente, pero Europa debería asegurar que esta democracia incipiente reciba el apoyo que merece por ella misma, y como faro para toda la región.…  Seguir leyendo »

En las últimas semanas, la agitación en el norte de África parece no tener fin. Existen paralelismos entre los disturbios en Túnez y los de Argelia, sucesos que llegan apenas un mes después de la revuelta en El Aaiún, y coinciden en el tiempo con las protestas de los cristianos egipcios. Cada país tiene sus especificidades, pero todos estos acontecimientos tienen en común remover temas altamente sensibles para sus Estados: la falta de oportunidades laborales para los jóvenes, la persistencia de favoritismos y graves discriminaciones y el hartazgo ante unos regímenes ineficientes, faltos de legitimidad.

El nivel de violencia en las protestas llama la atención.…  Seguir leyendo »

«Quien desee la paz, que prepare la guerra», aconsejaba Vegecio en su Compendio de Técnica Militar escrito a finales del siglo IV después de Cristo, en pleno declive del Imperio romano. Durante décadas, la OTAN se ciñó a esa premisa, con resultados nada desdeñables: entre 1945 y 1989, Europa fue el escenario de una confrontación mundial de gigantescas dimensiones y, sin embargo, evitó el azote de la guerra. No es de extrañar que al final de ese periodo los estrategas de la Alianza Atlántica sacasen la conclusión de que la mejor garantía de paz para el futuro sería precisamente mantener el rumbo y ampliarse hacia el Este de Europa.…  Seguir leyendo »

Con menos de una semana de diferencia nos llegaron dos noticias aparentemente contradictorias de Belgrado: la normalidad con la que Serbia llegó a los 10 años de la caída de Milosevic contrasta con las imágenes de los hooligans ultranacionalistas enfrentándose con inusual dureza a las fuerzas del orden que protegían a una manifestación revindicando los derechos de los homosexuales. Por cada participante en esa marcha, hubo cinco policías y seis manifestantes en contra. Conviene fijarse en lo fundamental: a diferencia de lo que pasó otras veces, la marcha pudo ser llevada a cabo hasta el final y el Gobierno se puso del lado de los manifestantes, no solo defendiéndoles con la policía, sino incluso con la participación del ministro para los Derechos Humanos al lado, por cierto, del jefe de la delegación de la UE en Serbia.…  Seguir leyendo »

Después de un agitado semestre de presidencia española, la presidencia del Consejo de la Unión Europea (UE) ha pasado a manos de una Bélgica sin Gobierno. Los que no son expertos se preguntarán, ¿no había acabado ya, con el Tratado de Lisboa, la rotación de presidencias?, ¿de qué ha servido la presidencia española?

España quiso en el pasado semestre poner las bases de una nueva estrategia de crecimiento que sirviese para salir de la crisis. Sus propuestas iniciales en innovación y competitividad fueron descartadas; al arreciar la tormenta en los mercados, España no estuvo en condiciones de liderar las grandes iniciativas como la creación del Mecanismo Europeo de Estabilización Financiera.…  Seguir leyendo »

Nunca ha sido más difícil ser amigo de Israel. Que se lo digan a Stephen Harper, el primer ministro canadiense más proisraelí en mucho tiempo, que se encontró en la incómoda posición de ejercer de anfitrión de su homólogo israelí, Binyamin Netanyahu, justamente el día en que Israel decidió saltarse muchos de los principios éticos y de legalidad internacional tan queridos en Canadá.

Incluso para los tradicionales amigos de Israel se hace difícil aceptar la versión oficial que presenta la Flota de la libertad como una amenaza a su seguridad, o a la organización humanitaria turca que fletó el Mavi Marmara como un grupo de apoyo a causas terroristas.…  Seguir leyendo »

El anuncio de la retirada unilateral de tropas españolas de Kosovo ha sido defendido por el presidente del Gobierno como «lógico», ya que España no puede apoyar la consolidación de un Estado que no reconoce. Más allá del debate sobre su oportunidad, la decisión se inscribe en el marco de una política hacia los Balcanes que apunta a una sensible disminución de la presencia española en la región precisamente cuando ésta viene haciendo los mayores esfuerzos para integrarse en la Unión Europea. Por ello, conviene contrastar esa lógica con las acciones de España en el último año, y su percepción en la región.…  Seguir leyendo »