Joschka Fischer

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de mayo de 2009. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

El nuevo eje de Medio Oriente

Vivimos en un tiempo de transición geopolítica. Mucho se habla, y con razón, del intento de China de reemplazar a Estados Unidos como primera potencia mundial (o al menos compartir el liderazgo global). Pero además, hay una transformación de las dinámicas generales que hasta ahora definían a Medio Oriente, y es probable que aquí también haya una pérdida de influencia estadounidense.

Hace poco más de un siglo, el acuerdo Sykes-Picot dividió a Medio Oriente entre Francia y Gran Bretaña, y trazó fronteras nacionales que todavía siguen vigentes. Pero ahora el orden regional está cambiando.

Desde la fundación de Israel, la geopolítica de la región giró en gran medida en torno del conflicto árabe‑israelí, que llevó a una serie de guerras (la primera de ellas en 1948) que fueron ganadas sin excepción por Israel.…  Seguir leyendo »

Siete años después de que La Primavera Árabe desatara una ola de fervor revolucionario en gran parte de Oriente Próximo y el norte de África, Arabia Saudí finalmente está poniéndose al día; claro que a su manera peculiar. Una generación más joven está exigiendo que el reino archiconservador se modernice y el proceso no lo lideran revolucionarios en las calles, sino Mohammed Bin Salman (MBS), el príncipe y aparente heredero de la corona, de 32 años.

En términos de población y geografía, Arabia Saudí es uno de los países árabes más grandes, y su impactante riqueza petrolera lo ha convertido en un socio estratégico indispensable para Occidente, y particularmente para Estados Unidos.…  Seguir leyendo »

Siete años después de que la Primavera Árabe desató una ola de fervor revolucionario en gran parte de Oriente Medio y el norte de África, Arabia Saudita finalmente está poniéndose al día, claro que a su manera peculiar. Una generación más joven está exigiendo que el reino archiconservador se modernice, y no está siendo liderada por revolucionarios en las calles, sino por Mohammed bin Salman (MBS), el príncipe de la corona y aparente heredero del país, de 32 años.

En términos de población y geografía, Arabia Saudita es uno de los países árabes más grandes, y su impactante riqueza petrolera lo ha convertido en un socio estratégico indispensable para Occidente, y particularmente para Estados Unidos.…  Seguir leyendo »

Finalmente Europa da señales de estar saliendo de su prolongada crisis económica, pero el continente sigue agitado. Por cada motivo de optimismo siempre parece haber una nueva causa de preocupación.

En junio de 2016 una escasa mayoría de votantes británicos eligió la nostalgia por el siglo diecinueve por sobre lo que les pudiera prometer el siglo veintiuno. Decidieron saltar al precipicio en nombre de su “soberanía” y hay bastantes evidencias sugieren que les espera un aterrizaje forzoso. Los cínicos podrían hacer la observación de que será necesaria una “soberanía” en buenas condiciones para amortiguar el golpe.

En España, el gobierno de la región autónoma de Cataluña ahora pide soberanía también, aunque el actual gobierno nacional no está enjuiciando, encarcelando, torturando ni ejecutando al pueblo catalán, como lo hiciera la dictadura del Generalísimo Francisco Franco.…  Seguir leyendo »

El resultado de las recientes elecciones federales alemanas fue inesperado y preocupante, al menos para los estándares del país. Los dos partidos principales, el Socialdemócrata (SPD) y la Unión Demócrata Cristiana (CDU), junto a su partido hermano bávaro, la Unión Social Cristiana (CSU), recibieron el castigo de las urnas después de haber gobernado durante los últimos cuatro años como una gran coalición liderada por la canciller Angela Merkel.

El SPD obtuvo su peor resultado en unas federales desde las primeras celebradas en la República Federal en 1949. De igual modo, la alianza CDU/CSU tuvo su segundo peor desempeño desde 1949, y la CSU sufrió la peor derrota electoral de su historia.…  Seguir leyendo »

Yo nací en 1948, y el riesgo de una Tercera Guerra Mundial con armas nucleares fue parte muy real de mi niñez. Esa amenaza (o al menos, la amenaza de destrucción total de Alemania del este y del oeste) duró hasta el final de la Guerra Fría y el derrumbe de la Unión Soviética.

Desde entonces, el riesgo de que las superpotencias nucleares iniciaran un Armagedón se redujo sustancialmente, aunque no haya desaparecido del todo. Hoy, el mayor riesgo es que cada vez más países pequeños gobernados por regímenes inestables o dictatoriales intenten conseguir armas nucleares, como medio de garantizarse la supervivencia, promover intereses geopolíticos locales o regionales, o incluso llevar adelante planes expansionistas.…  Seguir leyendo »

Con la recuperación de Mosul en el norte de Irak, es posible que pronto Estado Islámico (ISIS) sea cosa del pasado. Pero su derrota y la desaparición del autoproclamado califato sirio‑iraquí no traerán paz a Medio Oriente, ni tampoco pondrán fin a la tragedia siria. Lo más probable es que abran un nuevo capítulo en la sangrienta y caótica historia de la región, no menos peligroso que los que se han sucedido desde la caída del Imperio Otomano, al final de la Primera Guerra Mundial.

La continuidad de la violencia parece casi indudable, porque la región sigue siendo incapaz de resolver sola sus conflictos internos, o crear algo parecido a un marco sólido para la paz.…  Seguir leyendo »

La política provoca en todo el mundo emociones fuertes. Parece que ni siquiera los británicos son inmunes, pese a su reputación de perseguir sus intereses con calma y frialdad. Tal vez esa reputación sólo sea un recuerdo del antiguo Imperio Británico. Es evidente que no se aplica al Reino Unido de 2017.

Piénsese en las decisiones políticas que los británicos tomaron en los últimos doce meses. En junio de 2016 decidieron (aunque por estrecho margen) retirarse de la Unión Europea. Y el resultado de la elección general anticipada del mes pasado no hace más que reforzar la impresión de que el pragmatismo británico está en retirada.…  Seguir leyendo »

La canciller alemana, Angela Merkel, no tiene fama de ser una oradora particularmente electrizante; se dice más bien que su hablar sosegado tiene el poder de dormir a los oyentes. Pero hace unos días eso cambió. Durante una visita de campaña a un festival de la cerveza en el suburbio muniqués de Trudering, Merkel pronunció un encendido discurso que dominó los titulares de los diarios a ambos lados del Atlántico.

Dada la cercanía de Pentecostés, muchos se preguntaron si Merkel hablaría inspirada por el Espíritu Santo. Pero no siendo eso, tal vez lo que la motivó a actuar fueron las muchas horas compartidas con el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, en las recientes reuniones de la OTAN y del G7.…  Seguir leyendo »

Pueden suceder muchas cosas entre hoy y la segunda ronda de la elección presidencial francesa el 7 de mayo, de manera que todavía es demasiado pronto para celebrar. Pero, inclusive con la candidata nacionalista y populista Marine Le Pen todavía en carrera, muchos observadores tienen esperanzas genuinas de que el ganador de la primera ronda, Emmanuel Macron, sea el próximo presidente de Francia.

Con una victoria de Macron, Europa evitaría una vez más la autodestrucción. Una presidencia de Le Pen casi con certeza traería consigo el fin de la Unión Europea. Sacar a Francia de la eurozona, como ha prometido Le Pen, conduciría al colapso del propio euro.…  Seguir leyendo »

A décadas del fin de la Guerra de Corea y la partición del país, el conflicto en la península de Corea sigue siendo uno de los problemas más peligrosos e intratables de nuestro tiempo. Y hoy es más peligroso (y aparentemente intratable) que nunca.

El régimen norcoreano es una reliquia de la Guerra Fría: un dinosaurio estalinista que sobrevivió hasta el día de hoy, mientras Corea del Sur se convertía rápidamente en una potencia económica y tecnológica regional, y China (principal aliado y único respaldo financiero de Corea del Norte) aplicaba una política de modernización cada vez más exitosa.

Todo esto dejó al régimen norcoreano aislado y fundadamente temeroso de su futuro.…  Seguir leyendo »

Tras el shock del referendo del Brexit en el Reino Unido y la elección de Donald Trump como presidente de Estados Unidos en 2016, este será un año decisivo para Europa. Las próximas elecciones parlamentarias en Francia, Alemania, Holanda y posiblemente Italia decidirán si la Unión Europea se mantendrá como un todo o si se desintegrará bajo la ola neonacionalista que barre a Occidente.

Mientras tanto, las negociaciones del Brexit comenzarán en serio, dándonos un atisbo del futuro de la relación entre la UE y el Reino Unido. Y algún día se recordará la toma de mando de Trump el 20 de enero como un punto de inflexión para Europa.…  Seguir leyendo »

En su último discurso ante el Parlamento Europeo en 1995, el entonces presidente francés François Mitterrand (cuya frágil salud ya era inocultable) describió el gran flagelo de Europa con estas palabras indelebles: “Le nationalisme, c’est la guerre!”.

El nacionalismo y la guerra fueron las experiencias que definieron la carrera política de Mitterrand. Pero él no se refería sólo al terrible pasado, a la primera mitad del siglo XX, con las dos guerras mundiales, las dictaduras y el Holocausto. Para Mitterrand, el nacionalismo era la mayor amenaza futura a la paz, la democracia y la seguridad de Europa.

Aunque en ese momento una guerra nacionalista destruía a Yugoslavia, pocos de quienes ese día oyeron a Mitterrand en Estrasburgo podían imaginar que 21 años después, el nacionalismo reviviría en toda Europa.…  Seguir leyendo »

Este año y el próximo, los votantes de las principales democracias occidentales tomarán decisiones que podrían cambiar de modo fundamental a Occidente -y al mundo- como lo hemos conocido por décadas. De hecho, algunas de estas decisiones ya se han tomado: el principal ejemplo es la reciente decisión del Reino Unido de abandonar la Unión Europea.

Mientras tanto, bien podría ser que Donald Trump y Marine Le Pen ganen las próximas elecciones presidenciales de Estados Unidos y Francia, respectivamente. Hace un año habría parecido absurdo pronosticar la victoria de cualquiera de ellos, pero hoy no podemos decir lo mismo.

Las placas tectónicas del mundo occidental han comenzado a desplazarse, y a muchos les ha costado darse cuenta de las potenciales consecuencias.…  Seguir leyendo »

Gran parte de la historia de Europa estuvo marcada por el conflicto. El historiador norteamericano Robert Kagan escribió en 2003 que “los norteamericanos son de Marte y los europeos, de Venus”; pero Europa, durante siglos, fue hogar del dios romano de la guerra, no de la diosa del amor.

Venus encontró un hogar en Europa recién después de la Segunda Guerra Mundial, cuando surgieron muchas instituciones de gobernancia global, entre ellas las Naciones Unidas, el Banco Mundial y el sistema monetario de Bretton Woods. Durante la Guerra Fría, los países europeos perdieron todo menos su soberanía en manos de dos nuevas superpotencias globales, Estados Unidos y la Unión Soviética.…  Seguir leyendo »

La decisión de los votantes del Reino Unido de abandonar la Unión Europea no es un ejemplo del humor negro británico que tanto me gusta. No es el “Monty Python’s Flying Circus”, “Yes, Prime Minister” o “Fawlty Towers”, sino sólo Boris, Michael y Nigel y su desastroso reality show político.

Considerando el peso económico, político y militar de Gran Bretaña, el Brexit dejará un enorme hueco en la UE, pero no destruirá a Europa. En estos momentos no puede decirse lo mismo del Reino Unido. ¿Seguirá unido el país, o lo abandonarán los escoceses e Irlanda del Norte buscará unirse a la República de Irlanda?…  Seguir leyendo »

El 16 de mayo de 1916, en medio de la Primera Guerra Mundial, Gran Bretaña y Francia firmaron en Londres un pacto secreto. El convenio, cuyo nombre oficial era Acuerdo sobre Asia Menor y fue negociado por los diplomáticos Mark Sykes y François Georges-Picot, ha decidido el destino y el orden político de Oriente Próximo desde entonces. Pero no por mucho tiempo más.

Hace un siglo, las potencias europeas, futuras vencedoras en la guerra y preocupadas en dividir la región (que entonces era parte del Imperio Otomano), trazaron una “línea en la arena” (así la denominó el autor James Barr) desde el puerto de Acre en la costa del Mediterráneo en el norte de Palestina hasta Kirkuk en el norte de Irak, sobre la frontera con Irán.…  Seguir leyendo »

Desde 2009, cuando la crisis financiera que empezó en Estados Unidos un año antes sacudió la eurozona hasta sus cimientos, la gestión de crisis se convirtió en la nueva normalidad de Europa. El continente pasó de una crisis a la otra, y no es probable que esto vaya a cambiar pronto.

Europa tuvo una crisis financiera, una crisis griega, una crisis ucraniana y desde mediados de 2015, una crisis de refugiados. Y ahora que el RU (uno de los estados miembros más fuertes de la Unión Europea en términos económicos y militares) se dispone a celebrar el 23 de junio un referendo sobre una eventual salida de la UE (el denominado Brexit), Europa se enfrenta a la posibilidad inminente de una crisis de secesión.…  Seguir leyendo »

Las relaciones entre Europa y Turquía exhiben hace tiempo una profunda contradicción. La cooperación en materia de seguridad (especialmente durante la Guerra Fría) y los vínculos económicos han sido fuertes, pero las bases esenciales de la democracia (derechos humanos, libertad de prensa, respeto de las minorías y un sistema judicial independiente para velar por el cumplimiento de las leyes) siguen siendo débiles en Turquía. También la historia ha sido fuente de división, como atestigua la disputa sobre el reconocimiento del genocidio armenio durante la Primera Guerra Mundial.

Tras la llegada al poder del partido Justicia y Desarrollo (conocido por las siglas en turco AKP) en 2002 con Abdullah Gül, y después con Recep Tayyip Erdoğan, estos conflictos parecían superados.…  Seguir leyendo »

En el próximo referendo del Reino Unido se definirá si seguir siendo parte de la Unión Europea es parte de la propia naturaleza de la UE. El RU quiere una Europa distinta a la que actualmente representa la UE, prefiere, básicamente, que sea solo un mercado común. Aun cuando Gran Bretaña ha tenido la posibilidad de abandonar el euro y muchas otras cosas desde hace mucho tiempo (por lo que no está obligada a participar de ninguna manera en el proceso de profundización de la unión política de Europa), aquí reside la esencia ideológica de la controversia.

Se trata de una pregunta que trasciende el debate por la brexit en el RU.…  Seguir leyendo »