José Manuel Otero Lastres

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de abril de 2009. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

En el discurso con ocasión de la Pascua Militar, Felipe VI afirmó que la bandera de España es «de todos». Su aseveración es acertada, aunque, en mi humilde opinión, no porque, habiendo sido establecida por Carlos III para la Armada y extendida a todos los cuerpos del Ejército quedase ratificada «definitivamente como la bandera de España», sino por la razón jurídico-constitucional que se expone seguidamente.

A lo largo de nuestra historia, salvo con la excepción que se dirá seguidamente, la bandera no fue objeto de regulación constitucional. Así, la «Constitución Política de la Monarquía Española» de Cádiz de 1812 no la menciona en absoluto y hay que esperar hasta la Constitución de la República española de 1931 para ver la primera referencia a la bandera.…  Seguir leyendo »

Es sabido que los recientes resultados electorales en Andalucía no permiten formar gobierno a la izquierda (PSOE y Adelante Andalucía), mientras que, en cambio, sumados los escaños de los otros tres partidos (PP, Cs y Vox) sobrepasan el número de parlamentarios requerido para gobernar Andalucía. Por eso, estoy seguro de que muchos ciudadanos, tras sobreponerse al shock que les produjeron los indicados resultados, comenzaron a hacer cábalas, sin duda con gran alegría, sobre la posibilidad de que aquellos tres partidos acabaran por desalojar del poder al PSOE y poner fin a cuarenta años de gobierno socialista. Diría más: no fueron pocos los que ya lo dieron por hecho.…  Seguir leyendo »

La sentencia 1505/2018, de 16 de octubre, de la Sección Segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo, conocida el pasado jueves, modifica la jurisprudencia anterior sobre la cuestión de quién viene obligado al pago del impuesto sobre actos jurídicos documentados y concluye que lo es el acreedor hipotecario (el banco) y no, como se sostenía hasta ahora, el prestatario (cliente).

La Ley del impuesto (Real Decreto Legislativo 1/1993, de 24 de septiembre) al referirse a los Documentos notariales, dispone en su artículo 29 que «será sujeto pasivo –es decir, el obligado al pago– el adquirente del bien o derecho y, en su defecto, las personas que insten o soliciten los documentos notariales, o aquellos en cuyo interés se expidan».…  Seguir leyendo »

Originalidad de las obras

Pocas nociones hay en nuestra lengua, como la originalidad, sobre las que se haya escrito tanto y cuyo significado siga todavía sin haber sido desvelado por completo. Por eso, creo que no exagero si digo que estamos ante un «concepto enigmático», ante una expresión que tiene una «significación oscura, misteriosa y muy difícil de penetrar».

No soy tan osado, ni tan engreído, como para pensar que puedo aclarar el significado de la reseñada locución. Lo único que me propongo en las líneas que siguen es aproximarme a tan compleja noción desde una triple perspectiva: la gramatical, la literaria y la jurídica, siendo ésta la que más puede contribuir a precisar alguno de los rasgos conceptuales de tan intrincada expresión.…  Seguir leyendo »

Como seguramente saben, el PSOE y Unidos Podemos han acusado a la mayoría que forman PP y Ciudadanos en la Mesa del Congreso y a su presidenta, Ana Pastor, de practicar el «filibusterismo político» al oponerse a la tramitación por la vía de urgencia y en lectura única la reforma de la Ley de Estabilidad Presupuestaria que elimina la intervención del Senado en la aprobación del techo de gasto. Por su parte, la portavoz del Grupo Socialista, Adriana Lastra, acusó a Pastor de utilizar las instituciones «en beneficio partidista» por no aceptar el informe de los letrados de la Cámara que veían posible la tramitación exprés.…  Seguir leyendo »

Hacia un nuevo yo-sensiblero

En la lección Cambio y crisis, que forma parte de su obra En torno a Galileo, Ortega y Gasset escribía en 1933: «Mis opiniones consisten en repetir lo que oigo a otros. Pero ¿quién es ese o esos otros a quienes encargo ser yo?… ¿Quién es el sujeto responsable de ese decir social, el sujeto impersonal del “se dice”? ¡Ah!, pues, la gente». Y concluye el genial filósofo: «Y al vivir yo de lo que se dice y llenar con ello mi vida he sustituido el yo mismo que soy en mi soledad por el yo-gente». Seguramente, desde entonces el contenido impersonal y homogéneo del «yo gente» del que hablaba el filósofo habrá ido adquiriendo el contenido que reflejaba en cada momento el sentir social del «se dice».…  Seguir leyendo »

No creo que pase mucho tiempo hasta que, por fin, se constituya el gobierno autonómico de Cataluña salido de las elecciones del pasado 21 de diciembre de 2017. Y en ese momento dejarán de estar vigentes las medidas adoptadas en aplicación del artículo 155 de la Constitución. El Senado, como se recordará, ratificó la aplicación de tales medidas, tras constatar «la extraordinaria gravedad en el incumplimiento de las obligaciones constitucionales y la realización de actuaciones gravemente contrarias al interés general por parte de las instituciones de la Generalitat de Cataluña».

En el discurso de investidura, el señor Torra afirmó, entre otras cosas: «Seremos leales al programa del 1 de octubre, a la construcción de la república»; «hace falta un gobierno que exprese nuestra inalterada voluntad de aplicar el mandato republicano que emana de la ciudadanía»; e «impulsaremos un proceso constituyente (…) que deberá concluir con la redacción de una Constitución catalana».…  Seguir leyendo »

Como es sabido, nuestra Constitución, entre los llamados «derechos fundamentales y libertades públicas», reconoce ciertos derechos de la personalidad al disponer en el apartado 1 de su artículo 18 que «se garantiza el derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen». Como puede fácilmente apreciarse, se sitúan en el mismo plano tres derechos distintos –honor, intimidad y propia imagen– y si bien cada uno de ellos tiene su propia especificidad y son, por tanto, derechos autónomos, poseen los rasgos comunes, como dice el TC en su sentencia 14/2003, de estar estrechamente vinculados entre sí, porque son derechos de la personalidad, derivados de la dignidad humana y dirigidos a la protección del patrimonio moral de las personas.…  Seguir leyendo »

Debido a las repetidas sesiones de investidura (alguna fallida) de las dos últimas legislaturas, muchos de ustedes recordarán la nombradía que alcanzó el artículo 99 de la Constitución, que regula el procedimiento de investidura para la elección del presidente del Gobierno. También les vendrán a la memoria tanto las visitas que hacían al Rey los líderes de los partidos políticos con representación parlamentaria como la propuesta que hacía finalmente el Monarca del candidato a la presidencia del Gobierno de la Nación.

A diferencia de lo que sucede con la Constitución, en los estatutos de autonomía no está prevista la intervención del Rey en los procedimientos de investidura de los presidentes autonómicos, ausencia esta que no ha sido resuelta de igual modo por las distintas normas estatutarias autonómicas.…  Seguir leyendo »

Seguramente muchos lectores se preguntarán por qué cuando se abre el debate sobre el endurecimiento de las penas surge de inmediato una polémica entre dos posiciones que parecen irreductibles: la de los que están a favor de su agravamiento y la de los que se oponen al mismo. Y es que, aunque a primera vista pudiera no parecerlo, existe una estrecha relación entre lo penal y lo político o, dicho de otro modo, entre las leyes penales y la libertad de los individuos.

En efecto, como ya expuso en su día Montesquieu, la precisa tipificación de los delitos, la adecuación de las penas, y la correcta regulación del proceso penal actúan como límites frente al poder y, en consecuencia, como auténticas garantías de la libertad del individuo.…  Seguir leyendo »

Si uno consulta la palabras «entrega», el Diccionario de la RAE lo remite, entre otras voces, a «novela por entregas», cuyo acepción es «en el siglo XIX y buena parte del XX, novela de larga extensión que se distribuía en fascículos periódicos a los suscriptores». En nuestros días, y desde la aparición de las redes sociales, ha adquirido enorme relevancia en el panorama literario otra modalidad, practicada por muchísima gente, similar a aquel tipo de novelas, que es la autobiografía por entregas distribuida a través de aquéllas.

Es sabido que la «autobiografía» es la vida de una persona escrita por ella misma.…  Seguir leyendo »

Si hay algún momento de nuestra existencia regido por la aleatoriedad, es aquél en el que nos conciben como seres. Es verdad que en la configuración de nuestro yo rigen las leyes de Mendel, pero también lo es que juegan con unos márgenes de probabilidad tan amplios que explican solo un poco de lo somos como personas específicas. Y aún queda por desentrañar la asignación del entorno que nos acompaña a cada uno; esto es, lo que será «nuestro mundo», en el cual la vigencia de la aleatoriedad, al menos en sus inicios, es casi absoluta.

Concepción y circunstancia orteguiana, o lo que es lo mismo, tener vida y el entorno en el que ésta se desarrolla, están fuera, hoy por hoy, del control del ser humano.…  Seguir leyendo »

La «operación diálogo» entre el Gobierno de la Nación y los secesionistas catalanes, que se inició, al parecer, en noviembre de 2016, supuso una especie de seductora «danza de los sietes velos», tras la cual éstos últimos consiguieron la cabeza de una autoridad del Estado que estaba obstaculizando seriamente la hoja de ruta secesionista. Operación ésta que por aquel entonces ya estaba perfectamente planificada, avanzaba paso a paso, y hasta culminar el 27 de octubre en la histriónica e inefectiva declaración unilateral de independencia de Cataluña.

Y es que el 5 de noviembre de 2015 el fiscal jefe de la Audiencia Nacional dirigió a todos los Cuerpos y Fuerzas de seguridad, incluidos los Mossos d’Esquadra, una instrucción en la que se decía: «La ilegalidad de la resolución parlamentaria en la que se acuerde iniciar el proceso de independencia del territorio autonómico catalán, tanto en el fondo como en las vías empleadas, y en consecuencia de todo el proceso posterior que siguiera a la misma, quedaría certificada en cuanto el Tribunal Constitucional invalidara y dejara sin efecto la resolución en cuestión por grave quebrantamiento de la Constitución, de modo que la adopción de nuevos acuerdos o la toma de decisiones, en el ámbito que fuere, haciendo caso omiso de la decisión del Tribunal Constitucional, y la realización de actos de ejecución de ese mandato ilegal por cualquier autoridad o funcionario público (sea local, provincial o autonómico) podrían constituir no sólo delito de sedición del art.…  Seguir leyendo »

Casi todos los analistas políticos que valoraron la comparecencia de Puigdemont en el Parlament se han fijado principalmente en si declaró o no la instauración de la república independiente de Cataluña. La opinión generalizada es que se quedó a medias: declaró unilateralmente la independencia, pero suspendió inmediatamente sus efectos por cierto tiempo. Es como si hubiera habido una declaración de independencia «interrupta»: hay quien habla gráficamente de «gatillazo» y quien sostiene que no se atrevió a llegar tan lejos. Yo creo que hay que fijarse más en la suspensión de los efectos que en la propia declaración. Me explico. Parece que hubo, aunque es discutible, una declaración de independencia.…  Seguir leyendo »

Miguel de Unamuno afirmó «La envidia … es la íntima gangrena del alma española». Rafael Sánchez Ferlosio sostuvo, en cambio, que la envidia es solo una fantasía de los envidiados, cuya enfermedad consiste precisamente en ver envidiosos por todas partes.

Creo que tiene razón Unamuno e incluso me atrevo a añadir que el pecado nacional de nuestros días tiene una nueva configuración ya que está compuesto no solo de envidia, sino también de resentimiento.

La palabra «envidia» significa, según el diccionario de la RAE, «tristeza o pesar del bien ajeno» y «emulación, deseo de algo que no se posee». En ambos supuestos, en el sentimiento del envidioso hay una referencia a lo ajeno: ese bien de otro que causa tristeza o pesar al envidioso, o ese algo de alguien que el envidioso desea intensamente imitar o superar.…  Seguir leyendo »

En el diario ABC del 5 de junio se publicó una encuesta de GAD 3 en la que se señalaba que la corrupción política preocupa más que la seguridad ante la amenaza yihadista (62,5% frente al 50,3% de los encuestados). En parecido sentido, los resultados de mayo del barómetro del CIS revelan que vuelve a repuntar la preocupación por la corrupción y el fraude: en marzo era el principal problema para el 18,9% de los encuestados, en abril se redujo al 17,5, pero en mayo volvió a elevarse hasta el 26,7.

Podría pensarse que la pesadumbre de la ciudadanía crece porque piensa que la corrupción, lejos de reducirse, va en aumento.…  Seguir leyendo »

Decía mi catedrático de Historia del Derecho en Santiago de Compostela que la forma es la garantía del fondo y que cuando se quiere demoler una institución se comienza erosionando los aspectos formales. Algo de esto está intentando Podemos. Lo que no se entiende bien es que esta política destructiva de lo que tanto nos costó construir a lo largo de este período democrático genere una atracción fatal.

En efecto, la reciente historia demuestra que en las legislaturas pasadas apenas hubo «pintoresquismo»: la indumentaria y el comportamiento de la casi totalidad de nuestros parlamentarios entraba en los cánones de la normalidad.…  Seguir leyendo »

Ayer presentó su dimisión el hasta entonces presidente de la Comunidad Autónoma de Murcia, Pedro Antonio Sánchez, forzado seguramente por su propio partido que no pudo resistir las incompresibles e histéricas prisas de Ciudadanos. En efecto, como es sabido, el PSOE había presentado una moción de censura contra el presidente murciano por haber sido llamado ante el juez de instrucción en la condición procesal de «investigado» en el llamado caso auditorio. Posteriormente, la situación procesal de Pedro Antonio Sánchez se vio agravada al solicitar el juez Velasco de la Audiencia Nacional al Tribunal Superior de Justicia de Murcia que lo llamara también en la condición de investigado por uno de los flecos del caso Púnica.…  Seguir leyendo »

Como es sabido, los tres poderes del Estado son el ejecutivo, que corresponde al Gobierno; el legislativo, que está encomendado a las Cortes Generales (Congreso de los Diputados y Senado), y el judicial, que lo administran los jueces y magistrados. Se habla también de un cuarto poder, la Prensa, integrada por los medios de difusión, cuya labor es recibir y comunicar libremente información.

Pues bien, a poco que uno observe la realidad de nuestros días comprueba que hay una actuación de dos de esos cuatro poderes, el judicial y la prensa, que están triturando el derecho fundamental al honor de algunos ciudadanos.…  Seguir leyendo »

En nuestro panorama nacional emergen periódicamente y con desigual intensidad dos aspiraciones políticas de Cataluña: el nacionalismo y el secesionismo, que partiendo de un tronco común, el catalanismo, persiguen finalidades claramente diferenciadas.

El tronco común o «catalanismo» supone, en lo emocional, el amor y apego por todo lo catalán y se traduce no solo en el legítimo orgullo de pertenecer a ese pueblo, sino también en la exacerbación de un sentimiento de superioridad que suscita el falso dilema de tener que elegir entre sentirse catalán o español.

El «nacionalismo» supone convertir el catalanismo en la aspiración política, aparentemente legítima e injustamente preterida, de obtener un tratamiento singular y privilegiado del Estado español, frente al cual Cataluña se afirmaría como una entidad política, social y económica, distinta y diferenciable de las demás.…  Seguir leyendo »