Juan Van-Halen

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de julio de 2007. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Mientras el Record Guinness de la mentira y sus ministros clones acusan a Feijóo de incumplir la Constitución por no apoyar la renovación del CGPJ de la forma y con los candidatos que al Gobierno le apetecen, que no responde a lo que la UE, una vez más, pide a España, Sánchez colecciona sentencias del TC por decisiones inconstitucionales, situación que en cualquier nación de la UE hubiese sido motivo de dimisión. Quien no cumple la Constitución, y así se ha sentenciado, es el gran mentiroso.

En la última semana se han producido algunas curiosidades y una doble traca de más calado.…  Seguir leyendo »

Puestos a creer el conocido proverbio «el saber no ocupa lugar», que en tiempos del diluvio informativo ya no es tan cierto, se me ocurrió seguir un programa sabatino de cierta televisión fiel al poder cuando es de izquierdas. «Todo sea por aprender», me dije. Entre otros temas, en los que eran interrumpidas las intervenciones no gratas para los tertulianos monclovitas, el programa se dedicó en buena parte a promocionar la serie televisiva Los Borbones: una familia real.

En esa parte promocional del programa se cortaba también a quienes osaban expresar opiniones favorables a Juan Carlos I. Precisamente sobre él se alza el contenido de esta serie.…  Seguir leyendo »

Cuando yo era niño, ay, una cancioncilla infantil comenzaba: «Ahora que vamos despacio vamos a contar mentiras, tralará…» para continuar enumerando mentiras de grueso calibre capaces de ser identificadas por aquellos niños de la época que no imaginaban la informática, el móvil y tantos otros ingenios útiles, pero aprendían en la escuela quiénes eran El Cid, Felipe II, Quevedo y tantos personajes que hoy ignoran no pocos ya adolescentes cuando les preguntan en las teles. Me viene a la cabeza aquella cancioncilla cuando escucho al presidente y a sus ministros contarnos las excelencias de su gestión.

Ahora que vamos despacio en la recuperación económica, Sánchez y sus clones ministeriales no dejan de contarnos mentiras.…  Seguir leyendo »

En uno de los innumerables –y a menudo prescindibles– videos de autores desconocidos que me llegan al móvil figuraban algunos en los que muchachos, que deberían estar culminando la enseñanza media, no sabían responder a preguntas elementales sobre la historia de España. No ubicaban y sólo les sonaban, o ni eso, el Cid, Elcano, Goya, Alfonso XII, Machado… De la Segunda República no tenían ni idea –lo siento por Sánchez y la tropilla republicana–, no situaban la época de la Guerra Civil, y uno de ellos citó a Franco cuando le preguntaron por el Gran Capitán. Al preguntar a un muchachito por Ortega y Gasset aseguró que era el padre de Ortega Cano, grave revés para los adversarios de la fiesta nacional porque al menos aquel chico sabía el nombre de un torero.…  Seguir leyendo »

Hace tiempo que desistí, por cansancio, de ejercer, dentro de mis cortas posibilidades de hacerlo, aquella obra de misericordia de «enseñar al que no sabe». Por eso no aclaro a Irene, la ministra de Igual-dá, a Adriana, la segunda del Partido Sanchista Obrero Español, a Ana, la alcaldesa de Gijón, o a Laura, la de Olé tu Toto, la diferencia entre un feminismo de ridículo, cartela y descalificación y el feminismo serio, útil y de calado. Varias iniciativas promovidas por ese feminismo de confrontación se llevaron ya algún papirotazo jurídico, pero en este ámbito, como en otros, el Gobierno desprecia los consejos de los órganos consultivos.…  Seguir leyendo »

Para el XX Congreso del PP que se está celebrando en Sevilla se eligió un lema a mi juicio poco afortunado: «Lo haremos bien». La intención del Congreso es obvia y por eso reiterarla es innecesario. Pero este concilio popular no permanecerá por su lema sino por sus circunstancias. Es un final y un principio, el paso de una a otra orilla, y si hubiese que buscar una frase definitoria de la circunstancia en que se produce acaso sería la que encabeza estas líneas –«Política para adultos»– que no se debe al presidente saliente ni al entrante sino al título del último libro de Mariano Rajoy.…  Seguir leyendo »

Paula Andrade

Cada día se hace más evidente el miedo a Feijóo. En Moncloa, entre los cómplices necesarios del desastre gubernamental, entre los palmeros de Sánchez, en los medios engrasados… Se ha abierto una veda a la que el presidente de la Xunta se refirió con humor en el acto de su presentación en Madrid como candidato en el Congreso de Sevilla. Comparó los zurriagazos que recibe con los que soporta desde hace tiempo Isabel Díaz Ayuso: «En menos de diez días a mí no me va tan mal; igual empatamos». Los primeros en aplaudir visiblemente entusiasmados tras la intervención de Feijóo fueron los más significados encargados del PP madrileño «por el mando» tras aquel ya lejano último Congreso Regional.…  Seguir leyendo »

La cajera hace caja

En la prehistoria, o sea cuando yo era un jovenzuelo, ciertas empresas otorgaban diplomas y hacían figurar en sus cuadros de honor a aquellos empleados que lograban singulares éxitos. Recuerdo una compañía de seguros que homenajeaba a quienes, salidos de la empresa, habían conseguido triunfos en su vida profesional posterior. Entendían que lo aprendido en la compañía benefició su biografía. Irene Montero fue cajera de la cadena de establecimientos Saturn, en San Sebastián de los Reyes, y declaró un día que de sus experiencias laborales –no se le conocen otras en el sector privado– «la que me ayudó más para ser ministra es la de cajera».…  Seguir leyendo »

Paisaje después del tsunami

La negativa de Casado a dimitir pese a las peticiones de sus más próximos –su cúpula genovesa–, los dirigentes territoriales y la dirección del Grupo Parlamentario, mantiene al primer partido de la oposición en una calma tensa hasta dentro de un mes en el Congreso Extraordinario tras la Junta Directiva Nacional del martes. Conozco bien ese órgano al que pertenecí durante más de treinta años, por cargo o por nombramiento directo de los presidentes en los congresos. Hasta el congreso que aupó a Casado. Me tranquiliza que comience su labor Cuca Gamarra como coordinadora general del PP y Esteban González Pons como presidente de la Comisión Organizadora del Congreso.…  Seguir leyendo »

Las evidencias no precisan explicación. En aritmética 2+2 suman 4. Y de sumas, en este caso políticas, van estas líneas.

Las elecciones en Castilla y León depararon algunas evidencias no deseadas por unas u otras fuerzas políticas concurrentes, pero que están ahí. El Partido Popular ganó las elecciones por mucho que algunas televisiones sumisas al poder no recordaran en la noche electoral que hace tres años las había perdido; en ese sentido fue un vuelco. El PSOE las perdió, Podemos y Ciudadanos sufrieron un descalabro, y algunos partiditos provinciales obtuvieron representación en ciertos casos mayor de la esperada.

Mañueco ha salvado los muebles y el observador común, por lo visto los sabios no, pensó que, con el apoyo de Vox, mantendría el Gobierno de la Junta.…  Seguir leyendo »

Fui a la casa de Cela en Ríos Rosas una mañana de junio de 1963 con los nervios del cura de aldea al que recibe un cardenal. Se trataba de entrevistarle para una revistilla sin lectores que habíamos fundado Martín Prieto y yo. «No le recibo por usted sino por su abuelo, al descendiente de un tipo al que biografió Baroja hay que tomárselo en serio», me dijo al abrirme la puerta, en calzoncillos y con un cigarrillo de picadura bailándole en la comisura de los labios. Cela se refirió con mimo al general aventurero en Viaje al Pirineo de Lérida y volvería a hacerlo en El asesinato del perdedor, su primera novela después del Nobel.…  Seguir leyendo »

La expresión ‘mirarse el ombligo’ parece que nos llega de la vida monacal. Unos monjes pasaban el tiempo meditando con la cabeza baja, reposada la mandíbula en el pecho, y se decía de ellos que se miraban el ombligo mientras otros monjes trabajaban en las huertas. Aquí no me refiero a los monjes sino a los políticos.

Miro alrededor y veo que no pocos políticos confunden su menester con el juego de la cucaña; trepar por el poste engrasado tiene sus dificultades pero en política llegar al premio no depende sólo de equilibrios sino de creencias, de mantenerse sin zigzagueos, de fajarse, de responder a lo que los votantes exigen, de sumar apoyos con honestidad, con verdad, cumpliendo lo que se promete en campaña y, sobre todo, desterrando la estrategia de esperar sentados, mirándose el ombligo, a que el adversario caiga por sus errores, ocultando, minimizando o achacando los errores propios al pasado, en lo que la izquierda es experta.…  Seguir leyendo »

Leo el anteproyecto de Ley de Memoria Democrática y es un texto maniqueo que refleja una Historia mentida. Nada que objetar al reconocimiento de las víctimas de una cruenta guerra civil, sobre todo, como es el caso, de los que padecieron en ella y tras ella por haber sido perdedores. Es sabido aquel «¡Ay de los vencidos!», el ‘Vae victis’ del galo Breno después del sitio y ocupación de Roma. Y es más doloroso cuando se trata de una confrontación entre hermanos.

Zapatero abrió el camino con su mal llamada Ley de Memoria Histórica de 2007. Y escribo «mal llamada» porque coincido con Gustavo Bueno.…  Seguir leyendo »

A los niños de mi generación, ya casi en la prehistoria, se nos amenazaba con «que viene el coco». A mis antepasados en Flandes los amenazaban de niños con el Duque de Alba. Del coco se ocuparon, entre tantos, Goya y Lorca. Como a quienes nos gobiernan los sufridos ciudadanos les parecemos menores de edad nos amenazan con un coco histórico ingenuamente redivivo. Me refiero al coco fascista.

Esta mandanga es relativamente nueva. Zapatero no aventuró que España estuviese en riesgo de caer en el fascismo y recurrió a reescribir el pasado para ahormar su Ley de Memoria Histórica, maniquea y ominosa, que no figuraba en su programa electoral.…  Seguir leyendo »

Historia, memoria, olvido

El pasado día 17 Rafael Mendizábal Allende publicó ‘Paz, piedad, perdón’, notable Tercera sobre una página olvidada de la memoria histórica. Hoy insisto en la necesaria recuperación de una Historia lamentablemente deformada.

Cierta izquierda presenta la Segunda República como un régimen idílico contra el que se levantó el Ejército para defender a los poderosos. La manipulación histórica es clara. La República se había iniciado con la quema de conventos e iglesias en mayo de 1931 y se fue apartando de la normalidad democrática, por parte de unos y de otros, sobre todo desde la llegada al poder del Frente Popular. La amenaza de guerra civil había partido de la izquierda radical y el golpe iniciado el 17 de julio de 1936 fracasó.…  Seguir leyendo »

La gran estafa

No pocos lectores compartirán que vivimos una realidad de engaño desde el poder. Antes no se había conocido un presidente de Gobierno que mintiera tanto. Se trata de una gran estafa política en tres tiempos -al menos- y con afectados varios. El primer afectado es el pueblo español en su conjunto desde un golpe parlamentario, que eso fue la moción de censura de Sánchez. Afectados son los afiliados al PSOE que se encontraron de pronto con un partido diferente. Y no menos los votantes socialistas que al día siguiente de las últimas elecciones conocieron un pacto que seguiría un programa de gobierno distante al que habían dado sus votos.…  Seguir leyendo »

El pulso de la nación

La percepción del problema llegó con la crisis del 98 y la pérdida de las últimas colonias. Los políticos decidieron y jalearon una guerra con Estados Unidos para defender lo indefendible: Cuba y Filipinas con el añadido de Puerto Rico en el Tratado de París. Los militares se mostraron reticentes con aquella aventura bélica desigual que habría de costarnos mucho más que una flota. No les escucharon. Con la derrota quedó herida la creencia en nosotros mismos como Nación que contase en el mundo.

Entonces se abrió camino una cuestión que está viva: el nacionalismo de algunas regiones, al principio teñido de regionalismo, que adquirió nervio aprovechando la situación.…  Seguir leyendo »

Es opinión generalizada que la Justicia está bajo mínimos y que la Fiscalía General del Estado lo es más del Gobierno. Se ha repetido que la Unión Europea recomienda a España renovar el Consejo General del Poder Judicial pero los medios bizcochados por el Gobierno han insistido mucho menos en que Europa muestra su preocupación por la independencia de la Fiscalía General en España que entiende comprometida. Lo cierto es que no hay precedente de que una diputada del partido gobernante y hasta poco antes ministra de Justicia ocupe la Fiscalía General del Estado.

La Justicia alerta recelos en buena parte de la sociedad.…  Seguir leyendo »

El 19 de septiembre se cumplió un año de la Resolución del Parlamento Europeo sobre la importancia de la Memoria Histórica de Europa como un acto de justicia democrática en el LXXX aniversario del inicio de la Segunda Guerra Mundial. En aquella resolución se condenó a los totalitarismos comunista y nazi y «sus horribles crímenes». No me identifico con el concepto de «memoria histórica» intencionadamente confuso e incorrecto. En ello coincido con Gustavo Bueno. En España tal concepto encierra el intento de convertir en vencedores a quienes perdieron la cruenta guerra civil y en perdedores a quienes la ganaron, con ocho decenios de retraso, en el impresentable ejercicio de pasar por la Historia una goma de borrar y que aparezca como verdadero lo que ideológicamente resulta conveniente.…  Seguir leyendo »

Vivimos un momento distópico, orwelliano y a la vez huxleyano. Orwell y Huxley denunciaron el engaño de las masas por manipulación de la información o por su exceso. Debemos a Orwell: «El concepto de verdad objetiva está desapareciendo de nuestro mundo; las mentiras pasarán a la historia». Las mentiras se harán historia. Serán ya como verdades asumidas.

Nunca como aquí y ahora se ha mentido tanto desde el poder, nunca la mentira ha sido tan reiteradamente esgrimida con tanta desfachatez, virtuosismo y convicción. A menudo aquella afirmación atribuida a Goebbels de que «una mentira repetida adecuadamente mil veces se convierte en una verdad» es la norma, el catón de los rasputines de turno que diseñan lo que debemos creer o rechazar, lo que es bueno o malo, lo que es cierto o no.…  Seguir leyendo »