Manuel Mostaza Barrios

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de diciembre de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

A veces la historia se repite, pero no siempre lo hace como farsa. Hace tres años, los españoles rematábamos las vacaciones con la vista puesta en el inicio del curso en septiembre sin saber si habría gobierno: el pobre resultado del presidente Rajoy no permitía una investidura si no se producía la abstención del grupo socialista. Las cosas no han cambiado lo suficiente como para que no sepamos si el resultado va a ser similar este otoño, aunque intercambiando los actores: ahora es el presidente Sánchez el que parece necesitar la abstención de sus rivales para conseguir ser investido presidente. En este contexto, es interesante plantear algunas líneas de análisis que permitan desentrañar el panorama que se nos viene encima en las próximas semanas.…  Seguir leyendo »

Llevamos cuatro años sometiendo a nuestro modelo constitucional a lo que los economistas llamarían un test de estrés, y nos estamos dando cuenta de que los constituyentes no hicieron tan mal su trabajo. En plena vorágine de inmediatez, es interesante recordar que hemos estado en ascuas las últimas dos jornadas porque el artículo 99 de la Constitución deja pasar 48 horas de prudencia entre la primera y la segunda votación de investidura del presidente del Gobierno. No sólo eso, a mayores, el constituyente rebajó la exigencia para entender concedida la confianza de la Cámara, ya que, de la mayoría absoluta del martes, se pasaba a una mayoría relativa dos días después.…  Seguir leyendo »

Fundado hace ahora cinco años por un grupo de personas vinculadas en su mayoría al Partido Popular, Vox se quedó cerca de entrar en el Parlamento Europeo en las elecciones de 2014, al obtener casi 250.000 votos, con el ex líder del PP catalán, Alejo Vida Quadras, como candidato. Visto lo que pasó después, parecía que aquello había sido el canto del cisne del intento de construir un partido a la derecha del PP, ya que, desde entonces, su existencia había sido la típica de muchos partidos minoritarios: Vidal Quadras dejó el partido en medio de escisiones y peleas internas y el partido cayó en la irrelevancia social.…  Seguir leyendo »

La cocina de Procusto

La polémica que acompaña al Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) en los últimos meses puede analizarse desde una doble óptica: comunicativa y sociológica. Desde un punto de vista comunicativo, estar todo el día en el centro del debate público es lo peor que le puede pasar a un centro que se dedica a realizar investigación social y electoral. El bajo perfil mediático que habían ofrecido en los últimos años los presidentes del CIS, sumado a la práctica de no ofrecer análisis electorales más que cuatro veces al año, permitía al Centro escapar de la dinámica de lucha partidista y le ayudaba a consolidarse como un organismo de investigación del Estado en sentido amplio, al servicio del conocimiento de la sociedad.…  Seguir leyendo »

Ficciones frente a modernidad

El ingreso en una prisión alemana del ex presidente del Gobierno catalán, Carles Puigdemont, en cumplimiento de la orden dictada por el Tribunal Supremo español es una buena metáfora del funcionamiento de los Estados europeos en los albores del siglo XXI: un juez español dicta una orden y la policía alemana la ejecuta sin preguntar, a miles de kilómetros de Madrid. Un ejemplo también de cómo ha cambiado la idea de soberanía sobre la que se edificaron los Estados nación en el siglo XIX: un concepto ligado en su origen a la divinidad y a la majestad de Dios, el atributo que permite ser y no ser a la vez; la cualidad de no recibir órdenes de nadie e imponer por tanto siempre la propia voluntad.…  Seguir leyendo »

Desocupado lector, seamos francos: ninguna encuesta adivinará el resultado que saldrá de las urnas en las elecciones de mañana porque las encuestas no se dedican a adivinar nada. Cuando nos hacemos adultos, dejamos de ser historicistas y entendemos que, como el futuro no está escrito en parte alguna, es imposible de predecir. A lo que ayudan las encuestas es a entender una realidad social que, en el caso catalán, es tan compleja como desconcertante. Por eso, es bueno ir más allá de la intención de voto cuando se analiza un sondeo porque mirando sólo los porcentajes del voto estimado corremos el riesgo de hacer como el tonto que se quedaba mirando el dedo cuando el sabio señalaba la luna.…  Seguir leyendo »

Hace varios años que sabemos, gracias al estudio que realizó en su momento el antropólogo británico Robin Dunbar, que el tamaño máximo que puede alcanzar un grupo humano en el que todos sus miembros se conozcan de manera efectiva no supera los 150 individuos. Existe, por lo tanto, un acuerdo generalizado entre los estudiosos de las ciencias sociales en considerar que las comunidades humanas que superan el número Dunbar no son manejables por nuestra neocorteza cerebral, por lo que podríamos hablar de ellas como comunidades imaginadas en sentido estricto.

Estas comunidades superiores al sesquicentenar de miembros han existido a largo de la historia, en Occidente y en el resto del mundo: aquellas en las que sus miembros imaginaban diferentes identidades (judíos, cristianos, nobles, pecheros…) y que han ayudado al individuo a dotarse de sentido en el mundo que en cada momento les tocaba vivir.…  Seguir leyendo »

A los seres humanos nos ha costado milenios desarrollar modelos de convivencia basados en el respeto a las personas y a sus identidades: Lo habitual en la historia de la humanidad ha sido la imposición por parte del vencedor de sus modelos ideológicos a costa de la cultura o incluso de la vida de los vencidos. El modelo democrático liberal, hijo de la Ilustración y desarrollado no por casualidad en el mundo occidental de raíz greco-romana, ha configurado con los años un modelo único que sobrevivió de manera milagrosa a los embates del siglo XX. Un modelo que nos enseña algunas cosas que no debemos olvidar a la hora de afrontar este nuevo milenio plagado de cambios.…  Seguir leyendo »

En apenas unos meses se dará a conocer, en la ciudad de Buenos Aires, el nombre de la ciudad que albergará los Juegos Olímpicos de verano de 2020, objetivo por el que pujan tres finalistas: Madrid, Estambul y Tokio. Pocos acontecimientos son hoy más globales que los Juegos Olímpicos, un acontecimiento mundial que se ha mostrado desde sus inicios como una continuación de la política por otros medios; es decir, como una forma de mostrar al mundo lo mejor de la identidad de cada uno y de exhibir poder a través de un relato sencillo y amable. Así, la pugna entre Estados Unidos y la Alemania nazi en los juegos de 1936, o los recursos invertidos por los regímenes comunistas (de la Unión Soviética ayer a la Corea del Norte de hoy) para superar en el medallero a las decadentes democracias occidentales, son sólo dos ejemplos de en qué medida los Juegos, con sus escalafones, sus victorias épicas y sus injustas derrotas, han trasladado al campo de lo simbólico la competencia entre los países.…  Seguir leyendo »