Marcelino Oreja Aguirre

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de diciembre de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

La noticia del cese de actividades institucionales de Don Juan Carlos trae a mi memoria aquellos primeros años de la Transición, en los que el Rey contribuyó de forma decisiva a marcar el camino de nuestra presencia en el mundo. En relación con los Estados Unidos, causó impresión el discurso del Rey en el Congreso norteamericano. En un Capitolio abarrotado de senadores y representantes, en el gran salón de sesiones, sus palabras fueron recibidas con atención primero y con entusiasmo después. Sobre todo cuando asumió el compromiso democrático y la alternativa al turno de poder. Al concluir su disertación estalló una gran ovación.…  Seguir leyendo »

Con gran dolor he recibido la noticia del fallecimiento del cardenal don Fernando Sebastián con quien tuve la oportunidad de mantener estrecha relación a lo largo de los años desde su ordenación episcopal en 1979 hasta hace pocos meses que tuvimos mi mujer y yo la alegría de recibirle en nuestra casa de Madrid, donde mantuvimos una larga conversación, continuación de otras muchas a lo largo de los años y de las que conservaré siempre imborrable recuerdo. Entre ellas destacaré los encuentros durante la Transición, cuando él era obispo de León y yo, como titular de Exteriores, negociaba los acuerdos con la Santa Sede, que se firmaron en enero de 1979.…  Seguir leyendo »

El triunfo de la moción de censura ha transformado de forma súbita la realidad española. El nuevo gobierno socialista parece empeñado en abrir una fase de revisión de la política llevada a cabo por el Partido Popular. Una revisión que afecta a diversos ámbitos fundamentales, entre otros las cuestiones relacionadas con la Iglesia y su propuesta para la sociedad española. En este contexto de nuevos aires, que por desgracia no son nuevos ni renovadores en sus principios, conviene reflexionar sobre la vigencia de los Acuerdos entre la Santa Sede y el Estado español y sobre la necesidad de afrontar cualquier propuesta de cambio en unos cauces de conveniente entendimiento de acuerdo con la naturaleza y el valor de la propuesta social de la Iglesia y del respeto que merecen los derechos fundamentales de la población creyente en el marco de la libertad religiosa y de creencias.…  Seguir leyendo »

En su día lamenté la Ley de Memoria Histórica, aprobada en 2007 que ahora algunos pretenden retorcer aún más, e ilegalizar cualquier asociación o fundación que contenga puntos de vista distintos a los suyos, sobre hechos acaecidos en los últimos 84 años de la Historia de España, que son precisamente los próximos que yo cumpliré.

Pretenden instaurar con una ley tan sectaria como errática, una supuesta memoria llena de falsedades y tergiversaciones y olvidan otras memorias, que muchos hemos preferido guardar celosamente, con respeto y con silencio, aunque no exento de dolorosa emoción y sentimiento.

Yo he tenido la desgracia de no haber conocido a mi padre, que fue vilmente asesinado en Mondragón, en la casa del pueblo el 5 de octubre de 1934, por las hordas revolucionarias que le sacaron de su casa, donde mi madre esperaba el nacimiento de su primer hijo, que es quien ahora escribe este artículo.…  Seguir leyendo »

«De la ley a la ley». Con esas palabras, Torcuato Fernández Miranda quiso marcar el camino para que el Gobierno de Adolfo Suárez y las Cortes pudieran alcanzar un sistema plenamente democrático para España. El ambiente general era propicio al cambio. En los meses que duró el Ejecutivo de Arias Navarro desde el inicio del reinado de Juan Carlos I se dieron algunos pasos significativos hacia una normalización democrática. El 21 de mayo se celebró el Pleno de las Cortes para discutir y votar el proyecto de Ley de Reunión que defendió Manuel Fraga, ministro del Interior, reconociendo la libertad de reunión y manifestación para fines lícitos.…  Seguir leyendo »

No salgo de mi asombro y de mi indignación al conocer la decisión del Ayuntamiento de San Roque de retirar a Fernando María Castiella, ministro de Asuntos Exteriores de España entre 1957 y 1969, la Medalla de Oro de la Ciudad y el nombre de una de sus avenidas. Solo la ignorancia de unos y el rencor de otros pueden haber contribuido a tan indigna decisión.

Castiella fue quien puso en marcha, a principios de los años sesenta, el proceso de integración de España en los organismos económicos internacionales, tales como la Organización para la Cooperación y el desarrollo económico (OCDE) y el Fondo Monetario Internacional; bajo su mandato España abrió la negociación con la Europa Comunitaria para lograr el acuerdo preferencial que culminó con el Acuerdo de 1970 que abre el camino al futuro ingreso en las Comunidades Europeas.…  Seguir leyendo »

Las elecciones al Parlamento catalán del próximo 27 de septiembre se presentan por ciertas fuerzas políticas y por el presidente de la Generalitat, máximo representante del Estado en Cataluña, como un plebiscito separatista. Tal “plebiscito” podría conducir, según fuese el resultado, a una declaración unilateral de independencia para separar Cataluña de España, y también a los españoles.

Ante tan desatinado y grave propósito nos sentimos obligados, desde nuestra experiencia como antiguos miembros de los gobiernos democráticos de España, a formular un llamamiento a las principales fuerzas políticas para que dialoguen.

Nuestro propósito es favorecer una salida —consensuada y respetuosa con el ordenamiento jurídico—, a la situación actual y fortalecer, a través de un proyecto común, los lazos históricos y afectivos que han unido siempre a Cataluña y al resto de España.…  Seguir leyendo »

Ese es el título de las memorias de Manuel Jiménez de Parga, catedrático, miembro de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas, presidente del Tribunal Constitucional, ministro, embajador, abogado en ejercicio, escritor prolífico, autor de numerosos libros de ciencia política y de artículos en la prensa diaria, muchos de ellos en las Terceras de ABC.

Pero sobre todo fue un gran patriota, un gran demócrata, un hombre fiel a principios y valores a los que nunca renunció, incluso en momentos que podían entorpecer su vida profesional. Su muerte nos ha producido verdadera consternación.

Desde muy joven afrontó el riesgo exponiéndose voluntariamente a vivir en la incertidumbre, implicándose en compromisos que iban más allá de sus estrictos intereses personales; una actitud que mantendría a lo largo de toda su existencia.…  Seguir leyendo »

Vivimos años de desconcierto respecto a la Unión Europea. Son numerosas las críticas de los ciudadanos de los países miembros. También en España. Ha quedado lejos la época en que la entrada en el Mercado Común era un objetivo compartido por los españoles. He querido rememorar hoy a Robert Schuman en el cincuentenario de su muerte. Él fue, indiscutiblemente, uno de los pilares de la integración europea, concebida a mediados de los años cuarenta, en nombre de «nunca más la guerra entre nosotros».

A mediados del siglo XX, gracias a la iniciativa de unos pocos y a la experiencia acumulada por las desgracias vividas, se abre un periodo nuevo, sin precedentes en la historia pasada, una etapa marcada en su origen por la esperanza y por el perdón, que no significa olvido, porque no se puede pensar en el futuro si no se tiene memoria.…  Seguir leyendo »

Hoy se entrega el premio Nobel a la Unión Europea por su contribución a la paz, la reconciliación, la democracia y los derechos humanos. Muchos se preguntarán si la Unión merece este alto reconocimiento, precisamente ahora que son tantas las dudas e incertidumbres sobre su funcionamiento. Y sin embargo, yo me atrevo a afirmar que este premio, que bien hubiera podido ser otorgado hace años, debería ser recibido con inmensa alegría por los europeos porque la integración de nuestro continente es la historia de un éxito, que ha sido capaz de crear un espacio de paz, de libertad y de defensa de derechos humanos, y un modelo de integración.…  Seguir leyendo »

Así fue monseñor Faustino Sainz, cristiano y nuncio ejemplar, brillante diplomático vaticano y español excepcional que contribuyó a sembrar el bien allá donde estuvo y a impulsar a lo largo de cincuenta años las relaciones entre la Santa Sede y España. Y además, para nosotros fue un amigo entrañable que nos acompañó en momentos muy importantes de nuestra vida personal y familiar.

Aunque desde hace tiempo sabíamos la gravedad de su estado, su enfermedad, su muerte, como toda muerte de un ser querido, es un desgarro que nos priva de una compañía, de un consejo, de una referencia. Es la desaparición de alguien a quien podemos acudir para darle algo de nuestra propia intimidad y darle algo y recibir algo de lo que uno es.…  Seguir leyendo »

Así quiso que se le recordara y pienso que responde a lo más profundo de su personalidad. Su honradez, su competencia, su trabajo constante, su sentido de la responsabilidad, su entrega a la vida pública, su defensa de valores y principios, su idea de España hacen de él uno de los hombres públicos más relevantes de nuestra reciente historia.

Le conocí hace más de cincuenta años como miembro de mi tribunal de oposiciones a la Carrera Diplomática. Ya entonces era una figura eminente en los medios políticos y académicos: catedrático, diplomático, letrado de las Cortes españolas, autor de numerosos libros y de innumerables conferencias.…  Seguir leyendo »

Ha transcurrido un año desde que nos dejó, pero su recuerdo sigue vivo entre nosotros. Fue un gran señor, un gran profesional, un liberal en el sentido más amplio del término, que concebía el debate abierto y libre sobre los asuntos públicos como la única forma digna de convivencia democrática.

Para él el liberalismo era una permanente actitud de tolerancia y una respetuosa manera de ser y de estar en la realidad española de todos los días. Por eso se opuso cuando fue necesario a todas las formas de autoritarismo y de arbitrariedad del poder. Practicó un liberalismo abierto, generoso, basado en el diálogo frente a cualquier dogmatismo e intransigencia.…  Seguir leyendo »

La noticia de su muerte nos ha dejado consternados y estamos seguros de que compartirán este dolor cuantos le conocieron y le trataron. Era un profesor eminente, un europeísta convencido, un demócrata que supo defender sus ideas y sus ideales en los ámbitos más diversos y en las circunstancias más difíciles. Su capacidad movilizadora en foros, asambleas, encuentros, llegaba a los últimos rincones del planeta. Y sus dotes persuasivas eran tan sólidas que resultaba muy difícil resistirse a sus proyectos, tan grande era la convicción que ponía en cada uno de ellos.

Participó en infinidad de congresos y conferencias, publicó numerosos libros, defendió el nombre de España, su cultura y su civilización desde París, el Consejo de Europa, el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo e infinidad de Instituciones y Organizaciones en las que participó activamente.…  Seguir leyendo »

Fue por encima de todo un hombre leal: a España, a la Constitución, a la Corona. Asturiano de pro, estudiante brillante en la universidad, después de participar durante la República en la defensa de Oviedo y en otras acciones militares por las que le condecoraron con la laureada colectiva y la Medalla Militar, ingresó en el Cuerpo de Intervención del Ejército, donde llegaría a la categoría de Teniente General Honorario. Fue secretario de seis ministros del Ejército y en los albores de la Transición Subsecretario del Ministerio de la Presidencia y de Información y Turismo, antes de entrar en la Casa del Rey como Secretario General y más tarde Jefe de la Casa.…  Seguir leyendo »