Michel Wieviorka

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de diciembre de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Les électeurs français viennent d’en finir avec le long spasme qui a radicalement transformé leur système politique. A gauche, le Parti socialiste et Europe Ecologie Les Verts ne sont plus que ruines. A droite, des fractures affaiblissent Les Républicains. Avec seulement quelques élus chacun, l’extrême droite de Marine Le Pen et l’extrême gauche de Jean-Luc Mélenchon — cette dernière alliée par intermittence à un Parti communiste lui-même réduit — constituent une force extraparlementaire à géométrie variable plus qu’une opposition parlementaire significative.

La gauche et la droite renaîtront peut-être à terme: Le candidat socialiste à l’élection présidentielle, Benoît Hamon, et la maire de Paris, Anne Hidalgo, ont annoncé leur intention de créer chacun une nouvelle force politique.…  Seguir leyendo »

The long spasm that seized and radically transformed the French political system has now ended. On the left, the Socialist Party and the Europe Ecologie Les Verts, or E.E.L.V, party lie in ruins. On the right, internal splits have weakened Les Républicains. Having won only a few seats in the National Assembly, both the far-right party of Marine Le Pen and the far-left party of Jean-Luc Mélenchon — the latter intermittently allied with a Communist Party that is itself much reduced — constitute an adaptable extra-parliamentary force more than a meaningful parliamentary opposition.

The left and the right might eventually be reborn.…  Seguir leyendo »

C’est du jamais vu: en quelques mois, les électeurs français, les médias et les sondages ont exclu plusieurs ténors de l’élection présidentielle. D’abord Cécile Duflot, la principale leader écologiste, battue lors de la primaire de son parti. Ensuite Nicolas Sarkozy, l’ancien chef de l’Etat, et Alain Juppé, ancien premier ministre qui faisait depuis des mois figure de grand favori — tous deux éliminés lors de la primaire de la droite et du centre. Ensuite, le président de la République François Hollande, qui a renoncé à se représenter devant les Français tant ceux-ci le rejettent. Après cela, Manuel Valls, il y a peu premier ministre, vaincu lors de la primaire de la gauche.…  Seguir leyendo »

It’s unprecedented: In the course of a few months, French voters, the media and polls have knocked several of the biggest contenders out of the presidential race. First, it was Cécile Duflot, the main leader of the Greens, who was defeated in her party’s primary. Then came Nicolas Sarkozy, a former head of state, and Alain Juppé, a former prime minister who for months had been a heavy favorite — both eliminated in the primary for the right and center-right. After that it was the president of France himself, the Socialist François Hollande, whose unpopularity led him to renounce even running.…  Seguir leyendo »

Sobrevivirá la idea de izquierda a la profunda crisis que la afecta actualmente en todo el mundo y, en especial, en Europa? Son raros los países donde un sistema político funciona de forma más o menos conveniente, estructurándose a partir de una pareja de oposición derecha-izquierda. La cuestión merece un examen a dos niveles.

El primero es, precisamente, el de estos sistemas y de los partidos y de los protagonistas políticos. En este caso, el contraste es elocuente y perfila las imágenes del declive, de la desestructuración, del hundimiento o de la decadencia. Ya no hay apenas partido comunista en democracia ni desde los años noventa.…  Seguir leyendo »

Existe actualmente siquiera una experiencia política en el punto donde podría decirse que el sistema político funciona de manera satisfactoria, con dos o tres fuerzas principales cada una de las cuales encarna una orientación clara, una visión opuesta a otra o a otras? Y, en primer lugar, ¿a qué factor debemos tal idea, la de la representación democrática en que se enfrentan dos o tres agentes políticos, cada uno con su enfoque de expectativas sociales y culturas conflictivas?

La respuesta en este caso es más bien clara: en primer lugar, se debe a la forma a partir de la que las sociedades industriales han concebido la manera de abordar el conflicto social estructural en cuyo seno se enfrentaban los amos del trabajo, por una parte y el movimiento obrero por otra.…  Seguir leyendo »

En el curso de la noche del 31 de marzo del 2016, a raíz de la movilización de los principales sindicatos y de una parte de la juventud estudiantil y de los institutos, la plaza de la República en París fue testigo del nacimiento de Nuit Debout, un movimiento que numerosos observadores se han apresurado a comparar con el de los indignados en España. Al cabo de un mes, la acción perdura.

Esta movilización aúna la utilización de las redes sociales y de internet con la ocupación de un espacio donde de hecho se reúnen sus protagonistas. Conlleva dimensiones contestatarias, una carga conflictiva si se quiere, y numerosos aspectos culturales; se trata de experimentar, in situ, las relaciones interpersonales y sociales que se trataría de poner en marcha en el futuro a escala de la sociedad e, incluso, del planeta.…  Seguir leyendo »

A partir de los años cincuenta y sesenta, buenos observadores como Gabriel Le Bras en Francia comenzaron a señalar el declive de la religión en Europa. La religión, es decir, el cristianismo. Algunos hicieron hincapié en la aceleración de la secularización, lo que implica que la fe deja de controlar toda la existencia de los creyentes y deja de regir la vida pública y política. Otros constataron la desafección de los lugares de culto, menos frecuentados, o las dificultades cada vez mayores para la Iglesia católica para fomentar las vocaciones, para llenar sus conventos o renovar el clero. Gauchet, un filósofo francés, citando una frase del famoso sociólogo alemán Max Weber para convertirla en título de un libro publicado en 1985, habló de “desencantamiento del mundo” para introducir la imagen de esta evolución, con la idea en particular que el cristianismo supone la religión de la salida de la religión.…  Seguir leyendo »

Si hubiera que proponer a Craig Calhoun añadir un capítulo a nuestro reciente Manifiesto por las ciencias sociales (Manifeste pour les sciences sociales, Éd. de la MSH, 2015), sería para desarrollar la reflexión sobre un desafío crucial: los riesgos, peligros y límites de la investigación en nuestras disciplinas.

La muerte de Giulio Regeni es, por desgracia, un punto de partida que suscita numerosas emociones en el seno de la comunidad científica. Este estudiante de doctorado realizaba una investigación de campo, en Egipto, interesándose por el sindicalismo independiente. Acaba de ser descubierto, muerto, asesinado después de haber sido secuestrado y torturado, de forma comparable a otras descripciones provenientes de Amnistía Internacional.…  Seguir leyendo »

Una sociedad, sea cual sea, es a la vez una y plural. Al tratar de insistir en su unidad, incluso artificialmente, los periodistas, los intelectuales, los agentes políticos recurren a un vocabulario que no es el mismo que cuando se trata de considerar lo que separa o divide el cuerpo social. Y, en los dos casos, se perfilan graves peligros cuando se trata exclusivamente de una u otra posibilidad; sólo de lo que crea la unidad, de forma exclusiva, o únicamente de lo que conforma la diversidad.

Para hablar de unidad, se recurre en primer lugar a la idea de nación o, en ocasiones, a la de patria.…  Seguir leyendo »

La muerte y lo que puede significar experimenta grandes cambios y, además, presenta diferencias considerables según los individuos, las culturas y las sociedades. De este modo, la diversidad alcanza proporciones enormes si se atiende a quienes, en el mundo árabe y musulmán –aunque no solamente en él– se dan la muerte en plena juventud, mediante una acción considerada propia del martirio, y, en el otro extremo, a quienes aprovechan las grandes ventajas de la enorme gama de avances en el terreno médico, social, económico y viven cada vez más años, llegando a centenarios y con buena salud.

El acto del martirio se convirtió en un fenómeno de amplias proporciones con ocasión de la guerra entre Iraq e Irán y, en especial, en este último país cuando el poder, entre 1980 y 1988, envió a primera línea del frente a decenas de miles de jóvenes basij (jóvenes milicianos iraníes).…  Seguir leyendo »

Tendrá Europa que recuperarse y volver a su proyecto inicial, cuando los fines eran explícitamente morales, éticos, orientados hacia la paz y la democracia, y la economía sólo era un medio para servir a estos propósitos? Los últimos acontecimientos obligan a dudar de ello. Y detrás de los hechos se avecinan problemas de fondo, defectos estructurales que merecen un examen.

La actualidad es, en primer lugar, el manejo de la cuestión griega. Como subrayó recientemente Jürgen Habermas señalando a Angela Merkel, a quien acusó de subordinar la democracia a la economía (en The Irish Times, 28 de junio de 2015), esta gestión calamitosa ha desembocado en un verdadero escándalo, la falta de solidaridad, el naufragio se que avecina hoy para Grecia pero también para Europa.…  Seguir leyendo »

1793, 1917… y el Estado Islámico

Ciertas comparaciones históricas son apropiadas, pero no todas. Nos gusta, por ejemplo, comparar la crisis de 1929 y la actual, o bien los movimientos fascistas de entreguerras así como el empuje contemporáneo de los nacionalismos y de otros populismos.

Ahora bien, existen también comparaciones históricas susceptibles de incomodar aunque nos permitirían, quizá, pensar de forma mucho mejor el periodo actual. De este modo, a algunos les resultaría escandaloso subrayar las similitudes entre las realidades del Estado Islámico (EI) o de Boko Haram y la de la Francia revolucionaria o, incluso, la de la Rusia de 1917. ¿Cómo atreverse, en efecto, a situar en el mismo plano las páginas gloriosas de una historia que siguen queriendo asumir plenamente aún en la actualidad y las atrocidades perpetradas por el Estado Islámico (EI)?…  Seguir leyendo »

Un inmigrante muere en el mar Mediterráneo cada dos horas de promedio. Después de una serie aterradora de dramas, entre ellos el naufragio que causó por sí solo unos 700 muertos, el día 23 de abril se celebró en Bruselas una cumbre extraordinaria de jefes de Estado. El resultado de la reunión ha sido a todas luces insuficiente y, desde luego, no ha respondido a la magnitud del problema; de cualquier manera, cabe afirmar que está en juego salvar vidas humanas.

¿Cómo podemos aceptar que se olvide el sentido humanitario y se dejen de lado los valores identificados sin embargo largo tiempo con Europa, este continente que ha inventado el universalismo, la Ilustración, los derechos humanos?…  Seguir leyendo »

Hace cien años, las comunidades armenias fueron víctimas de matanzas masivas que hay que llamar por su nombre: genocidio. Desde entonces, descendientes de supervivientes, que componen una importante diáspora, en diversos países de Oriente Medio, Rusia, Estados Unidos, Francia, Canadá, Argentina, etcétera, esperan del Estado turco que reconozca este crimen.

El despertar armenio, después de más de medio siglo en que dominó prácticamente el silencio, adoptó primero una forma terrorista, la de acciones dirigidas contra turcos o contra intereses turcos hasta que el ciego atentado cometido en el aeropuerto de Orly en julio de 1983 por el Asala (siglas en francés de Ejército Secreto de Liberación de Armenia, de inspiración nacionalista y marxista-leninista a la vez) suscitara sentimientos de repulsión en la opinión pública en general y, en última instancia, un sentimiento de rechazo de esta forma de acción en el seno de las propias comunidades armenias.…  Seguir leyendo »

Dos fenómenos recientes invitan a profundizar de forma sustancial en la reflexión sobre la naturaleza del terrorismo contemporáneo. Por una parte, hay que mencionar los espectaculares tiroteos en París, en la sede de Charlie Hebdo, el 7 de enero, y en un supermercado de comida kosher, el 9 de enero, además del episodio posterior, en Dinamarca, el 14 de febrero con ocasión de un debate sobre la libertad de expresión: tales hechos han recordado la existencia de una violencia ejercida por individuos que pueden actuar solos o en grupos de dos o tres, que apuntan contra objetivos claramente identificados, sean periodistas, policías, judíos como en los casos citados, y además con resultados aparatosos a ojos de todos.…  Seguir leyendo »

Las matanzas que acaban de conmocionar a Francia y al mundo entero, además de suscitar una inmensa e inédita manifestación, francesa e internacional, constituyen un fenómeno de una gran complejidad que ineludiblemente ha de tomar en cuenta las respuestas que deberían hacerles frente. Este terrorismo, en efecto, reúne tres dimensiones principales.

En primer lugar, es global, lo que significa que aunque tiene sus expresiones propias tiene asimismo significados a escala planetaria y utiliza instrumentos virtuales como internet, si bien, como digo, cuenta también con sus propias plataformas reales y concretas, sobre todo en Oriente Medio, donde sus protagonistas pueden entrenarse militarmente y prepararse ideológicamente.…  Seguir leyendo »

Ulrich Beck a disparu, le 1er janvier, de façon tout à fait imprévisible. Et avec lui, nous perdons une figure intellectuelle de première grandeur, un des quelques sociologues de la période actuelle dont l’histoire se souviendra, une intelligence féconde, et profonde.

La France l’a découvert, bien tardivement, alors qu’il était depuis longtemps mondialement respecté pour ses analyses de la seconde modernité et, plus précisément, pour la société du risque –Risikogesellshaft, son livre de 1986, a été traduit en français en 2001 (1). En fait, il était alors déjà pleinement engagé dans une nouvelle étape de sa pensée, qui le faisait passer du cadre de la société à celui de la planète et de la globalisation (2).…  Seguir leyendo »

Vivimos en una época en que los orígenes son objeto de una curiosidad compulsiva. La obsesión funciona a todas las escalas y desemboca generalmente en el mismo resultado: la génesis de un discurso incierto y mítico en sentido amplio por más que la aspiración quiera presentarse como una vía científica.

En un extremo del abanico topamos con la cuestión de los orígenes del universo. El discurso religioso, en este caso, no ha desaparecido, pero ha tenido que dejar un espacio considerable al análisis científico, empezando por el de los astrofísicos. La ciencia permite reconstituir procesos; por ejemplo, los que han dado origen a una estrella o a un planeta.…  Seguir leyendo »

El espesor de la historia

Solemos caracterizar nuestra época por la idea de una especie de compresión del tiempo que motiva que el presente, incluso la actualidad, parezcan empequeñecer el futuro y convertir el pasado en una realidad mucho menos inteligible que en épocas pasadas. Por eso, nuestra reflexión adquiere tintes de indiferencia a largo plazo, de modo que nos parece justificado formular juicios definitivos sobre fenómenos que, sin embargo, merecerían valoraciones prudentes y matizadas. Aún peor, evitamos volver nuestros pasos sobre nuestras valoraciones anteriores aunque de hecho deberían ser revisadas en profundidad.

Tal es el caso, sobre todo, a la hora de analizar una movilización en caliente y expresarnos sobre el fondo de la cuestión a fin de recalcar las características que nos parecen esenciales, incluso estructurales, sin advertir que otras dimensiones de la acción, que aparentemente revisten menor importancia o incluso aparentan ser de muy escasa entidad, son susceptibles de adquirir luego importancia o bien pueden sobrevenir transformaciones realmente importantes.…  Seguir leyendo »