Orfeo Suárez

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de Marzo de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Los dos Mundiales del zar Putin

No hay político al que no se escuche decir que el fútbol no debe mezclarse con la política, y no hay político que desaproveche la oportunidad de mezclarse con los futbolistas. Lo primero es una estupidez que no deja de serlo por más veces que se repita; lo segundo, una prueba de la doble moral de la clase política, sin distinción de regímenes. La razón es que el fútbol hace largo tiempo que rompió las cotas del deporte, según el vetusto concepto victoriano, para convertirse en el mayor fenómeno de masas de nuestro tiempo, en un conductor de pasiones que vertebra el planeta, aunque, lamentablemente, no sea siempre también un conductor de valores y de derecho.…  Seguir leyendo »

Somos hijos de nadie

La política y el periodismo son vasos comunicantes, parte de una élite que corre el riesgo de construir una realidad virtual si se separa de la calle. El paradigma de esa disfunción es la creación de líderes políticos en los platós de televisión, como ha sucedido con Pablo Iglesias, Antonio Miguel Carmona o hasta Pedro Sánchez, todos tertulianos, y ante lo que únicamente caben dos conclusiones: o la política no es lo que nos explicaron o nuestro tiempo, definitivamente, ha pasado. El debate sobre Cataluña lleva mucho tiempo separado de la calle, especialmente de una parte, hacinada en guetos durante el tardofranquismo, abandonada por la política en democracia, sin voces, sin autoestima, traicionada por un partido que no reivindicó ni su clase, ni su cultura, por un socialismo de nouvelle cuisine que reaccionó de dos formas ante el nacionalismo: la aquiescencia y el miedo.…  Seguir leyendo »

El peso de la púrpura. Por Jorge Bustos.

Mitologías aparte, España es un país bicéfalo en números redondos. Madrid y Barcelona acaparan el poder económico, demográfico, turístico, mediático, cultural, político. A nadie puede extrañar que acaparen también el futbolístico. Lo raro es lo de Berlín, ciudad que gobierna el continente y tiene un equipo que ni siquiera voy a pararme a mirar cómo se deletrea.

Según el CIS, el 38% de los españoles se declara madridista y el 25% culé. Después vienen Atleti (6%), Valencia, Athletic y Betis. Luego están los que son de su equipo y además del Madrid o del Barça.…  Seguir leyendo »

La violencia en el fútbol

Orfeo Suárez: A por ellos con el mazo de la Ley.

La gente de fútbol, como Simeone, ha dicho estos días que la violencia no es un problema del fútbol. En definitiva, que no es un problema suyo. Digamos que es un problema de todos, uno de los cuatro lenguajes universales, según dijo Jürgen Lenz, un sabio del patrocinio olímpico, junto a la música, el deporte y el sexo. Por lo tanto, es también un problema del fútbol, que ofrece un decorado perfecto para articular el mal que forma parte de la condición humana. Por una parte, escenifica el enfrentamiento tribal que proponen los equipos en un mundo donde nada enfrenta tanto como la identidad, y que ya esbozó el visionario Ortega en El Origen Deportivo del Estado.…  Seguir leyendo »