Saifedean Ammous

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de mayo de 2009. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Se vuelve a preguntar por el futuro del capitalismo. ¿Sobrevivirá a la presente crisis en su forma actual? En caso de que no, ¿se transformará o tomará la iniciativa el Estado?

El término “capitalismo” solía significar un sistema económico en el que el capital y su comercio eran de propiedad privada; correspondía a los propietarios del capital decidir la forma mejor de usarlo y podían recurrir a las previsiones y las ideas creativas de los empresarios y de los pensadores innovadores. Dicho sistema de libertad y responsabilidad individuales daba poco margen para que el Estado influyera en la adopción de decisiones económicas: el éxito significaba beneficios; el fracaso; pérdidas.…  Seguir leyendo »

Una mirada a las finanzas públicas de Egipto revela un dato perturbador: los pagos de intereses por la deuda externa del país sobrepasan su presupuesto combinado para educación, salud y vivienda. En efecto, el costo de los servicios de la deuda alcanza el 22% de los gastos totales del gobierno egipcio.

El impacto ya no puede ignorarse. Con creciente incertidumbre política y su economía en desaceleración, Egipto probablemente presenciará menores ingresos fiscales, mayores demandas de gasto y tasas de interés crecientes para el endeudamiento gubernamental. Esto puede conducir a una catástrofe fiscal para el gobierno justo cuando el país intenta una transición política complicada.…  Seguir leyendo »

La revolución por todo el mundo árabe ha obligado a los pueblos y gobiernos de la región a abordar la necesidad de cambio. Años de esclerosis han dado paso a un arranque frenético en pro de reformas para satisfacer las aspiraciones y el descontento de millones de personas.

Pero el impulso reformador va en dos direcciones opuestas. Un envite va encaminado a que los gobiernos mantengan a su población; el otro pide que los gobiernos dejen de limitar la libertad de su pueblo, en particular su libertad económica. Es probable que el primer tipo de reforma no haga sino exacerbar los graves problemas del mundo árabe; el segundo ofrece la esperanza de un cambio positivo y sostenible.…  Seguir leyendo »