Sally L. Satel

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de Abril de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Dentro de unas semanas estará prohibido fumar en todos los espacios cerrados públicos como restaurantes y oficinas en toda la ciudad de Beijing y tampoco se permitirá anunciar productos del tabaco en espacios abiertos, transportes públicos y en casi todo tipo de medios de comunicación. Si esta iniciativa, acordada a finales del año pasado por el congreso popular municipal tiene éxito, China podría imponer una prohibición similar en todo el país.

Una disminución significativa del uso del tabaco supondría sin duda un gran beneficio de salud pública para China. Pero, ¿es factible?

Se calcula que en China hay aproximadamente 300 millones de fumadores, es decir, la tercera parte del total mundial y en promedio mueren alrededor de 2,7000 personas diariamente por enfermedades relacionadas con el uso del tabaco.…  Seguir leyendo »

In March 2006 a friend gave me her right kidney. I had been searching for a donor for more than a year — my kidneys mysteriously gave out in 2004 — and things were not going well.

Three friends offered to donate but backed out. Frustrated at first, I soon found myself oddly relieved. I dreaded the constricting obligation that would surely come with accepting such a sacrifice. I wished I could buy a kidney just to avert the emotional debt.

Soon, however, I wanted to buy one for a more obvious reason: without a new kidney, I would spend years on life-draining dialysis.…  Seguir leyendo »