Sandra Aamodt

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de mayo de 2009. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Seis años después de haber perdido un promedio de 58 kilos en el programa de televisión “The Biggest Loser”, los participantes quemaban cerca de 500 calorías menos al día que otras personas de su edad y talla, según un nuevo estudio. Esto ayuda a explicar por qué habían recuperado un 70 por ciento del peso perdido desde que terminó el programa.

La industria de las dietas reaccionó a la defensiva; argumentó que los participantes habían perdido peso demasiado rápido o no habían ingerido los alimentos correctos. Sin embargo, este estudio es solo el ejemplo más reciente de varias investigaciones que muestran que, a la larga, hacer dietas casi nunca es efectivo y no mejora la salud de manera confiable.…  Seguir leyendo »

Six years after dropping an average of 129 pounds on the TV program “The Biggest Loser,” a new study reports, the participants were burning about 500 fewer calories a day than other people their age and size. This helps explain why they had regained 70 percent of their lost weight since the show’s finale. The diet industry reacted defensively, arguing that the participants had lost weight too fast or ate the wrong kinds of food — that diets do work, if you pick the right one.

But this study is just the latest example of research showing that in the long run dieting is rarely effective, doesn’t reliably improve health and does more harm than good.…  Seguir leyendo »