Cataluña

Los independentistas catalanes se han sacado de la chistera un nuevo conejo. Tras intentar seguir los modelos esloveno, kosovar o escocés, esta vez nos proponen que firmemos un ‘acord de claredat’, como, supuestamente, hicieron en su momento los canadienses.

Un acuerdo de claridad que permita la celebración consensuada de un referendo de independencia y que, en caso de que el resultado les sea favorable, obligue a las autoridades de Madrid a negociar los términos de la separación.

El problema es que en Canadá nunca hubo un ‘acuerdo de claridad’. Sí existe una Ley de Claridad (‘Clarity Act’), aprobada por el Parlamento canadiense en 2000, pero no es fruto del consenso con los independentistas, sino que les fue impuesta a estos por la mayoría parlamentaria federal.…  Seguir leyendo »

Ya lo decía el otro: la historia de España es un cuento muy triste, porque siempre acaba mal. Y tenía razón. Siempre acaba mal porque siempre empieza demasiado bien y nos confiamos. Muy listos, desde luego, no somos. Oscilamos entre un pesimismo negro, tremendamente crítico con nosotros mismos, y un triunfalismo ramplón y simplista que a algunos les reconforta, pero que no dice mucho de nuestro cociente intelectual colectivo. Una cosa es rebatir las calumnias de la leyenda negra y otra muy distinta pretender que la nuestra es una historia panglosiana, la mejor de las historias posibles.

Hoy parecemos abocados a uno de esos finales desastrosos a los que nos arrastra ese optimismo ingenuo, con tonos de triunfalismo, que se apodera de nosotros casi siempre que vivimos un cambio de régimen político.…  Seguir leyendo »

Parece que el arma secreta del PP para ganar las elecciones municipales en Cataluña no es otra que la enésima invocación de la identidad. Para añadir, acto seguido y sin pausa, que hay que lograr enganchar al votante socialista moderado.

A buen seguro que lo logran. No sé si captar el voto socialista, pero desde luego mimetizarse con ellos vía palabra y oración. Transcribo las declaraciones porque quizás leyéndolas una y otra vez logre creer que este engrudo sale del Partido Popular.

El coordinador general del PP, Elías Bendodo, ya dio la primera pista en declaraciones del año pasado: “Cataluña sí es una nacionalidad del Estado español, como cualquier otra comunidad autónoma (...)…  Seguir leyendo »

La última vez que un joven independentista de 18 años salió a protestar en Cataluña, muy probablemente ni llevaba el lazo amarillo ni lo hizo contra el malvado Estado español. Salió a increpar al Govern de la Generalitat tras haber sustituido la deriva unilateral por la mesa de diálogo. Y si otros jóvenes tampoco tendrán en adelante muchos más mártires que jalear bajo el mantra de la “represión” es porque Pedro Sánchez ha golpeado al procés desde dentro, en su mayor fortaleza civil: la capacidad de socializar a más generaciones en el rencor contra una España terrible.

Es el efecto clave de los indultos o de la reforma de los delitos de sedición y malversación: desaparecen los símbolos que corrían riesgo de educar las mentes en el resentimiento durante décadas.…  Seguir leyendo »

Por su discutida conformación histórica, de la que son exponentes magistrales las tesis de los académicos Américo Castro y Claudio Sánchez Albornoz, y por no haber asumido España a su tiempo, con el vigor necesario, el concepto liberal de nación, nuestro país adolece de un frágil e inestable equilibrio desde la perspectiva territorial. Ortega y Gasset acertó a calificarlo como problema, y es –todavía– el de una España invertebrada, desarticulada. Y así seguimos.

Sea como fuere, el caso es que, desde finales del siglo XIX, se despierta en algunas provincias o regiones españolas con lengua vernácula el deseo de diferenciarse de las demás y de distanciarse del Estado.…  Seguir leyendo »

Crimea, Kurdistán, Mongolia, Cataluña

El pasado 21 de septiembre, el Instituto Ralph Bunche de Estudios Internacionales de la City University de Nueva York (CUNY) acogió un evento académico de la UNPO (Organización de Naciones y Pueblos No Representados). Bajo el título La supresión de la autodeterminación, e ilustrado con una estelada y la imagen de un niño amordazado, el cartel promocional del acto anunciaba la «presentación de un informe sobre cómo España influye en las herramientas de represión utilizadas para silenciar a activistas en todo el mundo».

El coloquio, coorganizado entre la propia UNPO, CUNY y la Asamblea Nacional Catalana (ANC), contó con la presencia de representantes de los pueblos tártaro de Crimea, de Mongolia del Sur y del Kurdistán iraní, además de con Elisenda Paluzie, ex presidenta de la ANC y profesora de la Universidad de Barcelona.…  Seguir leyendo »

Un misterio es algo que se nos oculta o que, tal vez por nuestras carencias, no alcanzamos a entender. Los misterios se refieren a cosas que tienen encanto y/o rareza, no solemos encontrarlos en lo trivial sino en lo que nos causa paradoja. Pues todo lo de Cataluña y su política tiene algo de misterioso para los que no somos de esa tierra y, por lo que sé, también para algunos catalanes a los que puede que ocurra un fenómeno, en cierto modo, contrario como el de aquel pez que preguntó, ¿y, por cierto, que es el agua de la que tanto habláis?…  Seguir leyendo »

Han transcurrido 44 años desde la aprobación de la vigente Constitución y muchos ciudadanos de Cataluña y también del resto de España se preguntan angustiados cómo se ha podido llegar a la desastrosa situación actual, con un 40 por ciento de los catalanes partidarios de que su comunidad sea un estado independiente, un golpe secesionista fugaz y fallido, pero intentado, y una sociedad profundamente dividida, empobrecida materialmente, inmersa en la frustración o en el desánimo e inquieta ante un futuro plagado de incertidumbres. Teniendo en cuenta que en la etapa de la Transición el número de separatistas no llegaba al 10 por ciento, cabe preguntarse cuáles han sido las razones de este incremento paulatino del soberanismo y quiénes han sido los responsables de su auge.…  Seguir leyendo »

Los escépticos de la democracia nos recuerdan de vez en cuando que Adolf Hitler llegó al poder de manera formalmente democrática. No es rebatible para las condiciones que se exigían en aquellos tiempos en Occidente para ser considerado un sistema democrático. Es más, Hitler no mintió en la campaña y expuso perfectamente qué era lo que quería hacer con Alemania, no engañó. Pero no dijo cómo. Y los mismos olvidan decir que una vez en el poder, Hitler, con la plena complicidad del jefe de Estado, Hindenburg, prestigiosísimo militar, y la sumisión, inhibición y/o complicidad del poder judicial, impuso primero la Ley del incendio del Reichstag que le permitió encarcelar y liquidar a los diputados comunistas elegidos tan democráticamente como él, y, sobre todo, la Ley de Habilitación, una vez depurado el Parlamento, que le daba plenos poderes y declaraba que las leyes del Reich (las de Hitler), pasaran por el Parlamento o no, se anteponían y primaban sobre la Constitución vigente, que feneció en ese momento.…  Seguir leyendo »

¿Cataluña ante una nueva etapa?

Hay un cierto consenso en asumir que en 2010 la sentencia del Tribunal Constitucional que recortó el Estatut aprobado en referéndum inauguró una nueva etapa política en Cataluña. Forzó a los actores políticos a posicionarse de manera más rotunda ante los clivajes tradicionales que explicaban las afinidades partidistas en Cataluña (izquierda-derecha y centro-periferia); generó cambios profundos en el sistema de partidos con la irrupción, escisión y desaparición (o autodestrucción en el caso de CiU) de nuevos actores; el català emprenyat y la desafección de la que advirtió el president Montilla inauguró un ciclo de polarización política que ha llegado hasta hoy.…  Seguir leyendo »

Fin de la sedición, ¿fin de un relato?

Es una noticia muy positiva que el Gobierno de coalición, con el apoyo parlamentario del llamado “bloque de investidura”, vaya a modificar el Código Penal eliminando el delito de sedición, es decir, el delito que, según el Tribunal Supremo, cometieron los líderes independentistas en el otoño de 2017. En lugar del ambiguo “alzamiento tumultuario” al que se refería la ley en el artículo sobre la sedición, habrá un delito de desórdenes públicos agravados con penas sensiblemente inferiores a las que se contemplaban anteriormente para los actos “sediciosos”. Entre otras cosas, se busca así converger con las penas que se aplican en otros países de Europa occidental para este tipo de delitos.…  Seguir leyendo »

La 'solución canadiense' para Cataluña

Para recomponer el desarreglo que actualmente padece el independentismo catalán, los bien pagados asesores de la Generalidad han aconsejado una salida: la «solución canadiense». Y su presidente los ha creído. ¿Cómo es posible que el señor Aragonés haya aceptado semejante desatino? Se me ocurren dos explicaciones: o bien sus consejeros lo han malinformado o bien, lo que sería mucho más grave, le han mentido. Porque deberían saber que esa pretendida «solución canadiense» no es, ni será nunca, aplicable al caso catalán; porque la llamada Ley de la Claridad, que tanto les gusta, no surgió para ayudar al soberanismo quebequés, sino para esclarecer las coordenadas pertinentes y situar el proceso en el ámbito de la legalidad interna e internacional.…  Seguir leyendo »

Expectativas políticas en Cataluña

En el horizonte de posibilidades simplemente probables de la política española está, hoy por hoy, una victoria del Partido Popular en las próximas elecciones generales. Esta victoria puede darse con una mayoría suficiente para gobernar en solitario, según cuál sea la combinatoria parlamentaria que la facilite o, en el peor de los casos, acompañado por Vox. Nada nos parece más indeseable que el acceso al Gobierno de España de esos trumpistas seguidores de Los Meconios, con su odiosa invocación del 18 de julio. Pero tampoco nos parece bueno para la democracia española que sobre una hipotética victoria del PP de Feijóo pese el chantaje implícito de que con ese partido en el Gobierno del Estado se volverán a dar las circunstancias propicias para una nueva revuelta independentista en Cataluña, muy probablemente teledirigida desde el lúgubre exilio belga.…  Seguir leyendo »

Partido Popular i Junts recuperan la interlocución en un acercamiento sigiloso".

"ERC explora un acercamiento al PP ante la perspectiva de un cambio de escenario político".

"El PPC ficha a un exregidor de Junts que juró su cargo por el mandato del 1 de octubre".

"PP y PNV preparan una reunión al más alto nivel para retomar su relación".

Todos estos titulares han sido publicados por diferentes medios en los dos últimos meses.

La llegada de Alberto Núñez Feijóo a la presidencia del PP supuso un revulsivo que llevó a su partido a crecer en las encuestas de forma muy evidente.…  Seguir leyendo »

Feijóo puede rimar con Cambó

La historia no se repite pero rima, advertía Mark Twain. Y Feijóo puede rimar con Cambó. El líder popular sabe que nunca se ganarán las elecciones en España si el voto al PP no sube en Cataluña. La cuestión es cómo revocar esa fatalista deriva que impide la adición del sufragio catalán al proyecto liberal conservador nacional. Los malos resultados del centro-derecha -Junts ya no es centro-derecha, sino secta de radicalidades morbosas- atraviesan las municipales, autonómicas y generales.

En su estudio 'Cómo derrotar al independentismo', Carles Castro cifra en 350.000 los electores que cambiarían la correlación de fuerzas hasta clausurar la hegemonía independentista.…  Seguir leyendo »

El fin del Gobierno de coalición en Cataluña ha puesto punto final a la convivencia de dos partidos de cuya relación depende desde hace años la transición del independentismo hacia el periodo posprocés. Ha llovido mucho desde que, en el 2017, una parte importante de los votantes de ERC prefiriese a Puigdemont y no a Junqueras como presidente de la Generalitat. En todo este tiempo, Junts se ha ido convirtiendo en un partido más radical y menos institucional, desvinculándose primero de su coalición con el más moderado PDeCAT y ahora rompiendo con el pragmatismo de su socio en la Generalitat. Lo que tiene de particular esta ruptura es que, más que debilitarse en la tan cacareada competición por la hegemonía del independentismo, Junts opta por salirse del terreno de juego, se descalifica.…  Seguir leyendo »

Los pemanianos, si los hay, que lean este artículo recordarán aquel memorable de don José María, publicado en una tercera de ABC, el 19 de abril de 1970, con el título de El catalán: un vaso de agua clara.

Hagamos un poco de historia. Finales de los 60. El Institut d'Estudis Catalans promueve una campaña para incentivar la enseñanza del catalán, especialmente en las escuelas. Detrás hay numerosas organizaciones, entre ellas, Òmnium Cultural (¿les suena?). La misma Diputación de Barcelona ofrece cursos a aquellos ayuntamientos que lo soliciten. Uno de los líderes de aquel movimiento es Josep Benet, que luego tendría un papel activo en la transición y sería nombrado por D.…  Seguir leyendo »

8-O: el día que noqueó al régimen nacionalista

El referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017 culminó la división de la sociedad catalana en dos bloques todavía hoy irreconciliables. Tras años de deslealtad institucional y provocaciones que alcanzaron su cenit con la aprobación, los días 6 y 7 de septiembre, de las denominadas leyes de desconexión, aquel día la convivencia se quebró y Cataluña se partió en dos. Cientos de miles de catalanes, despojados de sus derechos y libertades fundamentales durante décadas, ese día sintieron más miedo, más impotencia, más incertidumbre. Mientras, otros cientos de miles celebraban la caída del Estado de Derecho y se apoderaban de los espacios públicos con el beneplácito de unas instituciones -el Parlament y la Generalitat- extasiadas por el ruido de su propia mascarada.…  Seguir leyendo »

Cinco años después, Cataluña abre una nueva etapa: el regreso a la realidad. Poco a poco, se va asumiendo lo que era evidente desde el principio: no se dan las condiciones para que la independencia pase de promesa a acto en un futuro próximo. La sociedad lo ha ido asumiendo y, con la agenda cargada de urgencias, el embate se aleja de la opinión pública. Si alguna duda quedaba de ello, la crisis de Junts per Catalunya la ha disipado. El alucinante ejercicio de dejación de responsabilidades que ha hecho la dirección de esta extraña familia poniendo a votación de la militancia la decisión estratégica sobre la continuidad en el Gobierno es la prueba definitiva.…  Seguir leyendo »

Cinco años después del 1-O: deslealtad y declive

«Insisten en la idea que en 2017 les llevó a protagonizar la respuesta más represiva frente a la voluntad persistente de la ciudadanía catalana de poder decidir su propio futuro, con la que sembraron las razones que nos llevaron a ganar la moción de censura contra Mariano Rajoy». El presidente de Cataluña, Pere Aragonès, se dirigió así este martes en el Parlament al diputado del PP Alejandro Fernández. Situaba con claridad la motivación que condujo al PSOE al poder en 2018 y el preciso instante en el que la onda sísmica del 1-O provocó la herida profunda que recorre la vida pública española.…  Seguir leyendo »