Guerra Civil

Guerra y arte

He vuelto a ver una película ya antigua, 'El tren'. En ella, la resistencia francesa actúa para evitar que un comandante nazi, amante de la pintura impresionista, se lleve a Alemania la colección que entonces se encontraba en el museo Jeu de la Pomme, en París. La película plantea un dilema ético: ¿se puede justificar la muerte de todos los que intervienen en la acción para evitar que la colección se vaya a Alemania? ¿Es justa la defensa de unas obras de arte en ciertas circunstancias? Al mismo tiempo debemos preguntarnos: ¿es el arte un botín de guerra como acertadamente lo califica Colorado Castellary?…  Seguir leyendo »

El gran bulo de la ONU y la memoria histórica

¿Hablamos de bulos? Aquí va uno bien gordo, repetido prácticamente por todos los medios: La ONU insta a España a preservar la memoria histórica o La ONU, contra las leyes de concordia. Se refiere la noticia a un «informe» demoledor contra las iniciativas que Castilla y León, Aragón y la Comunidad Valenciana han impulsado frente a la Ley de Memoria Democrática, esa que el Gobierno de Pedro Sánchez redactó con Bildu y que prolonga el franquismo y sus sevicias hasta 1983 (en plena Movida madrileña). Moncloa ya tiene el relato triunfal: la ONU ha sacado los colores a PP y Vox por «blanquear la dictadura».…  Seguir leyendo »

Portada de 'Un veraneo de muerte'. Renacimiento

A través de microhistorias, el historiador Guillermo Gortázar reconstruye en su nuevo ensayo (Un veraneo de muerte. San Sebastián 1936) los 57 días en los que San Sebastián pasó de estar controlada por la República a los rebeldes.

Álvaro de Figueroa y Torres, conde de Romanones, llevaba un mes de veraneo en San Sebastián cuando se produjo el golpe de Estado de julio de 1936. A los 73 años, ya retirado de la política, el exalcalde de Madrid y tres veces presidente del Gobierno se había ido al norte buscando el fresco para terminar su libro de semblanzas sobre los cuatro presidentes de la Primera República.…  Seguir leyendo »

Son no pocas las versiones sobre los últimos momentos de Lorca, algunas interesadas y la mayoría de ellas surgidas de la propaganda ideológica desde los duros tiempos de la guerra. Investigaciones apuntaladas en testimonios orales son revisadas cuando se accede a documentación fehaciente. El documento es el sustento del investigador. La obra fundamental, aparte de la más temprana, sobre la muerte del gran poeta es, en mi opinión, Los últimos días de García Lorca, libro póstumo de Eduardo Molina Fajardo publicado en 1983 pero escrito bastante antes, sin restar méritos a otras investigaciones estimables como los posteriores libros de Ian Gibson y de José Luis Vila-San Juan.…  Seguir leyendo »

La sala de la muestra '2238 Paterna', con ropas conservadas en las fosas de los fusilados.Ana Escobar

La mujer. Tiene los ojos claros, los labios finos, el cutis terso, las manos arrugadas. A cada poco llora. Saca un pañuelo blanco de tela y cambia de lugar sus lágrimas. Una vez. Otra. Su imagen resulta conmovedora cuando cierra fuerte el puño y lo levanta con ochenta y tantos años. Cuando aprieta contra el pecho la bandera tricolor, como si quisiera traspasar con ella el abrigo y la carne y fundirlas en un todo, cuerpo y prótesis republicana. Es enternecedor verla cuando asiente al oír, desde el escenario, que si el silencio es un arma de opresión, la memoria será nuestra lucha y por eso nunca vamos a olvidar.…  Seguir leyendo »

En contra de lo que pretende el cientifismo, que antaño se entretenía midiendo los cráneos de los homínidos y hogaño analizando su ADN, lo que define la aparición del hombre sobre la faz de la Tierra es el respeto reverencial a los muertos. Como señala Chesterton, «es inútil comparar la cabeza del hombre con la cabeza del mono si, ciertamente, nunca pasó por la cabeza del mono enterrar a otro de su especie en una tumba con nueces para ayudarle a alcanzar el celestial hogar de los simios». En efecto, no hay un mono que, evolucionando, se ponga a honrar a sus muertos.…  Seguir leyendo »

Buenas noticias al fin

Al fin buenas noticias: Pablo Iglesias ha abierto una taberna en Lavapiés. Le ha dado el nombre de Garibaldi en recuerdo de una de aquellas Brigadas Internacionales de las que Chaves Nogales decía en 1937: «Receptáculo de todos los criminales aventureros y desesperados de Europa». Y eso que Chaves no conocía aún las fechorías de André Marty, que dirigía esas fuerzas mercenarias (como también lo fueron las mehalas del otro bando) a punta de pistola.

Se ve que Iglesias, que es un perdedor, sigue soñando con la guerra civil (no confundir vencido con perdedor: honor a los vencidos). La buena noticia en realidad no es que haya abierto un bar, sino que haya decidido olvidar al fin y ahogar sus penas en vino (y si tienen buen beber, respeto también a los borrachos).…  Seguir leyendo »

Lorca de ida, de vuelta y de vuelta y media

«Laura García Lorca ha dimitido del patronato lorquiano tras las declaraciones contra la memoria histórica del nuevo director», titulaba esta semana El País. La razón tiene que haber sido otra, porque LGLorca nunca ha estado a favor de la memoria histórica tal y como la conciben los zapateristas y sanchistas (y vaya esto por delante: apenas la ha visto uno un par de veces, sin conversación, una en un almuerzo en La Moncloa organizado por Aznar, que se volcaba por entonces en ayudas a la Fundación Lorca). Tampoco con Antonio Membrilla, «el nuevo director» (tras las protestas que originó un calambur simplón suyo en el que se refería a la «memoria histérica», ha tenido que renunciar a su cargo: le han puesto de vuelta y media).…  Seguir leyendo »

Los grandes cementerios bajo la luna

Al fin Pedro Sánchez y Alberto Núñez Feijoo se han puesto de acuerdo en algo. Para el primero en nada del procés hubo terrorismo. Para el segundo, si lo hubo, será difícil de probar. ¿Pese a sus víctimas? Ni siquiera han esperado a que los jueces decidan qué es terror, apresurados en olvidar a quienes lo padecieron. Ya otras veces se ha dicho: «Triste España sin ventura».

Acaba de publicarse aquí un libro capital, inencontrable desde hacía décadas: Los grandes cementerios bajo la luna, de Georges Bernanos (Pepitas ed.). «¡Ah, la atmósfera del Terror no es como imagináis! La primera impresión es de un tremendo error que lo confunde todo, que mezcla inextricablemente el bien y el mal, a los culpables y a los inocentes, el entusiasmo y la crueldad.…  Seguir leyendo »

Por una cultura contracultural

Escribo esta tribuna con gran congoja por el fallecimiento repentino de Francisco Merino Cañasveras, natural de Castro del Río (Córdoba), el pueblo de mi madre y el mío. Pienso en el dolor que debe estar atravesando en estos momentos a sus allegados, más aún durante las fiestas que nos envuelven; pero, sobre todo, lamento profundamente que se haya marchado una persona inteligente desde la humildad que, tras jubilarse después de varias décadas trabajando de camionero en Cataluña, regresó a su tierra para enriquecerla mediante una incansable labor como escritor. Porque Paco —así lo llamaban sus amigos— fue uno de esos migrantes del sur sin apenas escolarización que retornó, y lo hizo cargado de ideas y una inquietud que le llevó a publicar diez libros donde escudriñó los archivos del anarquismo andaluz, recogió testimonios de los vencidos de la Guerra Civil; en definitiva, hiló textos alineados con la memoria histórica, cuando el concepto ni siquiera existía.…  Seguir leyendo »

Una estatua dedicada a Francisco Franco, partida en dos durante su retirada en Valencia. EFE

Hace unos pocos años, cenando en casa de unos queridos amigos en Almería, un invitado me preguntó qué pensaba de la Memoria Histórica. Antes de que me pudiese explicar demasiado, este hombre, normalmente abierto y cortés, me expresó de manera bastante agitada su desprecio por aquella. Su actitud era en muchos sentidos comprensible. Como yo sabía muy bien, su abuelo fue fusilado durante la Guerra Civil por los republicanos (dos veces; a la segunda lo consiguieron matar).

Lo que no pude decirle a mi compañero de mesa era, por la deriva incómoda de la conversación, que yo también tengo muchas reservas sobre mucho de lo que se dice, hace y con qué fines en este tema.…  Seguir leyendo »

Liberian President George Weah, who is running for a second term in office, has abandoned the idea of national prosecutions for war crimes committed during the civil war. © Ludovic Marin / Pool / AFP

In 2004, George Weah, then a UNICEF Goodwill Ambassador, called for the establishment of a war crimes court to prosecute those most responsible for the atrocities of the civil war in Liberia in the 1990’s and early 2000’s. Like many Liberians, Weah – a former football superstar – had himself suffered immensely from the violence. Some of his relatives were killed, and others gangraped. His properties, including houses and vehicles, were looted, vandalised; his entire estate in Monrovia was razed to the ground.

Weah’s early support for criminal accountability for civil war-era reverberated in his move into politics and the formation of Congress for Democratic Change (CDC).…  Seguir leyendo »

Angolan UNITA soldiers parade in Jamba, the armed movement's headquarters, in 1989. UNITA's bloody internal purges are now at the heart of the reconciliation commission's controversial investigations. © Trevor Samson / AFP

In August, Angola's government-led Reconciliation commission (CIVICOP) stirred up controversy by taking yet another contentious step. A CIVICOP delegation, closely accompanied by a group of journalists from state television broadcaster TPA, set out on a journey to search for victims in an area that was, during Angola's civil war (1975-2002), controlled by current opposition party UNITA. The delegation, headed by the director of Angola's intelligence service, was on a specific mission: locating the remains of disfavored UNITA members who were allegedly killed during the civil war on the orders of Jonas Savimbi, UNITA's founder and former leader. The commission's initiative triggered significant outrage within UNITA and exposed a reconciliation process that has become increasingly politicized and polarized.…  Seguir leyendo »

A pesar de que sobraban razones para legislar con anterioridad, hubo que esperar hasta el año 2007 para que el Gobierno Zapatero aprobara la Ley 52/2007, primera norma legal española en materia de Memoria que, pese a sus limitaciones, fue una disposición importante e innovadora.

Tras su publicación, se impulsaron actuaciones como la exhumación de restos, la supresión de nombres del callejero o la retirada de símbolos de la dictadura. Además, y esta es una cuestión que ha terminado siendo muy relevante, la ley de 2007 sirvió de acicate y referencia para que hasta 13 Comunidades Autónomas aprobaran en su ámbito normas legales en la materia.…  Seguir leyendo »

El arco incómodo

En el mes de agosto, el aeropuerto de Barajas está repleto de gente, las colas de personas esperando para conseguir su tarjeta de embarque o dejar sus maletas son el paisaje habitual cuando los madrileños dejan masivamente la ciudad. A menudo, quienes vienen no dejan de consumir algo en los restaurantes que lo pueblan. Desde allí pueden verse en las pantallas disponibles por todas partes las promociones de viajes, de compañías comerciales o de agencias inmobiliarias. La Comunidad de Madrid, en varios vídeos promocionales, da la bienvenida al lugar y muestra las ventajas de visitar la ciudad y los pueblos que componen la región: gastronomía, naturaleza, vida nocturna, arte, parques, sol, monumentos...…  Seguir leyendo »

Si unimos escaso talento, invasiva ideología, rampante soberbia, resucitado odio, manipulación histórica, anacronismo vengativo, no reconocidos errores, pactos anti-España, deplorable gestión y el aderezo de mentiras continuadas, del cóctel saldrá la delirante definición del actual Gobierno. Una de las más absurdas y dañinas consecuencias de tal mixtura es la cobarde persecución a los adversarios muertos. Se exhumaron los restos de Franco del Valle de los Caídos con parafernalia propagandística, primera preocupación del Gobierno en todas sus iniciativas. Franco no quería ser enterrado en aquel lugar; fue iniciativa de Juan Carlos I. Ahora está en Mingorrubio, en el panteón que él deseaba.…  Seguir leyendo »

Montaje con una fotografía del bombardeo de Guernica durante la Guerra Civil española, en 1937, y una imagen de una ciudadana ucraniana en un edifico destruido por las bombas en Mariúpol, en 2022.

En 2016, cuando aún era primer ministro de Francia, escribí el prefacio de un libro del periodista y escritor francés Gilbert Grellet, sobre los acontecimientos del verano de 1936.

Nacido en Barcelona, me he criado, a través de la familia de mi padre y mis lecturas, en la memoria de la Guerra civil española. Nada de esta historia me deja indiferente, aunque intento huir de todo maniqueísmo.

Un año más tarde publicaron el libro en España: Un verano imperdonable. 1936: la guerra de España y el escándalo de la No-intervención (Guillermo Escolar, 2017).

Grellet describe los entresijos políticos y diplomáticos de una decisión que fue determinante para el desarrollo de la Guerra civil, el destino de España y, por supuesto, para el estallido de la Segunda Guerra Mundial.…  Seguir leyendo »

Han tenido que pasar veinte años para que el libro de Pío Moa 'Los mitos de la guerra española, 1936-1939' fuera finalmente traducido y publicado en Francia. Es algo sorprendente, ya que este libro fue un éxito de ventas en su país de origen, con 300.000 ejemplares vendidos. Desde el principio, Pío Moa se convirtió en el historiador más odiado y leído de España. Es fácil entender por qué: el autor, de extrema izquierda, después de haber estudiado los archivos del período 1934-1939, considera que el principal responsable de la guerra civil no fue el golpe militar de 1936 contra la República, sino el Frente Popular.…  Seguir leyendo »

El teniente coronel de Carabineros, Alberto Angulo, en febrero de 1937, ante la rápida caída del frente, fue enviado desde Valencia con varios camiones, por orden directa del ministro de Hacienda, Juan Negrín, a fin de obtener los fondos existentes en la sucursal del Banco de España en Málaga. Debían retirar lo que parece eran los últimos fondos que poseía el Banco de España, especialmente plata, «para evitar que cayesen en manos facciosas».

En la Pieza Segunda de la Causa sobre Málaga, los magistrados recogen documentos recibidos en el juzgado de distintos centros oficiales, mereciendo entre ellos especial mención el del folio 480, un informe del gobernador del Banco de España en relación con las existencias en la Sucursal de Málaga, complementado por la declaración del que fue gobernador Civil de Málaga, señor Arráez, así como de otras comunicaciones del Ministerio de Hacienda, referidas a la supuesta existencia de ochenta toneladas de plata en Málaga, que se decían perdidas y que, según los aludidos testimonios, no existían.…  Seguir leyendo »

En la madrugada del pasado 3 de noviembre las familias de los generales Queipo de Llano y Bohórquez exhumaron los restos de sus antepasados de la basílica de la Macarena de Sevilla y se los llevaron a otros enterramientos. Pese a ser la basílica un lugar privado, al considerarse un «lugar preeminente de acceso público» no podía albergar las tumbas de «dirigentes del golpe militar de 1936», según la Ley de Memoria Democrática. Uno de los principios básicos de esta norma, ya desde su artículo 1, es que «repudia y condena el golpe de Estado del 18 de julio de 1936 y la posterior dictadura franquista», acontecimientos sucedidos hace más de 86 años el primero, y concluido hace unos 47 años el segundo.…  Seguir leyendo »