Municipales y autonómicas 2019

«El PP recupera espacios de proyección, pese a tener dificultades para contener la pérdida de apoyos electorales. Su paradoja es esa: más relevancia con menos votos». Esta era la reveladora conclusión del periodista que cubría las informaciones del Partido Popular vasco en El Correo en diciembre de 2013. El PP del País Vasco no ha dejado de perder votos desde que María San Gil dejó su presidencia en 2008 al sospechar que el liderazgo de su partido no deseaba combatir ideológica y políticamente al nacionalismo hegemónico del PNV. El tiempo le dio la razón. Por eso era previsible el nuevo descenso de votos en las últimas elecciones municipales y su fracaso en las generales: ningún diputado al Congreso.…  Seguir leyendo »

La confluencia de cuatro elecciones, legislativas, europeas, autonómicas y locales, en el plazo de un mes, con cinco partidos nacionales con representación en los cuatro niveles, además de los regionales, con el antecedente inmediato de una moción de censura que desalojó al gobierno de España y lo sustituyó por otro con solo 84 diputados y un apoyo ideológico más variado que los colores del arco iris, ha conducido a la sociedad española a una situación no solo inédita e insólita, sino de gran confusión e incertidumbre.

La primera conclusión es que el partido que ha ganado las elecciones legislativas, de donde tiene que salir el próximo presidente del Gobierno de España, ha obtenido algo más de 7 millones de votos, de un electorado de más de 36 millones.…  Seguir leyendo »

El paisaje después de la batalla

El agotador ciclo electoral que ha conocido España entre el 28 de abril y el 26 de mayo de 2019 constituye una muestra acabada de las incertidumbres y paradojas que trae consigo la vida democrática. Para muestra, baste el botón del PP, que a las 8 de la tarde del día 26 de mayo recibía unos primeros y comatosos pronósticos que hacían prever, en el preocupado sentir de algunos, un declive imparable, similar al en su momento sufrido por la UCD, mientras que, en torno a la medianoche, tenía que improvisar un tablado que permitiera celebrar la que parecía segura victoria de la formación tanto en el Ayuntamiento como en la Comunidad de Madrid.…  Seguir leyendo »

Si se analizan los resultados electorales del 26-M con la gramática bipartidista, victoria del sanchismo por goleada. Si nos fijamos en la tendencia electoral, en la evolución de los votantes, todo es más complicado. Los datos dejan una evidencia: el PSOE sube por el hundimiento de Podemos e IU, y el valor de sus votos se multiplica por la caída del PP. Territorio a territorio, aritmética electoral y tendencia electoral no coinciden.

Que el PSOE “ha ocupado el centro”, como proclaman,  se contradice con los datos. Desde ese punto de vista, no hay cambios, los electores siguen donde estaban. La batalla por el centro se aplaza.…  Seguir leyendo »

Terminado el intenso periodo electoral la sociedad española ha demostrado de nuevo una gran madurez a la hora de votar y no se ha decantado por las opciones radicales. Eso sí, corresponde ahora a los partidos demostrar igual madurez para alcanzar los acuerdos necesarios para formar gobiernos estables a nivel estatal, autonómico y local, puesto que los pactos son necesarios y los gobiernos de coalición casi inevitables. En algunos casos, la emoción es mayor que en otros, dado que hay varias alternativas posibles que atraviesan los bloques izquierdas/derechas diseñados un tanto artificialmente durante la larga precampaña y la posterior campaña electoral por motivos estratégicos de unos y otros.…  Seguir leyendo »

Era mediados de marzo cuando desde Ciudadanos tuvimos la primera reunión de trabajo con Unión del Pueblo Navarro y el Partido Popular, que previamente había firmado su propio acuerdo político con la formación navarra. El equipo de campaña de Ciudadanos acabábamos de acceder a la sala de reuniones de UPN y, tras unos días de mucho ajetreo y de asimilar todo lo que había sucedido alrededor de esa nueva aventura llamada Navarra Suma, empecé a comprender el porqué de todo lo que había ido pasando en los últimos días.

Fue nada más sentarme enfrente de la puerta que daba acceso a la sala que mis ojos fueron a parar a dos cuadros colgados en la pared.…  Seguir leyendo »

Orgullo y prejuicio del centro derecha

Cuando todo era desánimo y desespero en un menoscabado PP, tras el batacazo en los comicios generales de abril, el resultado de la triple cita electoral -europea, municipal y autonómica- de hace una semana ha caído como agua de mayo en un secarral. Un inesperado golpe de fortuna para un líder en periodo de garantía como Pablo Casado. Contra pronóstico, como su encumbramiento al mando de la organización o la victoria andaluza nada más ocupar el despacho principal de la casa encantada de la calle Génova, se ha redimido cuando lo amortajaban para el lunes de difuntos fijado para el día siguiente del 26-M.…  Seguir leyendo »

Pactad, pactad, benditos

El pasado domingo hubo un momento en que el túnel del tiempo parecía retrotraernos nada menos que hasta aquella noche del 15 de junio de hace 42 años, que yo bauticé como «la de los votos lentos». En el 77 pagamos la novatada. Pero ¿ahora?, cuando la tecnología de la sociedad de la información ha avanzado dos generaciones…

Todo fue culpa de la chapucera incompetencia de esa empresa de nombre impronunciable, Scytl, a la que el Ministerio del Interior adjudicó el contrato de las municipales porque pujó un 20% a la baja. Esperemos que ninguna administración vuelva a confiar en una empresa que no tenga vocales en su razón social.…  Seguir leyendo »

Albert Rivera, líder de Ciudadanos, y Pablo Casado, líder del Partido Popular, en marzo de 2019. La derecha que ahora lidera Casado se ha convertido en un fenómeno emocional. CreditEmilio Naranjo/EPA vía Shutterstock

Nadie lo tenía previsto, porque la expectativa era el desastre, pero a los utileros del Partido Popular (PP) les tomó poco tiempo montar de urgencia un escenario en su sede de Madrid para festejar que el domingo 26, caramba, habían mantenido el control de la comunidad autonómica y, de paso, le arrebataron el gobierno de la capital de España nada menos que a la izquierda.

Unos minutos más tarde, los candidatos triunfantes del conservadurismo asomaban para saludar a sus seguidores, entusiasmados como si hubieran ganado Liga, Copa del Rey y Champions. Con ellos, con su sonrisa de promotor de dentistas, Pablo Casado, el líder del PP, el hombre que, hoy, si España no fuera un delirio, estaría desahuciado políticamente.…  Seguir leyendo »

La palabra más utilizada en la política navarra es “defender”. La usan con reiteración todos los partidos y llevan empleándola décadas. Hay que defender Navarra. El concepto de esa defensa varía ligeramente, sólo ligeramente, de unos a otros.

UPN habla tanto de defender el régimen foral como de defender la comunidad de las pretensiones del nacionalismo vasco. Los vasquistas, a su vez, hablan de defender el autogobierno como matriz de una pretendida identidad singular. Todos, junto con los socialistas, apelan a las peculiaridades forales de la Comunidad como objeto sustantivo de esa defensa.

La foralidad es también un lugar común para todos, pero al tiempo algo que nadie atina a definir.…  Seguir leyendo »

Sánchez se corona en Europa

Cuando Sánchez compareció para ofrecer una primera valoración de la triple -en la mayoría de los sitios- convocatoria electoral, la concurrencia no sabía todavía que, pasada la mitad del escrutinio, el baile de tres escaños concedía al PP la posibilidad de gobernar y conservar la Comunidad Autónoma de Madrid, la joya de la corona. El presidente sí lo sabía. Por eso adoptó y mostró dos roles, dos poses, dos ademanes, dos semblantes. En la primera parte de su intervención celebró gozoso la victoria de su partido y felicitó a los candidatos. Su alegría está más que justificada. El PSOE ha vuelto definitivamente también porque Podemos se ha deshecho.…  Seguir leyendo »

Sentidiño y euroestoicismo

¿Cuál es el titular de unas elecciones con tantos títulos en juego? Aquí tienes siete.

1. Cada pueblo es un mundo. El domingo comprobamos que, cuanto más cerca está un Gobierno de sus gobernados, más importan las personas y menos las siglas del partido. Hasta el punto que, para ganar, hay que esconder la filiación partidista, como hizo Albiol en Badalona. Cada municipio es un mundo distinto. Excepto Vigo, claro, que, con un 67% de los votos para Abel Caballero, es un universo paralelo, con setos en forma de dinosaurio y luces de Navidad que se ven desde la luna —pero, sobre todo, con lo que no se ve tanto: una gestión de los servicios públicos muy apegada a la tierra, conectando con las preocupaciones más coloquiales de los distintos barrios vigueses—.…  Seguir leyendo »

El PSOE es el triunfador de las elecciones municipales, autonómicas y europeas: ha vuelto a teñir de rojo buena parte de España y ha mejorado en 5 puntos el resultado de las generales sólo un mes después. Sin embargo, no ha conseguido alcanzar todos los objetivos territoriales que se había marcado. Principalmente, porque, pese a su victoria en la Comunidad de Madrid, el PP conservará el gobierno. En Castilla y León puede ocurrir lo mismo.

Aunque se trata de una victoria agridulce, sirve para consolidar el liderazgo de Pedro Sánchez y despeja mucho el panorama ante la investidura y la estabilidad de su gobierno.…  Seguir leyendo »

La política es, también para los electores, un estado de ánimo que se mueve por ciclos. Empujada por esa dinámica, la larga campaña electoral de doce meses -que en realidad arrancó con la moción de censura aunque oficialmente lo hiciese en noviembre en Andalucía- ha concluido con muchas piezas principales de la partida cambiadas de sitio. Un año después de la espantá de Rajoy, con aquel bolso de su vicepresidenta plantado sobre su escaño vacío, y de la llegada del Gobierno socialista interino, no queda rastro del marianismo y el PP ha recibido un segundo revés consecutivo, aunque la recuperación de Alcaldías como Zaragoza o Córdoba y, sobre todo, el doble triunfo compartido en Madrid y el estancamiento relativo de Ciudadanos endulzan su sinsabor y lo salvan del abismo.…  Seguir leyendo »

Los resultados electorales de este domingo abren posibilidades de recuperación para el centroderecha y sugieren un reordenamiento en la izquierda. Hemos asistido a una suerte de segunda vuelta electoral en la que los electores han querido compensar a los partidos de centroderecha de un posible exceso de poder de la coalición socialista con podemitas y separatistas.

Aunque el PSOE es claro vencedor de las elecciones en número de votos, las combinaciones de alianzas postelectorales sugieren que quien recupera más poder municipal y autonómico es el PP.

En la izquierda, el pinchazo de Unidas Podemos, que pierde casi todas las ciudades importantes, marca el camino de retorno de ese partido hacia la IU tradicional.…  Seguir leyendo »

Votad con el bolsillo para que pacten con la cabeza

Ha bastado la sesión constitutiva del Congreso y sus alrededores para saber el triste destino que nos espera si, de aquí a la investidura, no cambia la dirección del viento. Con la actual dinámica política, habrá un gobierno de coalición entre quienes quieren subir mucho los impuestos y quienes quieren subirlos muchísimo; entre quienes quieren indultar a los golpistas presos y quienes, además, quieren impulsar la autodeterminación de Cataluña.

Las triples elecciones de hoy podrían suponer, sin embargo, un amortiguador, y quién sabe si un freno, a ese brusco viraje, en la medida en que permitan al PP y a Ciudadanos salvar o reconquistar algunos de sus feudos tradicionales.…  Seguir leyendo »

Los resultados de las elecciones generales del 28 de abril fueron recibidos, como siempre ocurre, con notable subjetividad por los partidos políticos. Su lectura se escoró según las apetencias y el voluntarismo de las formaciones implicadas, y los socialistas se apuntaron a una euforia rampante, apuntalada en la amplia mejoría en su cosecha de votos, pero mucho menor que las cosechas del Partido Popular durante bastantes años, con un PSOE en caída libre. Ya nos dejó dicho Marañón que «la multitud ha sido en todas las épocas de la historia arrastrada por gestos más que por ideas; la muchedumbre no razona jamás».…  Seguir leyendo »

Valls creyó

Mi liberada:

La intensificación de la edad adulta se reconoce en una decadencia principal, que es la del sentido. No debes preocuparte, porque es algo que tú, no habiendo crecido, no experimentarás jamás. Afecta a la experiencia de un modo diverso y transversal. Puede incluir la vida íntima, la comprensión de la ciencia y el arte o las formas de organización política. Yo me he intensificado mucho esta mañana a la vista de la encuesta electoral sobre la ciudad de Barcelona que publica este periódico donde te echo las cartas. Estrictamente hay poco de nuevo. Debe recordarse que desde hace cuatro años la ciudad la gobierna una pirada formada en el escrache y en el top manta, que son las formas de diálogo y comercio que ahora los barceloneses prefieren.…  Seguir leyendo »

El Ayuntamiento de Berastegi, en Guipúzcoa, lindante con Navarra, de poco más de 1.000 habitantes, puede muy bien representar lo que se quiere explicar aquí. En las anteriores elecciones municipales, las de 2015, 325 votos fueron para Bildu, 146 para el PNV y 2 para el PSE. Resultado: 6 concejales de Bildu y 3 del PNV.

Esta es la tónica habitual, cambiando Bildu por PNV, en todos los ayuntamientos pequeños del País Vasco. Pero en Berastegi (antes Berástegui) la fachada de su ayuntamiento está decorada con un escudo policromado único en su género y perfectamente visible desde la plaza, cuyo lema dice: “Nobleza con libertad”, en castellano cristalino.…  Seguir leyendo »

Por una decisión personal del alcalde de Pamplona, de EH-Bildu, desde el 29 de abril la céntrica avenida del Ejército ha pasado a denominarse Catalina de Foix, la última monarca de Navarra antes de la conquista del reino por parte de las tropas castellanas, que para los nacionalistas y los separatistas era la reina legítima, no así el rey actual, al que consideran un usurpador. La explicación a este arbitrario cambió hay que encontrarla en el odio irracional que el alcalde Asiron siente por el Ejército y por la Monarquía española, y con esta medida ha querido ofender a ambos.

Esta decisión no la puede justificar en la ley de Memoria Histórica, pues el Ejército no es ni el de un bando ni el del otro de la guerra civil -ni el del general Franco ni el del general Rojo-, sino que es aquel que la Constitución establece que tiene como misión «garantizar la soberanía e independencia de España, defender su integridad territorial y el ordenamiento constitucional».…  Seguir leyendo »