Nacionalismo (Continuación)

Por Miquel Caminal Badia, catedrático de Ciencia Política de la Universitat de Barcelona. Autor de El federalismo pluralista (EL PAIS, 04/05/03):

El federalismo no gusta a los nacionalistas de todos los colores, aunque lo pueden aceptar como mal menor. El nacionalismo en estado puro quiere ser independiente y soberano. Por esto es normal oír a un nacionalista: "No soy federalista porque soy nacionalista". Los nacionalismos opuestos temen al federalismo por razones inversas. El nacionalismo estatal lo teme por centrifugador, y el nacionalismo de las naciones sin Estado, por uniformador. Así que el federalismo recibe palos por todos lados. El federalismo tiene poco futuro en la era de los soberanismos.…  Seguir leyendo »

Por Andrés de Blas Guerrero, catedrático de Teoría del Estado de la UNED (EL PAIS, 04/05/03):

Los nacionalismos de base cultural que se producen en el marco de los viejos Estados occidentales, normalmente también viejas naciones de base política, tienen un doble camino de actuación. El primero es embarcarse en un proceso de enfrentamiento con el Estado y la nación política en que se encuentran enmarcados, en que el recurso último es la amenaza de la secesión a favor de un sentido amplio concepto de autodeterminación. El segundo es encontrar un espacio de entendimiento con el Estado y la nación política a través del uso de diversas formas de reparto territorial del poder.…  Seguir leyendo »

Por Fernando Savater, catedrático de Filosofía de la Complutense de Madrid (EL PAÍS, 22/03/03):

"Todas las acciones públicas están sujetas a inciertas y diferentes interpretaciones porque demasiadas cabezas las juzgan". Esta sensata advertencia de Montaigne tiene especial confirmación en las medidas institucionales que se toman contra el terrorismo en el País Vasco. El cierre de Egunkaria, así como la detención y procesamiento de algunos de sus directivos, la ilegalización judicial y política de Batasuna, la búsqueda de solidaridad europea con los concejales constitucionalistas amenazados..., en fin, cuanto se hace para acosar y desactivar el permanente minado antipersonas que lleva a cabo el nacionalismo radical (a fin de asegurarse la primacía social que jamás obtendrá por otros medios), está sujeto a múltiples interpretaciones entre políticos, medios de comunicación y ciudadanos de a pie.…  Seguir leyendo »

Por Pasqual Maragall, presidente del PSC (EL PAÍS, 01/03/03):

Nos acercamos al momento de la verdad. En un año cuatro, elecciones, por orden creciente: locales, autonómicas, generales, europeas. Conviene, pues, ir aclarando conceptos.

Aquí nos gobiernan tres nacionalismos: el español, el catalán y el vasco. A escala mundial nos gobierna el nacionalismo americano, matizado por las influencias de ONU y Unión Europea.

Esos nacionalismos no nos están resolviendo los temas que tenemos pendientes como catalanes, españoles y europeos, ni tampoco como ciudadanos del mundo.

"España va bien". Todo es relativo en este mundo. España va bien en los últimos 25 años, comparados con los 75 anteriores, de 1898 para acá.…  Seguir leyendo »

Por Juan Carlos Rodríguez Ibarra, presidente de la Junta de Extremadura (ABC, 01/03/03):

«La violencia con que usted reacciona ante una información es inversamente proporcional a la exactitud de la misma». Este es el postulado de Weathermax y la sensación que tengo, después de las declaraciones que hice, días pasados, sobre la presencia de los partidos nacionalistas en el Congreso de los Diputados y las reacciones producidas, es que el postulado es cierto. Ha bastado que diera mi opinión sobre el nivel de representación parlamentaria de algunos partidos para que las reacciones hayan sido virulentas e insultantes. La que más gracia me ha hecho ha sido aquella que pronunciada por dirigentes nacionalistas me han acusado de nacionalista español.…  Seguir leyendo »

Por Fernando Savater, catedrático de Filosofía de la Complutense de Madrid (EL PAÍS, 27/02/03):

A lo largo de la historia ha habido diversos brebajes maravillosos, capaces de tonificantes milagros en quienes los consumen pero cuya composición permanece misteriosa. Robert Graves fantaseó sobre el kykeon que tomaban los iniciados en Eleusis, aunque no parece demasiado de fiar; en cuanto a la poción mágica que da vigor a Asterix y compañía, sólo el druida Panoramix sabe sus ingredientes exactos y se los calla, con buen criterio; también permanece secreta la fórmula magistral de la coca-cola y los grandes barmen suelen negarse a divulgar las recetas exactas de sus mejores cócteles.…  Seguir leyendo »