Nicaragua

La Asamblea Legislativa de mi país declaró el 7 de agosto como Día de la Paz Firme y Duradera. Para la generación que vivió aquella época, que respaldó nuestros esfuerzos por lograr (en 1987) la firma del Plan de Paz, esta fecha será un aviso que por siempre señalizará aquellos años de dolores y de sueños.

Pero esta declaratoria es quizás más importante para las nuevas generaciones. Porque ningún costarricense de más de 40 años necesita que le recuerden los horrores de la guerra. Ninguno necesita que le describan los desfiles de ataúdes, porque los vio en los noticieros. Ninguno necesita que le cuenten sobre las olas de migrantes y desplazados, porque los conoció en persona.…  Seguir leyendo »

El dominó venezolano

La tragedia venezolana no tiene precedentes en Latinoamérica. Algunos consideran que Venezuela puede convertirse en otra Cuba, pero lo más probable es que Cuba acabe pronto convertida en otra Venezuela. Estamos frente a la repetición del efecto dominó que derrumbó a los regímenes del campo socialista en Europa Oriental, cuando hizo implosión la economía soviética. Las relaciones económicas entre estos Gobiernos funcionaban bajo lo que se conocía como Consejo Económico de Ayuda Mutua (CAME). Fidel Castro copió el CAME y se inventó la Alianza Bolivariana para los Pueblos de América (ALBA) para salvar su régimen con el petróleo venezolano. La implosión económica de Venezuela ha desatado un efecto dominó que pone en jaque a los regímenes de Nicaragua y Cuba y a toda la extrema izquierda continental.…  Seguir leyendo »

Protestas de universitarios en Managua contra Daniel Ortega, el presidente de Nicaragua. MARVIN RECINOS AFP

El reparto Lomas de Monserrat hasta hace poco hervía de paramilitares encapuchados. Muy cerca de allí se encuentra la Universidad Nacional Autónoma, tomada por estudiantes desde los inicios de la protesta cívica que sacude Nicaragua. Siempre fue inminente un ataque para desalojarlos, el cual se dio por fin la tarde del viernes 13 de julio. Los estudiantes corrieron a refugiarse en la vecina iglesia de la Divina Misericordia, y los disparos incesantes continuaron hasta la madrugada del sábado 14, ahora contra la iglesia, dejando dos muertos. Los encapuchados continuaron en Lomas de Monserrat tras la “operación limpieza”, y el 23 de julio aún estaban allí.…  Seguir leyendo »

Siempre recordaré dónde estaba el 19 de julio de 1979. Seis meses antes, mi madre y yo habíamos llegado a Estados Unidos después de escapar de la violencia del régimen de los Somoza en Nicaragua. Tenía ocho años. Era un hermoso día de verano en San Francisco. Mis amigos y yo andábamos en patineta en el patio de nuestro complejo de apartamentos cuando la mamá de mi amigo salió y dijo: “Somoza se fue”.

Tenía nueve cuando regresé a Nicaragua. Todo era distinto y aún se podían ver las cicatrices de la guerra en mi ciudad natal. Toda una cuadra había desaparecido por una bomba lanzada desde un avión de Somoza; jamás la reconstruyeron.…  Seguir leyendo »

Manifestantes en la llamada Marcha de la burla contra el gobierno de Daniel Ortega y Rosario Murillo, en la ciudad nicaragüense de León, el 28 de julio. Credit Marvin Recinos/Agence France-Presse — Getty Images

I will always remember where I was on July 19, 1979. Six months earlier, my mom and I had arrived in the United States, fleeing the violence of the Somoza regime in Nicaragua. I was 8 years old. It was a beautiful summer day in San Francisco. My friends and I were skateboarding on the courtyard of our apartment complex when my friend’s mom came out and said: “Somoza is gone.”

I was 9 years old when we returned to Nicaragua. Everything was different. You could still see the war scars in the town I was from. A whole city block was gone after Somoza’s aircraft bombed it.…  Seguir leyendo »

Golpistas y asesinos. Así es como calificó el presidente Ortega en su discurso a los obispos de Nicaragua. Y lo hizo delante del nuncio Stanislaw Waldemar Sommertag en la plaza Juan Pablo II de Managua en la celebración del 39º aniversario de la revolución sandinista el pasado 19 de julio. No habían pasado ni 10 días y la sociedad civil había reaccionado. El pasado sábado, los nicaragüenses volvieron a salir una vez más a las calles; esta vez para apoyar a los representantes de la Iglesia católica ante la campaña de desprestigio que el gobierno ha iniciado en su contra.

Después de que, por medio de carta escrita, el presidente solicitara a la Conferencia Episcopal Nicaragüense el papel de mediadores en la mesa de diálogo nacional, ahora solo los insulta y desprestigia de todas las maneras posibles.…  Seguir leyendo »

Vigilia en Managua en honor de las víctimas de la represión del Gobierno CARLOS HERRERA

Cuando en 2016 publicamos un libro colectivo —El régimen de Ortega, ¿una nueva dictadura familiar en el continente?— teníamos certeza de que la crisis de Nicaragua era inevitable, pero desde luego el momento nos ha sorprendido a todos. Incluso a Ortega. Cuando se han cumplido tres meses del estallido de la crisis, que ha dejado más de 300 muertos, corresponde una reflexión sobre sus causas, naturaleza y eventual desenlace. Lo hacemos en torno a pocas tesis.

Nicaragua lucía, en una región convulsa, como un paraíso de estabilidad, seguridad y crecimiento económico. Tenía los índices de seguridad ciudadana más altos de Centroamérica y una tasa de crecimiento superior de la zona (con excepción de Panamá).…  Seguir leyendo »

Un joven participa en una marcha contra el gobierno de Daniel Ortega el 23 de julio de 2018, en Managua. Credit Rodrigo Sura/EPA, vía Shutterstock

Más de 350 personas, la mayoría estudiantes y manifestantes, han muerto desde abril en Nicaragua, donde una reforma de pensiones, que al final se revocó, inició un movimiento social masivo que busca la renuncia del presidente Daniel Ortega.

La cantidad de muertos, encarcelados y desparecidos es sorprendente para un país con poco más de seis millones de habitantes. Casi cuarenta años después de que Ortega y el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) derrocaron a la dinastía corrupta y sangrienta de los Somoza —que gobernó Nicaragua durante casi medio siglo—, estudiantes y activistas exigen la salida de lo que consideran una repetición histórica imperdonable.…  Seguir leyendo »

Hace poco el senado uruguayo votó por unanimidad una resolución de condena a la represión sangrienta que sufre Nicaragua. El Frente Amplio que cobija a la izquierda de distintos matices, el Partido Nacional y el Partido Colorado, de derecha y centro derecha, y los socialdemócratas, liberales, socialcristianos, todos concurrieron en reclamar a Ortega “el cese inmediato de la violencia contra el pueblo nicaragüense”. Durante el debate, el expresidente José Mujica, al referirse a los cerca de 350 muertos de la masacre continuada, dijo unas palabras que suenan ejemplares: “me siento mal, porque conozco gente tan vieja como yo, porque recuerdo nombres y compañeros que dejaron la vida en Nicaragua, peleando por un sueño…y siento que algo que fue un sueño cae en autocracia…quienes ayer fueron revolucionarios, perdieron el sentido en la vida.…  Seguir leyendo »

A la sortie de Managua, la capitale, sur la route de Masaya, début juillet. Photo Susan Meiselas. Magnum

Tout a commencé le 18 avril. Des manifestations contre une réforme du régime des retraites sont réprimées dans le sang. Des étudiants et lycéens, accompagnant les cortèges de retraités, sont alors tués à Managua, la capitale. En quelques heures, les images de ces premiers morts se diffusent dans tout le pays à travers les réseaux sociaux. La violence démesurée de la répression choque les Nicaraguayens qui descendent en masse dans les rues pour manifester. Malgré l’annulation de la réforme par Ortega, en signe d’apaisement, c’est l’escalade. Les protestations se multiplient : outre les retraités, les étudiants, ce sont désormais les organisations féministes, les paysans mobilisés contre le projet de canal, les partis d’opposition, et surtout une multitude de Nicaraguayens, sans affiliation militante aucune, qui descendent dans les rues protester.…  Seguir leyendo »

Hace dos años nadie sospechaba que Daniel Ortega pudiera perder una contienda electoral ni que su gobierno pudiera sufrir una crisis como la que se ha desencadenado desde mediados de abril de 2018. De todas formas los resultados de las elecciones de noviembre de 2016, dónde el FSLN y Daniel Ortega ganaron con la abrumadora cifra del 72%, no tenían ningún tipo de significación, pues se trataba de unas elecciones propias de un “régimen electoral autoritario”, parafraseando el concepto acuñado por Adreas Schedler.

Cuándo se celebraron dichos comicios ya se había conseguido eliminar en Nicaragua la incertudumbre electoral a raíz de un proceso de ingeniería institucional iniciado hace más de una década.…  Seguir leyendo »

Amigos y familiares cargan el féretro de Gerald Vasquez, un estudiante de la Universidad Nacional Autónoma que murió el sábado durante enfrentamientos con la policía y fuerzas paramilitares en Managua. (AFP/Getty Images)

Hace 39 años el pueblo de Nicaragua celebraba el triunfo de la revolución popular sandinista, la gesta heroica que derrocó al sanguinario dictador Anastasio Somoza y que contó con el apoyo de la comunidad internacional.

Hoy los nicaragüenses viven secuestrados una vez más por una dictadura, pero esta vez luchan sin armas contra un despótico gobernante: Daniel Ortega, el otrora líder sandinista que ha traicionado los ideales y aspiraciones de esa revolución y que en los últimos tres meses ha demostrado que se impondrá por las armas y la sangre.

Tengo 25 años y mi generación creció escuchando las hazañas de un pueblo heroico que derrocó a una dictadura que asesinaba a jóvenes por pensar distinto.…  Seguir leyendo »

Manifestantes ondean banderas de Nicaragua a mediados de mayo de 2018, durante la protesta de las Madres de Abril, un movimiento que pide justicia por los asesinatos causados por la represión en abril de 2018. Credit Inti Ocón/Agence France-Presse — Getty Images

Nicaragua reescribe hoy su 19 de julio, el aniversario de la triunfal entrada de los sandinistas a Managua. Unos días antes, el último de los Somoza había renunciado al poder y se ponía fin a una dictadura de 42 años. Por primera vez en casi cuatro décadas, no primarán los cantos a los mártires de la revolución, las loas a los héroes o los versos a Sandino.

Este aniversario revolucionario es una conmemoración luctuosa en una Nicaragua convulsa por el alzamiento de buena parte de sus ciudadanos contra el presidente Daniel Ortega, comandante de aquella gesta, el mismo hombre al que aplaudieron durante tantos años.…  Seguir leyendo »

Depuis quatre-vingt-dix jours, Daniel Ortega et son épouse, Rosario Murillo, répriment dans le sang la population nicaraguayenne opposée à leur dictature. Le week-end dernier, à Managua, deux étudiants ont été tués d’une balle dans la tête, dans une église où ils s’étaient réfugiés avec une centaine de leurs camarades. Les 15 et 16 juillet, une nouvelle opération de terreur a été menée dans plusieurs villes proches de la capitale, ajoutant au moins dix personnes à la liste des trois cent cinquante tués depuis la fin d’avril.

Force est de constater que quelques témoins et observateurs avaient précocement compris que le retour au pouvoir de Daniel Ortega (chef de l’Etat de 1984 à 1990) n’était que l’aboutissement d’une stratégie de réascension politique à des fins dictatoriales.…  Seguir leyendo »

Daniel Ortega, el presidente de Nicaragua, en un evento en Managua el 7 de julio de 2018 Credit Oswaldo Rivas/Reuters

Hace cuarenta años conocí a Daniel Ortega. En aquel tiempo, él era unos de los líderes del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) que intentaba derrocar al dictador Anastasio Somoza. Se encontraba de gira por Venezuela, buscando solidaridad con la rebelión en Nicaragua. Un grupo de jóvenes, en la ciudad de Barquisimeto, pasamos todo un día tratando de conseguir fondos, repartiendo volantes, informando en calles y autobuses, sobre lo que estaba ocurriendo en el hermano país de Centroamérica. Al final de la tarde, juntamos todo el dinero obtenido y preparamos un acto de masas, en una céntrica avenida, para recibir y escuchar al comandante Ortega.…  Seguir leyendo »

Ortega no se va. Lo dijo el sábado pasado. No habrá adelanto de elecciones en Nicaragua. No solo no se va, sino que ha intensificado su represión e iniciado una campaña contra la Iglesia Católica. Así procede un tirano.

Este lunes pasado envió a las llamadas “turbas” a asediar a monseñor Waldemar Somertag, nuncio del Papa, al cardenal Leopoldo Brenes y a los obispos Silvio Báez y Miguel Mántica. El ataque ocurrió cerca del mediodía en la Basílica Menor de San Sebastián de la ciudad de Diriamba. Todo parece indicar que iban, sobre todo, a por el obispo Báez, quien resultó herido en un brazo con un objeto punzante que podía haber sido dirigido a la cabeza o al tórax.…  Seguir leyendo »

Sede del FSLN que fue ocupada por manifestantes en Diriamba, a 40 km de Managua, el 14 de junio. MARVIN RECINOS (AFP)

La tarde del 23 de julio de 1959 se produjo en una calle de León la masacre de estudiantes de la que fui sobreviviente y que marcó mi vida para siempre, ejecutada por soldados del ejército de la familia Somoza.

Era una manifestación de protesta, y ya nos retirábamos hacia la universidad cuando estallaron las bombas lacrimógenas, y a los primeros disparos de los fusiles comencé a correr. Me topé con la puerta de servicio del restaurante El Rodeo. La empujé, y cedió. Se oía el tableteo de una ametralladora y seguían las descargas de los fusiles. Subí a la segunda planta.…  Seguir leyendo »

La obstinada sordera de Daniel Ortega

Daniel Ortega no quiere escuchar. El pueblo le exige que renuncie, la Iglesia católica le ha plantado cara y la comunidad internacional mantiene la condena contra su Gobierno, pero el guerrillero convertido en caudillo prefiere taparse los oídos. Confía en que el cansancio o el miedo rendirán a los manifestantes en las calles de Nicaragua. Una apuesta peligrosa.

Con un total de 22 años al frente del país, divididos en dos momentos de once años cada uno, Ortega entiende el poder político como una plaza conquistada de la que solo se sale con los pies por delante. Las tres derrotas electorales que sufrió en 1990, 1996 y 2001 contribuyeron a esa actitud obcecada.…  Seguir leyendo »

Familiares entierran al niño de 15 meses asesinado por encapuchados de un tiro en la cabeza. MARVIN RECINOS (AFP)

Tras la caída de la dictadura de Anastasio Somoza, el último de su familia en tiranizar Nicaragua, José Coronel Urtecho escribió el poema “No volverá el pasado:

“Ya todo es de otro modo/Todo de otra manera/Ni siquiera lo que era es ya como era/Ya nada de lo que es será lo que era/Ya es otra cosa todo/ Es otra era/Es el comienzo de una nueva era/Es el principio de una nueva historia/La vieja historia se acabó, ya no puede volver/Esta, ya es otra historia…”

La historia de Nicaragua ha probado ser cíclica. No sabemos aún cuál será la salida de esta siega sangrienta, cuándo la lista de muertos de todos los días tendrá un punto final, cómo y de qué manera vendrá la democracia, cómo se hará justicia frente a los crímenes.…  Seguir leyendo »

El pueblo de Nicaragua, un ejemplo para el mundo

Se puede ser creyente o ateo, de derecha o izquierda, pobre o rico, es respetable. Lo que no se puede es negar la evidencia de los hechos y pretender ser respetado. Esto es lo que el gobierno de Nicaragua ha hecho en la asamblea extraordinaria del viernes pasado en la OEA ante el informe que presentaba la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) sobre las graves violaciones a los derechos humanos de los últimos dos meses en Nicaragua.

Era de esperar, el gobierno de Ortega es experto en manipular la realidad. Igual que consiguen que en las elecciones voten los muertos, ahora también resucitan a los que han asesinado.…  Seguir leyendo »