Ruta de la seda

L’avancée chinoise dans le domaine de l’ultra-haute tension en continu (CCUHT, courant continu à ultra-haute tension [en anglais Ultra-High-Voltage Direct Current ou UHVDC]) répond d’abord au problème posé par la géographie du pays. Au nord, à l’ouest et au centre, les grands barrages et les régions ensoleillées sont propices aux énergies renouvelables, alors que l’essentiel de la population réside sur les côtes, à l’est et au sud du pays. Entre les deux, plusieurs milliers de kilomètres. La technologie CCUHT s’est rapidement imposée pour les mégaprojets chinois puisque ces lignes sont susceptibles de transporter l’électricité sur 2 000 km de distance avec simplement 7 % de pertes.…  Seguir leyendo »

Los críticos a menudo afirman que China está utilizando su masiva “Iniciativa del Cinturón y Ruta de la Seda” (BRI) como una forma de “diplomacia coercitiva de la trampa de la deuda”, con el propósito de ejercer control sobre los países que se unen a su esquema de inversión transnacional en infraestructura. Tal como señaló recientemente Deborah Brautigam de la Universidad John Hopkins, los medios de comunicación a menudo exageran este riesgo. De hecho, la Iniciativa BRI puede tener inmerso un tipo de riesgo distinto: un riesgo para la propia China.

En la reciente cumbre sobre la Iniciativa BRI en Pekín, el presidente chino Xi Jinping aparentemente reconoció las críticas relativas a la “trampa de la deuda”.…  Seguir leyendo »

World leaders will soon gather in Beijing for the second forum on China’s Belt and Road Initiative — the $1 trillion plan involving China’s bilateral agreements with more than 100 countries to enhance “connectivity” by building infrastructure projects and deepening economic ties. In the run-up to the event, many critics have highlighted the projects’ negative impacts on host countries, such as debt traps, land seizures, corruption and environmental degradation. Some have pointed out the difficulties of establishing fair methods for resolving the many disputes that are arising between China and its new partners. A few have criticized the failure of certain projects to create adequate jobs for locals.…  Seguir leyendo »

China y la UE, importantes miembros de la comunidad internacional, se comprometen a mantener la paz y la estabilidad mundiales y mejorar la gobernanza global, y, sobre todo, asumen la misma posición en la preservación del multilateralismo y el libre comercio. Ambas partes tienen amplios intereses comunes. La UE ya es, por décimo quinto año consecutivo, el primer socio comercial y la mayor fuente de importaciones para China, y esta, a su vez, es en los últimos 14 años el segundo socio comercial de la UE y la mayor fuente de importaciones para esta. Como ambas partes se complementan mutuamente en economía y cadena sectorial, fortalecer la cooperación económica y comercial, en el contexto de la ralentización del crecimiento económico global, contribuirá a asegurar la confianza en el desarrollo económico mundial en el futuro.…  Seguir leyendo »

La Chine s’est donc lancée à la conquête du monde par la construction d’un réseau d’infrastructures terrestres, ferroviaires et maritimes visant à la rattacher à l’Europe et à l’Afrique par de nouvelles routes commerciales. Un projet titanesque, lancé en 2013 et estimé à plus de 1 000 milliards de dollars.

Il peut toutefois être pertinent de mettre en parallèle l’impact qu’aura inévitablement cette initiative sur les entreprises françaises avec les chiffres de la contrefaçon publiés le 18 mars dans un rapport conjoint de l’Organisation de coopération et de développement économiques (OCDE) et de l’Office de l’Union européenne pour la propriété intellectuelle (EUIPO), « Trends in Trade in Counterfeit and Pirated Goods ».…  Seguir leyendo »

Hubo un tiempo en que todos daban por sentado que existía un único fenómeno llamado globalización, en el que los flujos transfronterizos de capital financiero impulsaban la innovación, la industrialización, el desarrollo y el comercio internacional. Pero la Iniciativa de la Franja y la Ruta (IFR) del presidente chino Xi Jinping promueve una visión alternativa de la globalización, basada en un sistema integrado de infraestructuras físicas, en el que el mundo material de los barcos y los trenes reemplazará al mundo inmaterial de la financierización.

Xi concibió la IFR como un modo sencillo de mandar al basurero de la historia la vieja e inestable globalización liderada por Occidente, pero también tiene como objetivo resolver una dificultad local en particular: en concreto, la concentración del desarrollo económico a lo largo de la línea costera de China, donde ha surgido una rica y sofisticada élite ribereña.…  Seguir leyendo »

En la actualidad, los debates sobre la acción climática a menudo se centran en los emisores más grandes, tanto los actuales como aquellos del pasado. Sin embargo, si uno mira hacia el futuro, los mayores riesgos y oportunidades con respecto al clima se encuentran en los más de 60 países que se han suscrito a la Iniciativa del Cinturón y Ruta de la Seda (BRI).

La BRI, que China lanzó en el año 2013, se centra principalmente en movilizar capital para inversiones en infraestructura y mejora de conectividad entre las economías participantes, la mayoría de las cuales aún son economías en países en desarrollo cuyos ingresos son relativamente bajos.…  Seguir leyendo »

¿La “Iniciativa Un cinturón, una ruta” de China es “un tren que Italia no se puede dar el lujo de perder”, como dice el ministro de Finanzas italiano, Giovanni Tria? El primer ministro Giuseppe Conte también piensa que Italia debería montarse a ese tren, con el argumento de que el plan de infraestructura chino de miles de millones de dólares es “una oportunidad para nuestro país”.

El gobierno italiano planea firmar un memorándum de entendimiento con China sobre la iniciativa BRI (por su sigla en inglés) durante la visita del 22 al 24 de marzo del presidente chino, Xi Jinping, con lo que Italia se convertiría en el primer miembro fundador de la Unión Europea o país del G7 en hacerlo.…  Seguir leyendo »

Depuis quelque temps, évoquer le fait que les fonds chinois qui irriguent les projets des « nouvelles routes de la soie » pourraient faire exploser la dette des pays qui les accueillent déclenche des ripostes outragées de Pékin. Ce qui montre bien que cela appuie là où ça fait mal. Car la plupart de ces projets sont financés par des prêts, et non par des dons. Quand les entreprises chinoises arrivent, que pèsent des pays comme le Tadjikistan ou Djibouti, petits pots de terre de respectivement 7,4 et 2 milliards de dollars (6,5 et 1,7 milliard d’euros) de produit intérieur brut, face à l’énorme pot de fer chinois avec ses 12 000 milliards ?…  Seguir leyendo »

China’s Belt and Road initiative encompasses scores of countries and billions of people. (CSIS Reconnecting Asia Project)

An idea as big as China’s “Belt and Road” is bound to have contradictions. As Chinese President Xi Jinping’s signature foreign policy vision, it is massive in all dimensions, aiming to bind Beijing with the rest of the world through more than $1 trillion of new infrastructure, scores of trade agreements and countless other connections.

But there is a fundamental tension between the connectivity China says it seeks and the control it is unwilling to give up. Even as China claims to be championing globalization and broadening ties, it is clamping down in critical borderlands that Belt and Road routes would pass through, potentially crippling its own projects.…  Seguir leyendo »

This past week, China held its second ministerial meeting with the Community of Latin American and Caribbean States (CELAC) in Santiago, Chile. There China announced plans to have the Belt and Road Initiative (BRI), its flagship economic and development program, invest in Latin America. During the past decade, Chinese policy banks, charged by the government to finance infrastructure and trade, have provided more than $140 billion in loan commitments to Latin America. With the BRI expanding into the region, Latin America is assured that these financing spigots will not only stay open, but also will further China’s integration with the region’s trade.…  Seguir leyendo »

Desde 2013, China promueve la “Iniciativa de la Franja y la Ruta”, que busca conectar a más de sesenta países de Asia, Europa y África mediante la coordinación de políticas e infraestructuras físicas. Los críticos temen que China, en su afán de ampliar su influencia geopolítica para competir con naciones como Estados Unidos y Japón, emprenda proyectos económicamente inviables. Pero siempre que se cumplan algunas condiciones, la base económica de la iniciativa es sólida.

Como confirma un informe reciente del Banco Asiático de Desarrollo, muchos países incluidos en la iniciativa necesitan con urgencia inversiones en infraestructura a gran escala, precisamente el tipo de inversión comprometido por China.…  Seguir leyendo »

Dentro de unos días, el presidente chino Xi Jinping encabezará una reunión con muchos de los líderes de los 65 países que participan de la iniciativa “Cinturón y ruta de la seda” (OBOR, por la sigla en inglés), un revolucionario programa que canalizará inversiones por miles de millones de dólares a proyectos de infraestructura en Asia, África y Europa. El proyecto se apoya en sólidos argumentos económicos, pero ha generado reacciones ambiguas.

El principal motivador de la iniciativa OBOR es la conectividad física: una infraestructura eficiente mejora la productividad, alienta la inversión y reduce los costos del comercio. La existencia de canales eficaces de intercambio de bienes y redes de información bien conectadas acelera el crecimiento, aumenta las oportunidades económicas y reduce la desigualdad.…  Seguir leyendo »