Socialismo (Continuación)

Por Benigno Pendás, profesor de Historia de las Ideas Políticas (ABC, 17/02/07):

Alientan a los «okupas». Pagan actos a los antisistema. Exigen libertad para las drogas. Comprenden las formas de vida «alternativas». Simpatizan con los «altermundialistas». Predican el laicismo, venga o no venga a cuento. Algunos políticos con responsabilidad de gobierno (ministros, alcaldes, consejeros autonómicos, concejales) sorprenden a la opinión pública con sus querencias radicales. No les importa dejar un flanco débil a la crítica de la gente sensata. ¿Es un fenómeno espontáneo? No del todo, creo. Algo hay, por supuesto, de sectarismo y de ignorancia sobre las formas razonables del socialismo democrático en un país desarrollado.…  Seguir leyendo »

By Daniel Finkelstein (THE TIMES, 10/01/07):

What’s your favourite fact? Come on, everyone has a favourite fact. Here’s mine: more young people supported the Vietnam War than did any other section of the American population. As the war progressed, the whole country turned against it, but those under 30 remained least likely to regard it as an error.

I have deployed this point on countless occasions — arguments about the Sixties, disputes about the political views of young people, discussions on the differences between the views of activists and the general public — but I bring it up now for a different reason.…  Seguir leyendo »

By Gyula Hegyi, a Hungarian Socialist member of the European parliament (THE GUARDIAN, 22/12/06):

Eastern Europeans follow the leftward turn in Latin America with a mixture of deja vu and bittersweet nostalgia. The headlines are familiar – nationalisation of foreign corporations, free access to medical services, state-financed homes for the poor, farming cooperatives, rallies against US imperialism, and state-owned film studios to provide revolutionary propaganda. That’s how communist regimes started in central and eastern Europe 60 years ago, enforced by the Soviet Union but supported by progressive forces. The injustices of former regimes were abolished: villages got electricity and healthcare, universities were opened to working-class children, adults stopped kissing the hands of priests.…  Seguir leyendo »

Por Felipe del Baño, diputado del Grupo Popular en las Cortes valencianas (EL MUNDO, 20/12/06):

Decía Joaquín Garrigues que los liberales «somos otra cosa distinta de los conservadores y socialistas, una forma diferente de estar y de entender la política. Es el talante abierto al cambio y al futuro lo que distingue a los liberales de la izquierda y la derecha».

Nuestra sociedad es cambiante. Nos hemos convertido en una sociedad dinámica y en constante movimiento a causa de la globalización y la aparición de las nuevas tecnologías. Una sociedad que plantea, continuamente, nuevos retos y nuevos desafíos. Ante esta situación, creo que no existe más camino que el de ser capaces de atender eficazmente y con acierto a los cambios que se nos proponen.…  Seguir leyendo »

Por Julio José Ordovás, escritor (ABC, 22/08/06):

AFERRADOS a un discurso viejo y vacío que suena cada vez más a arenga decimonónica, sin capacidad para ofrecer respuestas a las preguntas que plantea, con carácter de urgencia, una realidad tremendamente poliédrica y cambiante, los partidos denominados de izquierdas parecen haberse adentrado no ya en un túnel sin salida sino en una auténtica cueva, que, dicho sea de paso, nada tiene que ver con la de Platón. Y ni se dan ni quieren darse cuenta de que la gruta que siguen sólo les conduce al pasado. Aunque me temo que en esto peca uno de ingenuidad: si algo tiene claro la izquierda desde hace ya unos cuantos años, es que en el pasado vivía mejor.…  Seguir leyendo »

Por Eduardo Subirats, profesor de Filosofía, Estética y Literatura; actualmente enseña en la Universidad de Nueva York (EL PAÍS, 27/06/06):

La sentencia de la academia posmodernista norteamericana contra la teoría crítica de Marx fue un fraude. Ha fungido como el nuevo credo cuia absurdum de las ciencias humanas corporativamente departamentalizadas. Hoy, frente a las guerras coloniales que han inaugurado el siglo XXI, y los genocidios económicos administrados por los bancos mundiales y las organizaciones de comercio global, y frente a los infinitos fenómenos de violencia local y global, esta «superación de Marx» adquiere un significado patético.

El poder militar y financiero del mundo se concentra en las manos de un puñado de corporaciones.…  Seguir leyendo »

Por Victoria Prego, periodista (EL MUNDO, 19/01/06):

Cuando se cumplen 20 años de la muerte de Enrique Tierno Galván, EL MUNDO se suma al homenaje a su memoria recordando los distintos papeles que desempeñó en la vida pública española en unos tiempos complejos e inciertos. En 1965, siendo profesor en la Universidad de Salamanca, se solidarizó con la protesta que encabezaba un grupo de catedráticos contra las medidas de represión del régimen.Fue expulsado de su cátedra, pero pasó a ser uno de los líderes intelectuales de las protestas estudiantiles. En los 70 se convirtió en el referente de mayor prestigio dentro de los dirigentes de la oposición a Franco.…  Seguir leyendo »

Por Alberto Ruiz-Gallardón, alcalde de Madrid (ABC, 19/01/06):

ORTEGA llamó la atención sobre ciertas personalidades que «conservan hasta la senectud un poder de plasticidad inexhausto, una juventud perdurable, que les permite renacer y reformarse dos y aun tres veces durante la vida». Para el filósofo madrileño, «hombres así suelen tener el carácter de precursores, y la nueva generación presiente en ellos un hermano mayor de advenimiento prematuro». Enrique Tierno Galván, que tan fielmente se ajusta a ese perfil, y de cuya desaparición se cumplen hoy veinte años, fue uno de esos individuos especiales que supo transformarse a sí mismo, de manera que su figura cobró a lo largo de los años significados nuevos e insospechados, escapando del anquilosamiento y conectando de un modo tan intenso con la realidad de cada momento que, en su última fase, terminó por convertirse en uno de los alcaldes más queridos de Madrid.…  Seguir leyendo »