Trata de seres humanos

Luces y sombras en los derechos, políticas sociales y protección respecto a la trata de seres humanos: Aplicación de obligaciones internacionales y europeas a la agenda española.

La trata de seres humanos o trata de personas comienza a ser un concepto conocido, ha entrado ya en las agendas internacionales, europeas y estatales, y está más o menos presente en los medios de comunicación. Sin embargo, sigue siendo una cuestión invisibilizada y existe confusión al asemejar la trata a otros sucesos. En este sentido, encontramos una escasa sensibilización respecto de esta violación de derechos humanos y forma flagrante de violencia de género.

La trata está considerada uno de los “negocios” más lucrativos a nivel mundial, junto con el tráfico de armas y el tráfico de drogas. Es un fenómeno global especialmente complejo y está en continuo cambio, lo que influye en la manera de luchar contra esta lacra. Los cambios en la misma afectan a los países de origen y a los perfiles de las personas susceptibles de ser tratadas. Hay transformaciones también en los países y los lugares de destino de la trata, así como en las rutas y los métodos empleados por los tratantes para llevar al lugar de destino a las personas tratadas; etc.

Como se vislumbrará en este texto, la trata afecta de manera desproporcionada a mujeres frente a hombres, especialmente en la trata con fines de explotación sexual, que aunque es la más conocida, no es para nada la única. Según los datos facilitados en el informe de UNODC (2012) sobre la trata de personas en el mundo, el 58% se refiere a la sexual.

España no es ajena a este problema global, convirtiéndose en un país de destino de trata y un país de tránsito hacia otros puntos de Europa. Esta realidad y los acuerdos internacionales han obligado a España a promover políticas de lucha contra la trata de personas, así como de protección a las víctimas.

Este estudio analiza las políticas sociales, los protocolos y los planes más influyentes en esta materia a nivel internacional, europeo y nacional, siempre con el objetivo de conocer los mecanismos de protección para las mujeres tratadas y también de comprender los casos en los que se activa el dispositivo de protección, basándonos en un enfoque de Derechos Humanos.

Para ello se aborda qué se entiende por trata de seres humanos y la relación que puede existir entre ésta y el tráfico de migrantes, deteniéndonos en las importantes diferencias. La legislación nacional se ha modificado y actualmente España está considerada un país con suficientes mecanismos en torno a la trata de personas. Sin embargo, no siempre se llega a las personas que están siendo tratadas. Es importante señalar que las víctimas se encuentran en una situación de especial inseguridad por la explotación, la represión y las amenazas que las mafias proyectan sobre aquéllas y sus familias en origen. Estas situaciones, entre otras, las invisibilizan, quedando suprimidos sus derechos humanos, sociales y de ciudadanía.

Leer artículo completo en formato PDF (enlace alternativo)

María J. García de Diego. Doctoranda del Departamento de Trabajo Social y Servicios Sociales de la Universidad de Granada (Doctorado en Ciencias Sociales Aplicadas). Miembro del Grupo de Investigación SEPISE y colaboradora del Grupo
de Investigación AFRICAInEs (ambos de la Universidad de Granada).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *