Las políticas de austeridad: un balance

La prolongada aplicación durante los últimos años de las denominadas políticas de austeridad en el seno de la Unión Europea está provocando daños estructurales que afectan a la viabilidad y mantenimiento del modelo social europeo. Estas políticas presupuestarias basadas en la austeridad1 a ultranza bajo la recomendación/imposición de la denominada “troika” (Comisión Europea, BCE y FMI) se han demostrado desgarradoras para la gran mayoría de la población de los países periféricos de la Unión Europea (UE) y han desmantelado los mecanismos que reducen la desigualdad y hacen posible un crecimiento equitativo. Estas políticas económicas han transformado el pacto social hasta ahora vigente a nuestras sociedades, especialmente en lo relativo a los límites entre lo público y lo privado, haciendo inviable la aspiración de lograr una economía social de mercado. También han propiciado la conversión de los parlamentos nacionales en verdaderas maquinarias de legitimación ex post de las medidas ya adoptadas en el contexto europeo.

La crisis de Europa no ha sido fortuita, no ha sido provocada por una excesiva deuda, ni por un excesivo déficit a largo plazo, ni tampoco por una excesiva dimensión del Estado de Bienestar en Europa. Sometidos a drásticas políticas de ajuste estructural, los países periféricos de la UE han entrado en una espiral deflacionista que hunde la demanda interna, deprime aún más el crecimiento y la recaudación fiscal, y deviene en principal factor causal de la recesión. El ajuste deja así de ser parte de la solución, para convertirse en parte del problema, al impedir el crecimiento del que, en última instancia, dependerá la capacidad de pago de la deuda y por ende, el retorno de la confianza de los mercados.

Leer artículo completo en formato PDF (enlace alternativo).

Jorge José Hernández Moreno, licenciado en Relaciones Internacionales. Actualmente es Investigador junior del Instituto Complutense de Estudios Internacionales (ICEI).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *