David Jiménez Torres

Nota: Este archivo abarca los artículos publicados por el autor desde el 1 de diciembre de 2008. Para fechas anteriores realice una búsqueda entrecomillando su nombre.

Luego dirán de las vacaciones de los profesores. A lo largo de agosto, docentes y gestores universitarios han librado un debate en medios y redes acerca del funcionamiento de nuestras universidades, en general, y de la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (ANECA) en particular. La ANECA actúa como un organismo externo que -entre otras funciones- acredita que alguien cumple unos requisitos mínimos para poder presentarse a una plaza. El debate surgió a raíz de varios casos de científicos españoles, reconocidos internacionalmente, cuya acreditación había sido denegada. Algunas voces denunciaron entonces que la ANECA supone un lastre para nuestras universidades, mientras otras decían que es un contrapeso necesario para garantizar la calidad del sistema.…  Seguir leyendo »

Qué hacemos con Maeztu

Han pasado 82 años desde que un grupo de milicianos republicanos asesinara al periodista y ensayista Ramiro de Maeztu. De esta forma se ponía fin a la vida de uno de los intelectuales españoles más relevantes de comienzos del siglo XX. Su figura, sin embargo, sigue generando polémica. Hace unas semanas, un colegio público de Córdoba acordó cambiarse el nombre del actual Ramiro de Maeztu al de Miragenil -nombre del barrio donde se ubica-. Las primeras informaciones señalaron que el cambio se debía a un requerimiento de la Ley de Memoria Histórica; el colegio declaró posteriormente que solo se trataba de una decisión de la asociación de padres.…  Seguir leyendo »

En Ricardo II, el personaje de Juan de Gante describe Inglaterra así: «Esta fortaleza que la Naturaleza ha construido para defenderse contra la infección y la mano de la guerra […] esta piedra preciosa engastada en el mar de plata, que le sirve de muro, o de foso de defensa alrededor de un castillo, contra la envidia de naciones menos venturosas». Se trata de uno de los parlamentos más conocidos de la obra de Shakespeare, y también de una de las referencias clásicas del patriotismo inglés. Porque no sólo glosa las excelencias de Inglaterra, sino que también capta uno de los temores esenciales de sus habitantes a lo largo de la Historia: el temor a una invasión extranjera.…  Seguir leyendo »

Frankenstein es una mala novela. El clásico de Mary Shelley tiene un ritmo excesivamente lento, alberga pasajes vacíos y, por mucha posmodernidad y metaliteratura que llevemos a cuestas, no hay por dónde coger su extrañísima estructura. En realidad, es una obra muy de su época, cercano aún el modelo de novela epistolar popularizado por Richardson y también ese romanticismo que llenaba capítulos enteros con jóvenes que sollozan mientras vagan por parajes naturales.

Si hoy en día seguimos hablando de Frankenstein es porque entre los pliegues de esa trama había una creación tan sugerente, un personaje tan atractivo, como para cobrar vida pese a todo lo demás.…  Seguir leyendo »

La reciente polémica por el Trabajo de Fin de Máster plagiado de la exministra Carmen Montón, al igual que las dudas sobre los trabajos de Pablo Casado o la tesis doctoral de Pedro Sánchez, han sacado a la palestra un tema fundamental: hasta qué punto está extendida la práctica del plagio en los trabajos universitarios, y si el sistema dispone de mecanismos suficientes para detectarlos. Por mi experiencia como docente en universidades creo que este tema merece un debate que vaya más allá de las particularidades de cada caso, y de lo que termine pasando con Casado y con Sánchez.

Por mi parte, desde que empecé a dar clase a tiempo completo no ha habido un solo cuatrimestre en el que no me haya encontrado con algún caso de plagio.…  Seguir leyendo »

Pese a todo, Europa tiene futuro

Un referéndum puede ser la manera más sencilla de resolver un problema complejo. Un referéndum puede ser también la manera más sencilla de hundir tu moneda, de asomarte a una recesión, de abrir la puerta a tu desmembramiento territorial, de poner en peligro las relaciones con tus vecinos, de hundir a los dos principales partidos políticos y, lo que es más grave, de plantar las semillas del odio entre los distintos grupos que componen tu sociedad.

A la hora de reflexionar acerca de lo que ha sucedido en Reino Unido y qué nos indica acerca del mundo en el que vivimos, podemos perfectamente partir de la idea de que la democracia -dicho así, en general- no tiene la culpa de lo sucedido.…  Seguir leyendo »

Lecciones de la Transición contra el desencanto

Una vez me hizo un estudiante la siguiente pregunta: “si España estaba tan desencantada con la democracia, ¿cómo es que la Transición siguió adelante?”

El contexto: acabábamos de ver en clase El desencanto (1976), de Jaime Chávarri, y de leer Crónica del desamor (1979), de Rosa Montero, como ejemplos del bajonazo anímico que se había sentido en la segunda mitad de los 70 en algunos sectores de la sociedad española; esa mezcla de la resaca de la disidencia y la de la contracultura, la de los años heroicos y la de los años psicodélicos.

Previamente yo había explicado a los estudiantes que la Transición larga iba desde la muerte del dictador en 1975 hasta la victoria de Felipe González en 1982, es decir, hasta el momento en el que la nueva democracia, tras el golpe de Estado fallido y la mayoría absoluta de un partido hasta hacía poco ilegalizado, había mostrado su irreversibilidad.…  Seguir leyendo »

Panamá, Periodismo, Pureza

Pureza, la última novela del estadounidense Jonathan Franzen, es un tocho de 600 páginas que reafirma la ambición de su autor de ser el “gran novelista americano” de nuestra época. Tras un megalanzamiento a nivel mundial, la obra ha generado una cierta división de opiniones. Para los más críticos, esta novela sobre una joven que busca a su verdadero padre confirma la decadencia de Franzen y su incapacidad de mantener el nivel de tensión y brillantez de anteriores éxitos como Las correcciones. A pesar de lo cual me pregunto si, entre los centenares de miles de documentos que habrán tenido que revisar los periodistas que han destapado los llamados papeles de Panamá, no debería haber un hueco para el medio millar de páginas de Franzen.…  Seguir leyendo »

No habrá una Segunda Transición

La idea se resumiría así: los problemas de España se resolverán mediante una Segunda Transición que establezca un nuevo modelo social, territorial y económico; un proceso que nos saque de las múltiples crisis que vivimos y garantice el bienestar y la convivencia a corto, medio y largo plazo. Esta idea ha supuesto un campo fértil para el análisis y para el titular de periódico, es capaz de hermanar a políticos tan distintos como Uxue Barkos, Albert Rivera, Gerardo Iglesias y María Dolores de Cospedal, y se ha convertido en un lugar común de tal magnitud que empieza a utilizarse como herramienta de marketing.…  Seguir leyendo »

A Mourinho se le criticaba cada vez que daba una rueda de prensa. Así que empezó a enviar a Karanka en su lugar, y entonces se le criticó cada vez que no daba una rueda de prensa. Ya por entonces escribió Jabois que “a Mourinho se le odia porque habla, porque calla y generalmente porque sí, ya que es una tradición más antigua que la Semana Santa”.

Mourinho y Albert Rivera no parecen tener más aspectos en común que su condición de bípedos; y la tradición de odiar a Ciudadanos manque pierda es bastante más reciente, al menos a escala nacional, que la de denostar al Antiguardiola.…  Seguir leyendo »

Sánchez decide eutanasia o infanticidio

«No era la primera vez, ni sería la última, que un general aseguraba rematar un cuerpo enfermo cuando de hecho estaba estrangulando a un recién nacido». Con esta metáfora explicaba sir Raymond Carr su tesis acerca del golpe de Estado que puso fin, en 1923, a la Restauración.

En opinión de Carr, la inestabilidad de los últimos años de la Restauración no había sido esa demostración de la esclerosis del sistema liberal-parlamentario que veían el general Primo de Rivera, el rey Alfonso XIII y gran parte de la opinión pública española. No había sido una confirmación del carácter moribundo de un sistema al que sólo cabía administrar la eutanasia del espadazo.…  Seguir leyendo »

La memecracia

La víspera de las elecciones generales, un amigo me comentó que lo único bueno de que tuviésemos la cita con las urnas a la vuelta de la almohada era que no tendríamos que soportar otra campaña electoral durante al menos tres años. Una predicción ciertamente temeraria, a la luz de los callejones sin salida a los que conduce la foto finish del 20-D, que sólo parece confirmar que pronto habrá que repetir la carrera. Y sobre todo porque, entretanto, nos vemos abocados a seguir hablando de lo sucedido, como si la resaca mañanera se hubiese ido disipando pero los puntos dudosos de la noche anterior persistieran en la memoria, exigiendo llamadas y aclaraciones.…  Seguir leyendo »

Ciudadanía por decreto

El PSOE propone imponer por ley que los partidos celebren primarias. Podemos propone que la asistencia del presidente del Gobierno a debates electorales y a ruedas de prensa sin preguntas pactadas sea obligatoria. Ciudadanos propone impedir que los imputados por delitos de corrupción vayan en listas electorales, o incluso que ocupen cargos públicos mientras se resuelve el proceso. El hilo que une estas propuestas resulta evidente: los partidos que más (o más alto) apuestan por la regeneración democrática de España creen que esto se logrará mediante nuevas medidas legislativas. Nuevas leyes que cincelarán nuevos políticos, nuevos ciudadanos, una nueva democracia.

Quizá sea demasiado pedirle a la nueva política que preste atención al refranero, y principalmente a aquel que avisa, con sencillez ribeteada de telurismo, que «hecha la ley, hecha la trampa».…  Seguir leyendo »

Albert Rivera en el espejo británico

Un líder joven que brilla en la televisión y que disputa el voto del centro. Un partido cuya ideología oscila entre el liberalismo y la socialdemocracia, y cuyo color oficial ocupa una franja entre el rojo y el amarillo. Una serie de propuestas regeneradoras, incluyendo el cambio de la ley electoral. Una vieja nación de Europa sumida en una crisis económica y con un nacionalismo periférico que reclama un referéndum de autodeterminación. Un país históricamente bipartidista donde un tercer partido de pronto tiene la llave de gobierno.

Efectivamente: hablo de Reino Unido en 2010. El joven líder es Nick Clegg; el partido es el de los Liberal-Demócratas, coloquialmente conocidos como lib dems.…  Seguir leyendo »