Naturaleza

Disección de una tormenta

La sequía tiene algo de absurda. Durante meses o años, uno ni siquiera es consciente de que llueve menos salvo que la lluvia sea imprescindible para su bienestar inmediato (por ejemplo, un agricultor acostumbrado a tomarle el pulso a la tierra). Después, con el paso del tiempo, uno sabe que no llueve tanto como sería necesario; a veces, incluso, repara en que no llueve sin más. Esa convicción es compatible con otra más desasosegante: nada de lo que hagamos hará que llueva antes o más a corto plazo. Aparentemente, sólo queda esperar. El absurdo roza el paroxismo cuando uno descubre que la lluvia mitigará algunos impactos pero el desafío genuino (la escasez estructural en amplias zonas), persistirá: la ausencia de lluvia sólo explica una parte del problema.…  Seguir leyendo »

Arrecian los temores cada vez más fundados de un cambio climático que agudice los fenómenos adversos y acentúe los periodos de sequía que desde los albores de la historia padece nuestro país con cíclica y pertinaz alevosía. El año hidrológico 2016-2017, finalizado el pasado 30 de septiembre, ha sido muy seco en general. Los datos oficiales muestran que estamos en el cuarto año consecutivo en el que los valores globales de precipitaciones han estado por debajo de la media histórica. A finales de noviembre, los embalses para uso consuntivo tenían almacenada una reserva de 20.575 hectómetros cúbicos, lo que supone un 36,7 por ciento de su capacidad máxima.…  Seguir leyendo »

Desde tiempos remotos la gestión del agua ha constituido un serio problema en España. Tenemos unas precipitaciones inferiores a la media de los países de nuestro entorno y nuestros recursos hídricos están irregularmente repartidos en el tiempo y en el espacio, con sequías recurrentes. Gracias a la política de construcción de obras hidráulicas del siglo pasado se ha incrementado la disponibilidad de agua hasta niveles similares, de media, a los de los países de nuestro entorno. Con todo, cada vez que se reducen significativamente las precipitaciones, incluso en un año, como ha ocurrido los últimos meses, se generan problemas cada vez más graves de suministro, con impactos serios sobre la agricultura y la ganadería y conflictos sectoriales, territoriales y ambientales.…  Seguir leyendo »

El fuego, este año 2017 quema Galicia, se propaga por mi cuerpo. No hay alivio para el dolor que siento. Desde Río de Janeiro, distante de esa tierra mítica, padezco y soy inoperante. Quién soy yo ante las llamas que se expanden como si el infierno teológico se situase ahora en Cotobade, centro sagrado de las trece aldeas mágicas que me poblaron la infancia y de donde me origino.

El drama propicia que repase en la memoria el paisaje de Cotobade, donde nacieron los Piñon, los Cuiñas, los Morgade, los Lois, y tantas ramas más. Las casas de piedra, las vegas, los caminos ásperos.…  Seguir leyendo »

«Y como si un viento silencioso y frio pasase sobre ellas, tienen el largo murmullo de las hojas secas. ¡El murmullo de un viejo jardín abandonado, jardín umbrío!».

En mi lejano país, al contrario que en el resto de España, se habitan aún hoy mil núcleos de aldeas, villas y ciudades. Esta dispersión, tan meteorizada como peculiar, al borde de una extinción casi dramática y definitiva, deja sin embargo un poso genético que a muchos de nosotros nos llena de optimismo identitario. No he conocido a uno solo de mis paisanos que no se sienta orgulloso de su tierra, con un sentimiento tan afectivo que va más allá de la vida.…  Seguir leyendo »

Los últimos acontecimientos acaecidos en Galicia y Portugal nos dejan anonadados, con una sensación de impotencia difícil de comparar. Todas las personas que tenemos un mínimo de contacto con la naturaleza venimos observando desde hace unos años el abandono de las zonas rurales y las personas que trabajamos en ella venimos denunciando desde hace tiempo la falta de planificación, falta de inversión en las zonas rurales, una prevención escasa y obsoleta para los nuevos retos del siglo XXI.

La Agencia Europea del Medio Ambiente dice que la península ibérica se calienta más rápido que el resto del mundo, Córdoba batió récord en julio de este año con 46,9 y el 2016 fue el año más cálido de los últimos 115.000 años, otro récord que lamentablemente ostentamos es de ser el país de la UE donde más subieron las emisiones de efecto invernadero.…  Seguir leyendo »

Más de ochenta incendios y cuatro muertos, es el balance de este fin de semana en Galicia bajo las llamas. Una vez más, el riesgo se torna en daño y desolación producida por el fuego implacable. El presidente de la Xunta se refiere a que hay una alta tasa de intencionalidad en la provocación. No es extraño; el estudio interdisciplinar que llevamos a cabo en 2007 desde el Consello da Cultura Galega, reflejaba que ya un 30,4% de la población atribuía los incendios a acciones criminales intencionadas y un 22,5% a conductas irresponsables. Se reflejaba también que el abandono de los montes, los usos de las tierras y la necesidad de una política preventiva, eran aspectos cruciales en la lucha contra los incendios.…  Seguir leyendo »

El cambio climático debe ser tenido muy en cuenta en la lucha contra los incendios forestales. En un hecho sin precedentes, el huracán Ofelia alcanzaba fuerza 3 y se acercaba a las costas atlánticas peninsulares, generando los fuertes vientos que azotaron Galicia este fin de semana. Algo que tiene mucho que ver con la rápida expansión de los fuegos que estamos viviendo estos días: temperaturas inusualmente altas, vientos muy fuertes y falta de humedad, han abonado el terreno para el incendio perfecto.

Desgraciadamente octubre ha llegado con unas condiciones extremas en el monte, un monte en el que dominan especies pirrófitas —eucalipto y pino—, mucho más susceptibles a la expansión del fuego.…  Seguir leyendo »

Volvemos a sufrir episodios de grandes incendios forestales en la península. Y deberíamos intentar ver más allá e intentar comprender el problema del que el fuego no es más que un síntoma. Un problema que ya no es el mismo que hace 10 o 20 años y que se va cronificando y haciendo progresivamente más complejo. Como aquel solar abandonado en medio del pueblo y que todo el mundo utiliza para quehaceres más o menos inconfesables, del que nadie se responsabiliza y acaba originando múltiples problemas comunitarios.

El bosque sufre un problema similar. Hasta hace relativamente poco sabíamos perfectamente para qué lo queríamos y era pieza clave de una economía local.…  Seguir leyendo »

Que la caza legal es una actividad generadora de biodiversidad resulta hoy una realidad tan incuestionable como el calentamiento global del planeta, a pesar de que animalistas radicales, funcionarios ignorantes y políticos tendenciosos se empeñen en no aceptarlo.

Sir Peter Scott (1909-1989), el famoso naturalista británico y pintor de aves acuáticas, hijo del capitán Scott, quien muriera en la Antártida poco después de constatar que el noruego Roal Amudsen se le había adelantado en el descubrimiento del Polo Sur, escribió: «Como recurso natural, las aves acuáticas deben considerarse una cosecha legítima y cazar es la manera tradicional de recogerla. Solo hemos de asegurar que siga habiendo cosecha para poder recolectar».…  Seguir leyendo »

Las cifras que nos dejan los incendios forestales de Portugal son muy duras: 64 víctimas mortales y 204 heridos en gravísimos atrapamientos, miles de hectáreas quemadas y un sistema de extinción entero agotado físicamente, pero sobre todo psicológicamente, y con la comunidad de incendios forestales alertada porque sabe que puede ocurrir también aquí. La realidad es que los incendios que viviremos este verano empezaron hace 50 años, como me explicaba un sabio del Pirineo con muchas horas de fuego a sus espaldas. Al abandonar el uso de nuestros paisajes, abandonamos nuestros bosques que, hoy, se han convertido en un reservorio capaz de explotar en una tarde de verano arrasando todo lo que se ponga por delante.…  Seguir leyendo »

Coincidiendo con el nonagésimo aniversario de su creación, la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) es desposeída, como organismo de cuenca, de las competencias sobre los criterios de seguimiento y evaluación del estado de las aguas superficiales y normas de calidad ambiental, desde la ciudad de Tortosa hasta la desembocadura del Ebro, incluyendo la totalidad de su Delta. Y esto es así desde primeros de este año.

El obscurantista cambio legislativo se produjo siguiendo una mala práctica jurídica, consistente en aprovechar los últimos días del año para publicar en el BOE todo lo que interesa que pase desapercibido. El volumen de legislación es grande, siendo un coladero ideal para modificaciones en cualquier real decreto (RD), orden ministerial… aunque no venga a cuento con el objeto de lo legislado específicamente.…  Seguir leyendo »

Eran otros tiempos, aquellos en los que las incautas voluntades, acompañadas de cálculos mal hechos, prometían grandiosas obras por doquier a costa del dinero público. HERALDO (4 de abril de 2008) recogía la noticia de que el Consejo de Ministros había aprobado el día anterior un convenio específico con la DGA para acometer la depuración de aguas en el Pirineo (294 núcleos), además del impulso económico para desarrollar el Plan Nacional de Calidad de las Aguas que llevase a nuestra Comunidad a cumplir el compromiso de depuración integral que tenía marcado la UE para 2015. Aplausos unánimes desde todos los estamentos y colectivos.…  Seguir leyendo »

Las primeras palabras de un artículo son tan difíciles de encontrar como el origen de la vida. Luego se propalan en párrafos de estructura lineal que hablan en círculos, por lo que me pregunto si no es todo una línea que traza curvas, de ondas de un estanque, «de eco que va y vuelve desde el infinito al infinito», tal y como escribió para el final del ultílogo de «El bosque animado» Wenceslao Fernández Flórez.

Su casa no está lejos de aquí, nos une un tren que va casi en línea recta por un bosque de castaños, robles y avellanos que protege la vía.…  Seguir leyendo »

España vive hoy en una encrucijada singular que debe resolver más pronto que tarde: ¿Creemos en un modelo que sigue apostando por sus pueblos, por un desarrollo rural armonizado, o abandonamos nuestro campo a su suerte y nos lanzamos a la construcción de una nueva sociedad esencialmente urbanita donde nuestro campo sea un escenario de paseo y rodaje de películas?

Suena algo exagerado, pero lo cierto es que en los últimos años avanzamos en esta última dirección impulsados por el auge de discursos radicalmente ecologistas y animalistas que se extienden por toda Europa. Hace unas semanas en Francia un grupo de senadores denunciaba el riesgo de «ruptura entre las poblaciones que defienden el ideal humanista y las que quieren sustituirlo por la ideología animalista».…  Seguir leyendo »

Esta es la pregunta que probablemente está en la mente de muchas personas estos días. Aun cuando estoy lejos, en EE UU, me ha llegado por varias fuentes. La respuesta fácil sería un o un no, a secas. Desgraciadamente, ninguno de los problemas serios a los que nos enfrentamos actualmente tienen respuestas tan sencillas. Ni este de la contaminación atmosférica, ni el del cambio climático, ni cualquiera de los problemas políticos de España. La respuesta más bien ha de ser: depende de cuál sea nuestro objetivo como sociedad.

Es decir, si queremos seguir viviendo con todas las comodidades: subiendo la calefacción de nuestro hogar para poder estar en camiseta, yendo a comprar el pan en coche, o consumiendo muchos productos por poco, la respuesta será no. …  Seguir leyendo »

La semana pasada se cumplió el plazo para que España (el Gobierno y la Junta de Andalucía) enviase a la Unesco su evaluación sobre Doñana a raíz de las advertencias del organismo internacional sobre el estado de una de nuestras más preciadas joyas ecológicas y la mejor representación que tenemos de ecosistemas tan valiosos como los humedales. En función del análisis que haga la Unesco de ese informe (y de la realidad), Doñana puede pasar de ser patrimonio protegido a entrar en la lista negra de patrimonio amenazado.

La actual preocupación por el estado de Doñana no es algo nuevo; las advertencias, tanto de la Unesco, como de la UE, como de las ONG, vienen ya de lejos.…  Seguir leyendo »

Hay quien estima que la caza sólo sirve para que se acribillen animales indiscriminadamente, y por el contrario hay quien la considera un medio de control y conservación de la naturaleza.

Muchas son las causas que afectan al entorno y ponen a los animales en peligro de extinción: deforestación, incendios forestales, desecación de marismas y humedales, venenos, cepos, pesticidas, fertilizantes, matanzas sistemáticas con ánimo de lucro, el furtivismo, la industria, la intensificación de la agricultura (disminuida en extensión, pero aumentada en producción), la infraestructura viaria, la contaminación, la ganadería, la tala de árboles, obras hidráulicas, parques eólicos, urbanizaciones en áreas montañosas…

Es el deterioro de áreas naturales por la mano del hombre, es la civilización, y no la caza controlada, lo que provoca la extinción de especies; por tanto, resulta injusto culpar al cazador por daños ecológicos provocados exclusivamente por la sociedad.…  Seguir leyendo »

Son varios los foros donde se habla de las potencialidades y oportunidades de Red Natura 2000 como plataforma de desarrollo para los municipios incluidos en la misma, pero poco hemos oído sobre los problemas que deben ser solventados para alcanzar el equilibrio entre la conservación del entorno y el necesario desarrollo económico y social, establecido por la Directiva Hábitats.

Aprobada en 1992, la Directiva Hábitats nació con el objetivo de crear una red que permitiese establecer las bases para la conservación de los hábitats naturales y de la flora y la fauna silvestres. Lejos de constituir un instrumento para la protección de la naturaleza, en España –país que más territorio aporta en términos absolutos y relativos– Red Natura 2000 se ha utilizado, en gran medida, para la mera captación y reparto de fondos europeos, así como para el control de los ciudadanos y la intervención de la propiedad por parte de la Administración.…  Seguir leyendo »

La magnitud de los impactos humanos sobre los equilibrios terrestres se ha incrementado de manera notable en las últimas décadas, de manera que, según algunos autores, se ha dado paso a una nueva era geológica: el Antropoceno (Steffen et al., 2011). Uno de los mayores desequilibrios producidos por las actividades antrópicas se refleja en el cambio climático, producido por las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), principalmente dióxido de carbono (CO2), metano (CH4) y óxido nitroso (N2O), que retienen la radiación procedente de la Tierra y producen el incremento de la temperatura de la atmósfera.

El sector agropecuario es uno de los principales contribuyentes a las emisiones de GEI, y, a su vez, es el sector con mayor potencial de mitigación del cambio climático por, entre otras, su capacidad de absorción de CO2, el principal GEI.…  Seguir leyendo »