Violencia

Mindy Schauer/Orange County Register via ZUMA Wire Robert Rundo attacking a counter-protester as other Rise Above Movement members look on, Huntington Beach, California, March 25, 2017

As the threat of political violence looms over the 2020 presidential election, federal prosecutors in Los Angeles are preparing for an appeals hearing for the founder of a neofascist street gang at the heart of the earliest street violence of the Trump era. Four years ago, Robert Rundo, a thirty-year-old Queens native, construction worker, and ex-convict, cofounded a group named the Rise Above Movement (RAM). Ostensibly a mixed-martial-arts club for young white men in Southern California, the organization has also promoted identitarian, nativist politics, with a particular antipathy for antifascist activists who, at the time of RAM’s founding, were physically confronting far-right activists throughout California.…  Seguir leyendo »

¿Qué hay de nuevo? Los líderes sociales en Colombia enfrentan una creciente ola de ataques en su lucha por los derechos de las comunidades afectadas por el conflicto. La violencia dirigida contra estos activistas ha aumentado a pesar de los compromisos establecidos en el acuerdo de paz de 2016 para proteger a la sociedad civil. El COVID-19 ha exacerbado la inseguridad para estos líderes ya que grupos armados han explotado las restricciones a la movilidad para consolidar su control.

¿Por qué importa? Los líderes sociales se encuentran entre los defensores más fervientes del acuerdo de paz y de las víctimas del conflicto.…  Seguir leyendo »

Un manifestante sostiene un cartel durante una manifestación contra una ola de masacres, en Bogotá, Colombia, el lunes 21 de septiembre de 2020. (Fernando Vergara/AP Photo)

Durante la noche del 27 de septiembre, un grupo de encapuchados no identificados ingresaron a una finca en el municipio de Andes, Antioquia, y asesinaron a sangre fría a tres personas, entre ellos un joven de 13 años. De acuerdo con las autoridades, se trató de una disputa relacionada con la venta de estupefacientes.

Esta noticia parece repetirse una y otra vez en los diarios de Colombia, país donde, según un informe del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz), las masacres ocurridas en el país en lo que va del año superan las 60, con un total de 246 civiles asesinados.…  Seguir leyendo »

Manifestación contra la violencia policial en Colombia (Bogotá, 13 de septiembre de 2020). Shutterstock / danielr21n

Cientos de heridos, incluyendo policías y civiles, 75 heridos de bala y 14 civiles muertos. Este es el resultado de los disturbios y protestas ocurridas en Bogotá y en otras ciudades colombianas en los últimos días.

Las protestas se relacionan con tensiones estructurales exacerbadas por la COVID-19, pero también reflejan un malestar social que ilustra una fuerte quiebra en la legitimidad del estado colombiano.

Muerte de un abogado

Los disturbios en Bogotá se iniciaron a raíz de la muerte del abogado Javier Ordóñez por parte de miembros de la policía colombiana, cuya retención fue grabada en video.

Este caso no parece un hecho aislado en tanto que la respuesta policial hacia manifestantes ha dado visibilidad a diferentes abusos por parte de las autoridades colombianas.…  Seguir leyendo »

Pandilleros en la prisión de máxima seguridad de Izalco, El Salvador, el 4 de septiembre de 2020. (Rodrigo Sura/EPA-EFE/Shutterstock)

El mundo habla pestes de este 2020, pero para El Salvador está siendo el año menos violento de su violenta historia reciente; de largo, además. No es poca cosa en un país marcado a fuego por el asesinato y las maras, un país que rara vez no ha ocupado un peldaño en el pódium de los más homicidas del mundo. “Los primeros en sacar el cuchillo”, definió en los setenta a sus compatriotas el poeta salvadoreño Roque Dalton, asesinado en la antesala de la guerra civil.

Como periodista, le aposté hace una década al monitoreo constante de la violencia homicida. Desde esa vieja obsesión por el tema, está pasando algo que creí que nunca me tocaría reportar: El Salvador cerrará 2020 con una tasa de homicidios por cada 100,000 habitantes inferior a la de México.…  Seguir leyendo »

Una foto del fotorreportero Rubén Espinosa en una marcha contra la violencia contra los comunicadores en Ciudad de México en 2018. Credit Yuri Cortez/Agence France-Presse — Getty Images

El 31 de julio hace cinco años fueron asesinadas cinco personas en Ciudad de México. Entre ellas el fotorreportero Rubén Espinosa y la defensora de derechos humanos Nadia Vera. Ambos habían llegado a la ciudad huyendo de amenazas del gobierno de Javier Duarte en Veracruz. Los mataron en un departamento en la colonia Narvarte.

Desde entonces y al igual que en varios casos de periodistas y activistas asesinados en México, el Estado promovió una verdad oficial: “No fue un ataque contra Rubén”, dijo el entonces procurador de Ciudad de México Rodolfo Ríos Garza unos días después del crimen. Aquí hay un patrón que se repite: cuando matan a un periodista en el país —antes de investigar— el gobierno se encarga de explicar a la opinión pública que no hubo relación entre el crimen y el oficio periodístico.…  Seguir leyendo »

Una mujer llora afuera de un centro de rehabilitación en Guanajuato, donde fueron asesinadas 24 personas el 1 de julio de 2020. (REUTERS/Karla Ramos) (Stringer/Reuters)

“En Guanajuato la vida no vale nada”, dice una vieja canción del compositor José Alfredo Jiménez, una frase que cobra sentido desde que nuestro estado se convirtió en el centro de la violencia en México. De enero a mediados de julio de este año, en esta entidad de 5.8 millones de habitantes, fueron asesinadas 2,252 personas, más que en países como Honduras, El Salvador o Guatemala.

La violencia se ha ido apoderando de la zona. En los últimos cinco años, los homicidios se dispararon drásticamente 448%. Pasamos de ser la Cuna de la Independencia a la cuna del huachicol —o robo de combustible—.…  Seguir leyendo »

Figura 1. Honduras: tasa de homicidios, 2006-2017 (por cada 100.000 habitantes)

Introducción

Honduras es un país olvidado e invisible. Sus menciones se reducen a pobreza, desigualdad e inestabilidad política. Su ubicación en los índices latinoamericanos e internacionales se encuentra invariablemente en los últimos puestos. También en los índices de homicidios, ya que ha llegado a ser el país más violento del mundo, en 2011 y 2012. De hecho, mientras que Honduras, por las características mencionadas, no figura como actor internacional en los mapas convencionales de las relaciones internacionales, sin embargo, es un punto neurálgico y trascendental en los mapas de las rutas de las organizaciones del crimen organizado transnacional, como lugar de paso, para transportar mercancías ilegales con dirección a EEUU, como la cocaína.…  Seguir leyendo »

Pages of a Quran burned by rioters in a mosque in northeast Delhi on Feb. 26.Credit...Atul Loke for The New York Times

Forty-six people have been killed, more than 250 injured and four mosques set on fire in the sectarian violence in Delhi that coincided with President Trump’s visit to India.

The violence, which lasted over three days and nights and was mostly directed at Muslims in northeastern areas of Delhi, was not surprising. Over the past six years, Prime Minister Narendra Modi, his colleagues in the Hindu nationalist Bharatiya Janata Party, their armies of social media trolls and a vast majority of India’s television networks have consistently been building an atmosphere of hatred, suspicion and violence toward India’s Muslim minority.

The pogrom in Delhi follows in the wake of the discriminatory citizenship law that Mr.…  Seguir leyendo »

A woman sits on the terrace of a damaged building following clashes between people supporting and opposing the amendment to India's citizenship law, in New Delhi on 27 February. Photo: Getty Images.

The outbreak of communal violence in Delhi this week is the worst in India’s capital for decades. It both reflects and will reinforce India’s polarization.

That polarization is between the view that India represents homogeneity, grounded on the fact that its citizens are overwhelmingly (around four-fifths) Hindu (the view of the ruling Bharatiya Janata Party [BJP] of Narendra Modi), and the alternative that India represents diversity – its population includes hundreds of millions of non-Hindus and speakers of dozens if not hundreds of different languages.

India’s polarization is reflected in the reaction to the three days of violence in northeast Delhi, which left hundreds injured and, at the time of writing, 34 dead.…  Seguir leyendo »

Un grupo de niños aprende a usar armas en enero de 2020 en la comunidad de Ayahualtempa, en Guerrero.Credit...Pedro Pardo/Agence France-Presse — Getty Images

El mes pasado fue hallado el cadáver del defensor de la mariposa monarca Homero Gómez. Según la principal hipótesis, fue asesinado porque el hábitat del insecto es un obstáculo para los intereses del negocio ilegal de la madera en el estado mexicano de Michoacán.

Aunque en Guerrero, al sur de México, el mercado de la heroína está en crisis, la violencia continúa. El 22 de enero un grupo de niños de entre 6 y 16 años marcharon con las autodefensas armados con rifles y las caras cubiertas con pañuelos. Se proponen hacer ellos la justicia que el gobierno promete y nunca llega: unos días antes, en el mismo municipio, diez músicos indígenas habían sido torturados e incinerados.…  Seguir leyendo »

En México te matan por defender la naturaleza

Homero Gómez González, líder ejidal que en algún momento administró el santuario Sierra del Campanario en la Reserva de la Biosfera Mariposa Monarca —donde está la mayor colonia de esas mariposas que migran a México— desapareció el 13 de enero. Dos semanas después, se encontró su cadáver en una olla de agua para uso agrícola, a unos cien metros del último lugar en el que fue visto, en la fiesta patronal de la comunidad El Soldado Anónimo, en el municipio michoacano de Ocampo.

Es el primer defensor del medioambiente en México que aparece muerto en 2020. Aunque las circunstancias de su muerte no están claras, la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Michoacán considera que se debió a sus esfuerzos en preservar el hábitat de las mariposas monarca.…  Seguir leyendo »

El poeta y activista Javier Sicilia, al centro, junto con familiares de los 43 desaparecidos de Ayotzinapa en la marcha del 26 de enero de 2020 en Ciudad de México. (Ginnette Riquelme)

Hace diez años, un grupo de periodistas que documentábamos la barbarie de la llamada guerra del narco, declarada por el expresidente Felipe Calderón, hicimos un libro para visibilizar y contar las historias de las víctimas de la violencia en México. Nos desesperaba la ausencia de justicia en la totalidad de los casos y nos desconsolaba la falta de empatía en Ciudad de México con lo que sucedía en el resto del país.

El libro se tituló País de muertos. Crónicas contra la impunidad y, al igual que muchas otras iniciativas que intentaban denunciar lo que estaba pasando, el libro se perdió en la nada: la propaganda belicista del gobierno, en contubernio con algunos medios de comunicación, mantenían ocultas a las víctimas.…  Seguir leyendo »

La llegada del año nuevo a Colombia no dio respiro a la tragedia que el país ha visto alargarse desde hace ya mucho tiempo: las noticias han informado, semana tras semana, y prácticamente desde el día uno, la cifra cada vez más grande de líderes sociales asesinados.

En este arranque de año, se hizo emblemática la noticia de las amenazas de muerte contra Leyner Palacios Asprilla, líder social del municipio de Bojayá, departamento de Chocó, y secretario ejecutivo de la Comisión Interétnica de la Verdad del Pacífico. Desde hace meses, Palacios había puesto las alertas sobre lo que todo el país se enteró después: los pobladores de Bojayá estaban atemorizados por la disputa territorial que estaban teniendo el grupo paramilitar Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC) y la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN).…  Seguir leyendo »

No es casual que en la primera declaración de la autoridad, después del tiroteo ocurrido el 10 de enero en el Colegio Cervantes en Torreón —una ciudad de Coahuila, México— se señale la “influencia” de un videojuego como probable origen del crimen. Así lo dijo el Miguel Ángel Riquelme, gobernador del estado, tras confirmar que un alumno menor de edad había disparado en su escuela, asesinando a su maestra, hiriendo a varios estudiantes, a un profesor y quitándose finalmente la vida él mismo. Con bastante frecuencia, el entretenimiento audiovisual funciona rápidamente como un culpable ideal de la violencia en nuestras sociedades.…  Seguir leyendo »

Members of the Mexican National Guard try to block entry to arriving Central American migrants crossing from the Suchiate River in the southern state of Chiapas on Jan. 20. (Alejandro Cegarra/Bloomberg)

Last year was Mexico’s most violent year in its recent history. More than 35,000 people were murdered; an additional 5,000 disappeared. Some activists are mobilizing to pressure the government to act, but they’re being met by calculated indifference by the government of President Andrés Manuel López Obrador.

On Thursday, Javier Sicilia and Julián LeBaron, two of the country’s most respected anti-violence activists, set out on the “Marcha por la Paz,” a walk for peace taking off from Cuernavaca, the capital of the southern state of Morelos. That’s where the son of Sicilia, a renowned poet, was brutally murdered almost a decade ago.…  Seguir leyendo »

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, en la Mañanera del 17 de enero de 2020Credit...Mario Guzmán/EPA vía Shutterstock

El primer año de Andrés Manuel López Obrador como presidente fue el más violento en la historia moderna de México.

En abril de 2019, asistí por primera vez a una Mañanera de López Obrador, las conferencias matutinas con la prensa que el presidente hace de lunes a viernes. En esa ocasión, le pregunté por la incesante violencia que sacude México desde hace décadas. Si la tendencia de ese 2019 continuaba, sería el año más sangriento registrado en el país, como lo fue. El presidente aseguró que habría avances. Así que ahora, a inicios de 2020, asistí de nuevo a una Mañanera para hacerle la misma pregunta: cuándo habrá, finalmente, resultados.…  Seguir leyendo »

Una mujer prende una vela afuera del Colegio Cervantes en Torreón, México, donde un alumno de 11 años asesinó a dos personas. (Daniel Becerril)

Hace una década, la parte más importante, extenuante y traumática de mi trabajo periodístico era dirigir las coberturas sobre la violencia criminal que azotaba al estado mexicano de Coahuila, sede de una guerra entre cárteles del narcotráfico que dejó más de 3 000 muertos entre 2007 y 2012.

Junto a decenas de colegas aprendí que reportear temas relacionados con la violencia es el ejercicio más delicado del periodismo. En esos años, nuestros días y noches se iban en perseguir los datos de la última balacera en una avenida, de la masacre en algún bar, de la aparición de cadáveres apilados en una esquina.…  Seguir leyendo »

Members of the Syrian Civil Defense, also known as the White Helmets, and residents pull a wounded youth from the rubble of a building after a reported airstrike by pro-government forces on the village of Shinan in the northwestern Idlib province on Nov. 12. (Abdulaziz Ketaz/AFP/Getty Images)

Last month, the humanitarian world was shocked by the suspicious death of James Le Mesurier, a British man who co-founded the White Helmets, a volunteer group that rescues civilians wounded in the Syrian war. The death revealed how dangerous aid work can be. But unlike Le Mesurier, most aid workers who are attacked or killed are citizens of the country in which they’re working. They’re local staff hired by international aid organizations, not outsiders.

Syria is now the deadliest place in the world for those delivering medical aid. In 2012, the regime of Bashar al-Assad effectively outlawed caring for the sick and wounded in rebel-held areas.…  Seguir leyendo »

Después de los tiroteos masivos en Ohio y Texas el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, culpó a la violencia en los videojuegos por la “glorificación de la violencia en nuestra sociedad”. Es una vieja cantaleta y los jugadores profesionales y sus aliados suelen responder a ella mostrando la realidad: no hay evidencia que respalde una relación causal entre los videojuegos y la violencia y, aunque algunos estudios han encontrado vínculos entre los videojuegos violentos y la agresión —que es distinta de la violencia criminal—, estos efectos son mínimos.

Aunque los datos de las investigaciones son importantes, al argumento de Trump le falta un punto esencial.…  Seguir leyendo »