Domingo, 25 de agosto de 2019

Doñana y el lince presidencial

En su enciclopedia Naturalis historia, Plinio el Viejo, el erudito militar y procurador romano, se refiere al ave distintiva de la fauna hispana que es el gorrión y la describe en términos que explicarían su extinción en algunos predios patrios: «En sintiendo aire corrupto de pestilencia, desalojan el lugar y allí donde se conservan es señal de sanidad». Atendiendo a Plinio el Viejo, se hubiera agradecido su protección en los años álgidos de la corrupción. Habría hecho las veces de los canarios que eran bajados a los pozos hulleros para advertir del mortífero grisú. Al enmudecer su trino, los mineros huían, fiados a Santa Bárbara, a toda mecha para no fenecer asfixiados como sus custodios.…  Seguir leyendo »

Los dos intereses de Jeffrey Epstein

Mi liberada:

Las metástasis de la actividad del financiero y delincuente sexual, Jeffrey Epstein, que murió de asfixia en una cárcel de Nueva York donde cumplía prisión preventiva por presunto tráfico sexual de menores, tiene un impacto menos conocido que la política (Bill Clinton, Donald Trump), pero de gran interés. Se trata de la ciencia, y más específicamente, del movimiento de la Tercera Cultura, agrupado en torno a John Brockman, fundador de la célebre página Edge, y agente literario de Richard Dawkins, Steven Pinker o Daniel Kahneman, entre otras decenas de notables escritores de ciencia. El primero en ocuparse con crédito y detalle del asunto fue Daniel Engber en Slate, en su artículo Las chicas siempre estuvieron cerca (Cómo era ser un científico en el círculo de Jeffrey Epstein).…  Seguir leyendo »

La última semana de la paz

La perspectiva no miente pero sí confunde porque hasta el último turista puede sentirse aquí, en el pico del Kehlstein, durante un rato, reyezuelo del mundo. Hoy, como hace ochenta años, desde este imponente Nido del Águila que domina el Obersalzberg, o parte superior de la Montaña de la Sal, idílico enclave de los Alpes bávaros sobre la pintoresca localidad de Berchtesgaden, los seres humanos pueden ser percibidos o intuidos, riscos abajo, lagos abajo, laderas abajo, de dos maneras muy diferentes. Como copos de nieve, como gotas de rocío, resplandecientes puntas de alfiler, depositadas para dar luz y sentido a la civilización que compartimos; o como despreciables gusanos, como microbios infecciosos, simples motas polvorientas del poso de los detritos que ensucian un mundo ideal, antes de ser succionados por el desagüe.…  Seguir leyendo »

Si, en el verano de 2018, alguien hubiera predicho que, apenas un año después, los principales líderes reunidos en la cumbre del G7 debatirían una iniciativa sobre información y democracia impulsada por Reporteros Sin Fronteras (RSF), habríamos pensado que se trataba de una broma. Si alguien hubiera presagiado que una veintena de países estarían dispuestos a firmarla en la apertura de la Asamblea General de las Naciones Unidas, a finales de septiembre de 2019 —un compromiso solemne—, habríamos pensado que era una burla. ¿Cómo imaginar que en una sesión de trabajo dedicada a la tecnología digital los presidentes de Francia y de Estados Unidos, la canciller de Alemania, o los primeros ministros de Reino Unido, Canadá, Italia y Japón se ocuparían de un proyecto emprendido por un pequeño grupo?…  Seguir leyendo »

Fin a la hipocresía colectiva

El populismo de derechas está arrasando en Europa. Mientras que en países como Italia o Hungría ya se ha asentado en los respectivos Gobiernos nacionales, en otros —últimamente España incluida— está dominando el discurso público e institucional sobre la inmigración y el trato a los refugiados. Muchos observadores están convencidos de que el auge populista radica en la depresión económica y la precariedad laboral de crecientes estratos sociales en los países ricos. Pero mientras las desigualdades sociales, efectivamente, han aumentado en toda Europa en la última década, los datos socioeconómicos no pueden explicar por qué el populismo está en alza también entre las clases medias y en zonas sociales que no se ven afectadas por la inseguridad social.…  Seguir leyendo »

En varios lugares de su obra evocó Rafael Sánchez Ferlosio un par de momentos de la conferencia de 1919 La política como profesión, en los que Max Weber se refirió a cierto “vicio de querer tener siempre razón”: “mezquino vicio” la primera vez y “vicio clerical” la segunda.

Más útil que engolfarse ahora en estos certeros adjetivos puede serlo el acudir a la otra conferencia pronunciada por el mismo orador en el invierno revolucionario de Múnich: la no menos enjundiosa La ciencia como profesión (o como vocación; gran parte de la obra de Weber vive de las refracciones de la palabra Beruf, correspondiente a los dos términos mencionados del castellano, que en alemán son uno solo).…  Seguir leyendo »

Recuerdo que, nada más comenzar la música del inicio de «Yo, Claudio», me sentaba frente al televisor y veía la serpiente que reptaba sobre un mosaico mientras aparecían los títulos de crédito. A pesar de mi poca edad y de la hora nocturna me dejaban ver aquella impactante serie sobre Roma. Cuando tiempo después leí el libro me quedé enganchado para siempre a la novela histórica, y cuando no hace demasiados años volví a ver aquella serie que tenía una puesta en escena teatralizada, quedé cautivado por cómo abordaba las luchas de poder, las pasiones y ambiciones. Juego de tronos está muy bien, y si le ha fascinado a los millennials es porque, en general, desconocen el pasado y no les interesa lo que se hizo antes de su nacimiento, pero no saben que dicha serie es un compendio encubierto de sucesos que pueden encontrarse en la historia, la mejor escuela de aprendizaje del poder.…  Seguir leyendo »

Fernando Grande-Marlaska, ministro del Interior en funciones, abomina de las «soluciones simples». Como la que ha propuesto el PP para atajar la crisis de criminalidad que azota la ciudad de Barcelona y que consiste en enviar efectivos de la Policía Nacional y de la Guardia Civil a la ciudad para ejecutar el trabajo que las autoridades locales y regionales catalanas han demostrado ser incapaces, o no tener la voluntad, de hacer. ¿Policías contra criminales? ¡Bah! «Un simplismo», debe de pensar Grande-Marlaska, ese Sun Tzu de la lucha contra la delincuencia.

El remedio de Grande-Marlaska, complejo cual ecuación de la teoría de cuerdas heteróticas, consiste en cambiarse la cartera de bolsillo: del trasero al delantero.…  Seguir leyendo »

Smoke billows during a fire in an area of the Amazon rainforest near Porto Velho, Rôndonia State, Brazil.CreditCreditUeslei Marcelino/Reuters

When I first set foot in the Amazon rain forest, in the Anavilhanas Archipelago, northwest of the city of Manaus, I experienced something that can only be described as awe: an overwhelming sense of connection with the universe. Cheesy, I know. But this is something that we rarely feel — only upon seeing a clear tropical night sky, or the ghostly flickering of the northern lights or even the vastness of a French Gothic cathedral.

From the outside, the Amazon is a massive, undistinguished canopy of trees, but once you’re inside it, it is indeed a “monumental universe,” in the words of the anthropologist Claude Lévi-Strauss.…  Seguir leyendo »

Los directores ejecutivos seguro le temen a una recesión

Se avecina una recesión y los directores ejecutivos de la nación cada vez están más atemorizados.

No están alarmados por la posibilidad de que comencemos una época de desaceleración económica; después de todo, los ciclos van y vienen y, en cualquier caso, los directores ejecutivos, al igual que los gatos, por lo regular aterrizan de pie en sus cómodas patas acolchonadas.

Más bien, los atemoriza algo más fundamental. Como escribió Alan Murray, director ejecutivo de Fortune, en un artículo de portada que describe la ansiedad que experimentan quienes ocupan altos cargos: “Cada vez más directores ejecutivos están convencidos de que el apoyo público hacia el sistema en el que han operado está a punto de desaparecer”.…  Seguir leyendo »